proyecto hatta

Entrevistas |Ian Anderson (Jethro Tull)

«Me preocupa y me disgusta observar cómo cada vez la gente es más intransigente en sus posiciones»

Por: Mariano Muniesa

Foto: Will Irland

Más de 50 años contemplan ya la trayectoria de Jethro Tull en la historia del rock, y todo indica que mientras Ian Anderson se mantenga tan activo y entusiasta como se encuentra a sus 75 años, la banda celebrará muchos más cumpleaños. Tras anunciarse sus próximos conciertos el 16 de marzo en el Teatro Circo Price de Madrid y el 18 de marzo en el Batet de Cartagena, estábamos ansiosos por escuchar el nuevo álbum de Jethro Tull que en estos días se pone a la venta, ‘The Zealot Gene’, álbum que sorprendió muy positivamente a Mariano Muniesa, el interlocutor del líder de la legendaria banda en esta entrevista.

Este es el primer álbum de Jethro Tull en muchos años, el primero desde el álbum de Navidad, y el primero con canciones nuevas desde ‘J-Tull Dot Com’. ¿Qué fue lo que te llevó a querer hacer un nuevo álbum de Jethro Tull en lugar de hacer otro proyecto en solitario?

“Es algo que quería hacer desde hace ya tiempo. Para ser sincero y viéndolo en perspectiva, mi anterior álbum en solitario, ‘Homo Erraticus’, debí haberlo sacado como un álbum de Jethro Tull, porque era en gran medida un álbum de proyecto de banda, escrito y grabado de la misma manera general que este nuevo trabajo, ‘The Zealot Gene’. Todas las canciones fueron montadas, arregladas y ensayadas tal y como serían tocadas en el escenario y con toda la banda participando muy activamente. Así es en realidad como más me gusta trabajar en un disco, con espíritu de banda. Por ello, decidí que este nuevo trabajo sería un álbum de Jethro Tull”.

Hasta donde he podido saber, la pandemia, como era inevitable, creó muchos problemas en la grabación de este disco. ¿Cómo se desarrolló todo el proceso?

“Siete de las pistas de ‘The Zealot Gene’ se grabaron exactamente de la manera en la que te hablaba, con toda la banda junta y además procurando no enfriar demasiado las canciones: tuvimos cinco días de ensayo, cuatro días de grabación para cada una, pero por un lado estaban las giras que teníamos comprometidas, y después la pandemia, eso dejó en un lapso de tiempo muy largo la continuación de la grabación. Esperé durante varios meses a ver si la situación de la pandemia mejoraba y nos permitía trabajar de nuevo juntos, pero llegó un momento, en la primavera pasada, que ya perdí toda esperanza de trabajar con los muchachos en el estudio juntos, así que tomé la decisión de terminar el álbum yo solo. Por lo tanto, habrás advertido que hay cinco canciones que son más acústicas, y musicalmente contrastan un poco con las demás, lo cual no me disgusta; es un poco como la forma en que evolucionó en su día ‘Aqualung’, donde grabé algunas cosas por mi cuenta en el estudio y luego los otros miembros del grupo agregaron diversos fragmentos e incorporaron ideas para temas que estaban todavía en una fase muy primigenia”.

¿Cuál es el significado que has querido dar al título del disco, ‘The Zealot Gene’ –“el gen fanático”, en castellano-?

“Me preocupa y me disgusta observar cómo cada vez la gente en general es más intransigente en sus posiciones, cómo el debate político está cada vez más radicalizado y es más agresivo, sobre todo en la redes sociales. Los líderes políticos han caído también en esa polarización, e incluso presidentes de gobierno usan las redes como un arma de ataque y de amenaza constante contra todo y contra todos los que no piensan como él. Eso es lo que yo llamo el gen fanático. A primera vista, tal vez sería fácil suponer que este título está directamente dedicado a Donald Trump, pero no sólo él está en esa actitud, te podría mencionar otros muchos presidentes que se comportan de esa manera. El disco trata de ser una llamada de esperanza contra ese gen fanático. Por ello, cada una de las canciones trata sobre una emoción humana distinta. Emociones positivas, actitudes positivas como la caridad, la lealtad, la compasión, la bondad, y también negativas, como la ira o la venganza. En ese sentido, he tomado en muchas letras como referente la Biblia. Es el único texto que describe a lo largo tanto del Antiguo como del Nuevo Testamento todas las emociones humanas”.

Este álbum sale al mercado con una compañía independiente como es Inside Out Music. ¿Cómo se produjo el contacto entre las dos partes? ¿No preferiste editar el disco con una compañía multinacional?

“En realidad Inside Out era la alternativa perfecta, porque por un lado, es una compañía que conoce y trabaja muy bien el rock progresivo, el rock más clásico, en el que Jethro Tull nos movemos, pero tiene unos acuerdos de promoción y distribución con Sony Music, es decir, un sello independiente con el que el trato es más cercano y el entendimiento muy sencillo, y las posibilidades de desarrollar un producto con la potencia de una gran multinacional. A la hora de editar ‘The Zealot Gene’, para mí lo más importante no era la oferta económica, sino el compromiso con apoyar este disco y ofrecer un trabajo que hiciera posible difundirlo lo máximo posible. Hablé con muchas compañías, e Inside Out fue la que me ofreció mejores garantías”.

Foto: Travis Latam

Me gustaría comentar contigo alguna de las canciones que más me han gustado de este disco. La primera, “Mrs.Tibbets”, es muy buena y me gusta mucho. ¿De dónde vino la inspiración musical para esta canción? ¿Quién es “Mrs.Tibbets?

“Musicalmente es una canción de rock progresivo bastante estándar, con una melodía y un estribillo sencillos, pero con partes instrumentalmente mucho más complejas. En cuanto a la letra, tomo como base la célebre historia del antiguo testamento de la destrucción de Sodoma y Gomorra y de Lot, la persona a la que Dios advirtió que saliera de allí con su familia antes de la hecatombe que devastaría aquellos lugares, pero que ni él ni nadie de los que le acompañara volviera la vista atrás para ver el fin de Sodoma y Gomorra. La mujer de Lot volvió la cabeza para ver aquello y quedó convertida en estatua de sal. Siempre he advertido el paralelismo entre ese episodio y el bombardeo de Hiroshima y Nagasaki, como una lluvia de destrucción y muerte inimaginable caía del cielo y quienes lo veían eran cegados por la radiación y abrasados vivos. No hay justificación para un crimen así. Truman pudo haber ordenado, para intimidar al Japón, que se lanzasen esas bombas en el perímetro de la ciudad, en zonas cercanas pero deshabitadas, pero ordenó un bombardeo sobre ciudades densamente pobladas, a sabiendas de que provocaría una muerte horrible a miles de personas inocentes. Quizá Truman esté ahora en el infierno experimentando lo que ordenó hacer en Hiroshima”.

“Jacob´s Tales” me gusta mucho, en especial por la armónica. ¿Eres tú quien toca la armónica en esta canción?

“Sí, claro. He tocado muchas veces la armónica a lo largo de varios discos de Jethro Tull. En mi primera banda a comienzos de los 60 ya tocaba la armónica. En este caso, cuando escuche las bases de guitarra acústica, en seguida pensé: esta canción pide una armónica en tono de blues. Lo probamos y quedaba muy bien, le daba a la canción un aire sugerente”.

“Sad City Sisters” es una canción muy clásica de Jethro Tull. Al escucharla, me recuerda mucho a “Mother Goose” de ‘Aqualung’. ¿Hay alguna influencia de “Mother Goose” en “Sad City Sisters”?

“Directamente, pienso que no. Es posible que haya similitudes, llevo muchísimos años haciendo música y seguramente reminiscencias de otras cosas que yo haya hecho aparecerán en estas cancines, pero ello no es algo deliberado. La canción, en sus primeras tomas, empezó con una guitarra acústica sobre la que íbamos poniendo otros instrumentos, hasta que vi claro que la mejor versión era la que mantenía la acústica con un acompañamiento de acordeón, mandolina, violín y un bajo muy penetrante. La letra trata sobre muchas de esas chicas o chicos adolescentes que salen a divertirse un viernes por la noche, y beben tanto o consumen tal cantidad de drogas que a la mañana siguiente no recuerdan nada de lo que han hecho. Es triste e incomprensible, sales a pasarlo bien y luego no puedes recordar nada de lo que se supone que disfrutaste. Un tiempo perdido en tu vida. Es un tema con cierta tristeza, porque sinceramente me apena que la gente malgaste buenos momentos de su vida de esa manera”.

La última canción, “The Fisherman Of Ephesus”, hace referencia en su título a la frase bíblica con la que se dice que Jesucristo animó a sus apóstoles a seguirle, diciendo que se convertirían en pescadores de hombres. ¿Qué has querido reflejar en su letra?

“Lo más importante en esta canción no es la referencia bíblica, sino lo que sintieron algunos de los apóstoles de Jesús cuando éste murió, el sentimiento de culpa. Ellos no podían evitarlo, Jesús había venido a la tierra para morir por la humanidad, pero aún sabiéndolo había un sentimiento de culpa en sus corazones. Es algo que les pasa a muchas personas, que cuando sobreviven a un terremoto, a un accidente aéreo, inexplicablemente se sienten culpables de haber sobrevivido y tienen que vivir con esa carga el resto de sus vidas. Me produce mucha curiosidad esa extraña forma de pensar”.

Steven Wilson ha hecho remezclas de algunos discos de Jethro Tull como ‘Aqualung’ y ‘Stormwatch’, y este mismo año ha hecho lo mismo con el álbum ‘A’. Supongo que estarás contento de su trabajo. ¿Hará más remezclas de otros álbumes?

“Pues justamente hace unos días hemos terminado de remezclar, remasterizar y dejar listo para su reedición la edición 40º aniversario de ‘The Broadsword And The Beast’, que se editó en la primavera de 1982. Será un lanzamiento en formato box-set muy trabajado, con muchísimo material, un concierto en directo y unas 35 canciones, todas remezcladas por Steven. Me entiendo muy bien con él, trabajamos a gusto juntos y me gustaría hacer más cosas contando con Steven, pero supongo que cuando termine la pandemia y retome sus propias actividades no podrá dedicar tanto tiempo a proyectos como el que acabamos de terminar”.

Muchos músicos del mundo del Heavy Metal, como Steve Harris de Iron Maiden, Geddy Lee de Rush, John Myung de Dream Theater se declaran fans de Jethro Tull. ¿Por qué crees que tu música, que no es cercana al Heavy Metal, sin embargo gusta tanto a los músicos de Heavy Metal?

“Justo diez minutos antes de empezar esta entrevista contigo he contestado un correo electrónico de Bruce Dickinson acerca del concierto que hicimos este pasado fin de semana en la catedral de Canterbury. Sé que Jethro Tull es un grupo que gusta a muchos músicos de Heavy Metal, igual que gusta a otros muchos músicos de diferentes estilos como el punk, varios miembros de grupos como The Stranglers, Sex Pistols o The Police me han confesado en persona que les encanta nuestra música. Marc Almond, de Soft Cell, Bob Geldof… mucha gente ama a Jethro Tull y quieren hacer música conmigo. Es muy gratificante. ¿Motivos? Cada uno tendrá los suyos, supongo”.

Escucha 'The Zealot Gene' en Spotify:

Mariano Muniesa
Sígueme
Etiquetas: , , ,

Categorizado en: , , ,

Esta entrada fue escrita por Mariano Muniesa

2 comentarios

  • Juandie dice:

    Muy buenos y dignos temas por parte de los históricos JETHRO TULLO para este nuevo álbum de estudio. Un honor que desplieguen su estupendo Folk/Rock en nuestro pais a través de esos dos futuros conciertos.

  • SCDT Juandie dice:

    Lo dice por elitistas descerebrados como Juandie, han matado al rock.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.