Entrevistas |Leche Frita

«Somos más de mensajes que de formas»

Por: Borja Díaz

Con dos décadas de punk rock a sus espaldas, los canarios Leche Frita siguen dando caña. Descaro y a la vez compromiso social caracterizan unas letras que acompañan con un sonido único. Un nuevo EP titulado ‘Morir hay que morir’ ha dado pie a esta entrevista realizada por Borja Díaz a José “el canario”, vocalista de la banda, en la que nos hablan del choque generacional de sus componentes, sus orígenes y sus intenciones para el futuro.

Sin duda vuestro nombre es llamativo. ¿Cómo surgió llamaros así?

“Tenemos un par de teorías al respecto (risas). Pensábamos en ser graciosos con el nombre del grupo y recordamos que nuestras abuelas, cuando les pedíamos un duro para chicles, nos contestaban de muy mala hostia: “¡Os voy a dar una leche frita!” Más tarde, ya de mayores, esta expresión se conviertió en una metáfora de lo que te tiene preparado la vida”.

¿Cómo os planteáis el grupo desde las islas? ¿Cómo se ve el panorama desde allí?

“Realmente, asumimos desde el principio que íbamos a pasar muchas penalidades. A lo largo de toda la historia del rock canario, todas las bandas insulares con intenciones de crecer, en todos los sentidos, tienen que mudarse a la península para buscar el ambiente y el público adecuado. Aunque últimamente están surgiendo aquí una serie de festivales gestionados por las propias bandas, son muy pocas las ocasiones que tenemos para salir de la cueva si no hacemos versiones para los guiris”.

Pese a que es lo predominante en vuestro sonido, no hacéis un punk rock al uso. ¿Cómo definiríais vuestro sonido?

“Bueno, nuestra idea era sonar como los clásicos grupos punk del norte de toda la vida. Nuestra filosofía sigue siendo reivindicativa, pero al irse formando el grupo a lo largo de los años, el sonido queda marcado por nuestras capacidades y, sobre todo, por la línea que ha dirigido nuestro productor Emilio Guill desde Madrid, quizás algo más americano. La verdad es que como músicos, somos más de mensajes que de formas”.

Sonando así, ¿qué grupos os han influido?

“Todos los miembros de Leche Frita pertenecemos a distintas generaciones, cada uno tiene sus propios gustos y su propia historia. Alguno es tan viejo que solo se acuerda de Barón Rojo, Leño, Asfalto, Bloque, La polla, Manolo Escobar y cosas así. Los más jóvenes no sé ni de dónde han salido (risas). Personalmente, creo que, al final, es el espíritu de las noches de rock que hemos vivido lo que cada uno aporta a esta banda”.

Habéis sacado una tirada de cien copias en casete. ¿Cómo surge la idea de hacerlo?

“Es un acto romántico. Nos hacía mucha ilusión poder formar parte de ese mundo de las estanterías llenas de cintas, con sus portadas, sus libretos, fotos y todo eso. Además, ¡“alguno” todavía tiene radiocasete en su coche (risas)!”

El prólogo del disco es un texto que deja claro el tratamiento e importancia que le dais a la temática, ¿no?

“Sí, en cada trabajo tratamos de afrontar cuestiones humanas, como ya te he comentado. Le damos mucha importancia al mensaje y a veces hay que preparar, o más bien situar, al oyente, ya que usamos mucha metáfora y hay textos que no están tan claros. El prólogo debería ser como el decorado de un escenario, luego cada tema tiene su propia versión de las formas de morirse”.

Viendo el título del EP y escuchando “La mala gente”, ¿la sociedad actual no os inspira mucho positivismo verdad?

“No solo la actual, ya cuando vivíamos en las cuevas había leña todos los días. Aunque no hemos perdido del todo las esperanzas en el ser humano, defectos como la envidia, el odio o la maldad por la maldad nos parece que acompañarán al hombre incluso cuando vivamos en el espacio. Quizás sean los modelos sociales basados en el capitalismo, consumismo y el materialismo los culpables o que no se fabrique todavía una pastilla que nos haga más suaves, ¿o acaso la hay? Creo que he probado alguna que te daba ganas de abrazar a la gente, pero hace mucho tiempo de eso, lo mismo se han acabado ya”.

Vuestros videoclips siempre tienen un mensaje y un gran trabajo detrás. ¿Qué podéis contarnos del elegido para esta ocasión, “El camino”?

“Sobre todo aprovechamos para agradecer el trabajo desinteresado de los malagueños Cartílago Films, que han hecho algo muy bonito y muy bueno, y a nuestro cámara habitual Ignacio, que siempre acierta con nuestra visión de los temas. “El camino” es una puesta en escena de la sociedad y del sistema, contra el que debemos luchar y ante el que tenemos que estar atentos si no queremos convertirnos en simples conejillos de laboratorio. “Los malos” nos dominan con sus formas de gobierno, con su propaganda y sus mentiras, y son capaces de permitir que nos den plástico para comer. No todo vale con tal de ganar dinero, las víctimas son siempre las mismas: el ser humano sencillo y la naturaleza. La imagen final del vídeo es la de “hasta luego Lucas, ahí os quedáis, me voy al monte””.

“Una amiga” tiene una intro, con campanas y el latido de un corazón, que le da un ambiente tenebroso. ¿Queríais reforzar la temática de la letra?

“Puede que rodear al tema de campanas, como si fuera la comitiva de un entierro, nos sirva para dar pie al próximo vídeo, aunque la letra en esta ocasión es clara y evidente. Siempre tenemos la sensación en algunos temas de que estamos visualizando el sentido de los hechos y hay intros que nos ayudan a concentrarnos en el tema”.

El bajo y la guitarra ayudan a crear un sonido más oscuro que en el resto de temas. ¿Por qué una canción así siendo solo 4 las que forman el EP?

“Tenemos la idea de que producir cada año. Las condiciones en las que estamos en las islas, nos obligan a tener que escoger los temas que estén más trabajados para la ocasión. Dentro de esta temática era imprescindible incluirla. Te diría que es el tema principal y los otros tres completan el disco”.

¿Por qué terminar el EP en “La trampa” con sonidos de un despertador, un teléfono o incluso una metralleta?

“Facturas, tonos de teléfono, disparos, balas, etc. Eso es todo lo que resume esta vida”.

¿Cómo es Leche Frita en directo?

“Bueno, siempre nos hemos considerado más una banda de directo que de estudio. Nos machacamos en el local de ensayo para después darlo todo sobre el escenario. En cada concierto es como si actuáramos ante el público por primera vez, al menos a mí me pasa. Es todo un acontecimiento vital”.

¿Cómo vais a presentar ‘Morir hay que morir’ en directo? ¿Tenéis planes de gira por la península?

“Emocionalmente, con mucha ilusión y locos por poner en escena este trabajo al que acompaña una selección de lo mejor del grupo. Tenemos un nuevo guitarrista que nos da un sonido más punk, si cabe, y que también está loco con la banda y con nuestro proyecto. En el escenario tenemos pensado ir proyectando todos nuestros vídeos y fotografías de la banda a modo de homenaje a una trayectoria de más de dos décadas, que es todo un milagro en los tiempos que corren. Por supuesto estaremos en Madrid el día 20 de enero en la Sala Silikona, regalando algunos CDs al público y tocando junto a nuestro hermanos canarios de Natribu que también presentan su nuevo disco en una gira por toda España. ¡Nos vemos en ”La Silikona”! Gracias por la entrevista, amigo”.

Etiquetas: , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Pablo Camacho