whisky caravan
adventus

MY CHEMICAL ROMANCE: Danger Days… esta semana

21 noviembre, 2010 9:27 pm Publicado por  1 Comentario

 Esta semana regresa MY CHEMICAL ROMANCE después de cuatro años con ‘Danger Days: The True Lives Of The Fabulous Killjoys’

 Se convirtieron en los referentes del movimiento Emo, algo de lo que siempre renegaron. Son una de las bandas más odiadas y amadas, les acusaron del suicidio de varios adolescentes, sus fans salieron en su defensa, tuvieron el mundo a sus pies y cayeron doblegados. Ahora regresan con color y con vida. ÑAKO MARTÍNEZ, que estuvo hace unas semanas en la presentación en directo en Londres, recoge toda la información sobre ‘Danger Days: The True Lives Of The Fabulous Killjoys’, el nuevo disco de MCR que ya está a la venta.

LOS ANTECEDENTES: THE BLACK PARADE, LA OBRA CUMBRE

En 2006 MCR consiguió crear un disco que pasará a la historia como el más importante del movimiento Emo y uno de los discos más importantes de la década. La obra conceptual ‘The Black Parade’ les dio tanta vida como casi muerte, y MCR ya no podían hacer nada para evitarlo. Se volvió más grande que ellos, pariendo un trabajo que el público: “en ocasiones interpretó de una manera rara”, declara el bajista Frank. “Se nos escapó de las manos”. En pleno proceso de grabación la presión fue tan
fuerte que Mikey tuvo que parar para internarse. Tuvieron depresiones, huidas, adicciones. Una gira extenuante se extendió por todo el mundo durante dos años.

De repente MCR estaba soportando la presión de un género completo, el Emo. Sus fans se sentían cercanos a ellos y a su manera de canalizar el dolor, el sufrimiento, tanto que el sueño terminó en pesadilla. Acusados de incitar al suicidio, siendo el punto de mira de muchos odios, en portadas de prensa, tuvieron que abandonar.
Tenían lo que habían estado buscando muchos años, pero sencillamente ya no sabían si lo querían. MCR había regalado al Rock una joya de la corona, pero el precio que pagó fue bárbaro: “Cuando algo te deja tan seco como a nosotros la gira de ‘Black Parade’, no sabes si realmente quieres hacerlo de nuevo”, declara el guitarrista Frank Iero sobre el cansancio que acumuló la banda en ese periodo.

‘The Black Parade’ se les fue de las manos: “Creamos algo y lo lanzamos al mundo. Entonces un año después cobró su propia vida”, dice Frank.

El tiempo tal vez había pasado demasiado rápido desde que publicaran en 2004 ‘Three Cheers For Sweet Revenge’, donde pasaron por España tocando en Madrid como teloneros de The Used en la sala Moby Dick.

LA TENSIÓN SE CORTA EN FILETES: MCR NECESITAN PARAR

El escenario del último concierto de la gira de ‘The Black Parade’ fue el Madison Square Garden de Nueva York. Un 9 de mayo de 2008 MCR decidió ponerle punto y final: “Sentíamos todos que ese concierto del Madison podía ser el final”, cuenta el cantante Gerard: “Le miré y les dije, si este es el final, gracias”.

Era el mismo escenario donde cuentan en 1997 los hermanos Gerard y el bajista Mikey vieron tocar a Smashing Pumpkins y decidieron montar un grupo. Un buen lugar para despedirse.

VIDA Y COLOR: LA VUELTA AL TRABAJO

Con la banda parada en el tiempo, sus miembros aprovecharon para ponerle orden a sus vidas. Gerard se casó con su esposa LynZ, la bajista de Mindless Self Indulgence, con la que tuvo una niña. Lo mismo hizo Frank, al que le cayeron gemelos. Después de la muerte, parece que venía la vida. Parecía además que todo maduraba para MCR.

En este tiempo de ostracismo Gerard se dedicó a escribir cómics, una posición alejada de los focos, de las cámaras y del punto de mira, con la que ha disfrutado: “Lo bueno de dedicarte a los cómics es que la gente no te hace preguntas sobre tu vida ni sobre las drogas que has tomado (…) Hablan de tu trabajo. Ojalá en la música solo se hablara de mi trabajo”.

En enero de 2009 volvieron a comenzar a trabajar en la música como banda con su participación en la banda sonora de la película Watchmen, versionando el Desolation Row de Bob Dylan.

Fue el punto de partida para que se dieran cuenta de que en realidad echaban de menos la música, que era lo que de verdad querían hacer.

Después de un tiempo de composición tenían para 2009 ya un disco crudo, directo, en el que solo se centraban en el Rock y se alejaban de conceptos. ¿Qué fallaba entonces? “No tenía alma” dice Ray Toro, “el problema del disco es que habíamos decidido lo que iba a ser antes de hacerlo”, matiza. MCR quería huir de todo lo que habían conseguido, de su imagen oscura, de sus disfraces y de todo lo que conllevara un concepto. Querían ser una banda de Rock, pero lo que habían grabado no les terminaba de convencer. Por eso Gerdard se marchó al desierto en una furgoneta con su familia, para encontrar la inspiración, la inspiración que a la postre
daría el fruto de ‘Danger Days: The True Lives Of The Fabulous Killjoys’. En su estancia en el desierto surgió el tema “Na Na Na”, primer single. A su regreso a Los Ángeles, a donde Gerard se había mudado desde Nueva Jersey, les mostró la canción nueva que tenía. Todo cambió desde entonces: “Por primera vez sentíamos que estábamos otra vez a tope”. Comenzaron a llover las ideas y sin darse cuenta MCR estaban trabajando en un disco diferente de estudio.
“No pensamos en ningún momento que estuviéramos escribiendo un nuevo disco”, admite Frank, “por eso salieron tantas ideas”. Esa libertad de ideas y la pasión e inspiración de Gerard por los cómics, sirvieron para crear Danger Days….

La única pega que tuvieron a comienzos de 2010 fue la salida en marzo del batería Bob Bryar. El resto era positivo en la banda. Pronto fueron saliendo canciones como “Planetary Go” o “Vampire Money”. La música fluía y las letras también. Gerard ya no tenía que profundizar en el dolor y en la muerte para encontrar la inspiración. Danger Days es un disco con mucho colorido, con un mensaje más radical y menos peligroso: “Todos somos salvajes, eso es Danger Days. Es decir que no hay reglas, no hay control. Nadie está al mando, esto es puro caos. Es un misil que apunta al Rock n Roll. “El negro ya no es peligroso y los vampiros tampoco.
¿Qué es ahora peligroso? El color, eso es lo que temen (…) Ahora sonamos como una banda libre, y para mí ese es el sonido del puro rock and roll”.

“El año que viene cumpliremos diez años juntos,” explica Frank, “y es mucho tiempo para estar haciendo siempre lo mismo. Y creo que si alguien nos ha venido siguiendo mucho tiempo también necesita sentimientos diferentes en su vida, que aparezcan diferentes emociones. Y lo sé porque eso es lo que nosotros también necesitamos.”
“Black Parade hablaba de una gran tristeza y un gran sufrimiento. Danger Days habla de una gran aventura en el hiperespacio”. Gerard lo explica, finalmente, con un guiño.

ESCUCHA AQUÍ ‘DANGER DAYS…’

Etiquetas: ,

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por nakomartinez

1 comentario

  • lautaro dice:

    la verdad mcr me vuelve loco
    y cuando me entere del nuevo disco y ver el nuevo look de la banda me dieron ganas de teñirme el pelo de rojo y gritar en medio de la calle “na na na na na na na na na na na na…!!!!!!”

    ojala que vengan a argentina
    tengo 14 años y creo que no me van a dejar ir pero quiero que vengan para que los my chemicaleros disfruten de este exito de la banda por mi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.