Madness 2
noctambul
dobleesfera
azrael
elhombredelvalle
marionettes
puenterock
rulo
strangers
effe
javiersolo
graspop
ironmaiden

Crónicas

Greta Van Fleet + Yola: en la escalera del éxito

«Me han convencido, no me esperaba tanto, aunque en ciertos momentos me recordaron a otra de las bandas que han tenido un boom similar»

26 noviembre 2019

Sant Jordi Club, Barcelona

Texto: Jordi Campàs. Fotos: Markceröck

Tras casi un año de espera, la banda revelación del hard rock americano retomaba su gira europea aplazada por una laringitis severa de Josh Kiszka, y la cerraba precisamente en Barcelona, en el mismo lugar donde estaba programada. A pesar del sold out, la promotora, Doctor Music, decidió mantenerlo en el pabellón adosado al Palau Sant Jordi. Recordar que también los tenía contratados para su veraniego festival particular que, finalmente, fue cancelado abruptamente.

A mi llegada, poco antes de la actuación de Yolanda Quartey, también conocida como Yolanda Carter, el Sant Jordi Club presentaba una escasa media entrada. La voluptuosa artista inglesa, exvocalista de Phantom Limb, así como colaboradora de numerosas bandas británicas como Massive Attack, o Chemical Brothers, presentaba su álbum debut grabado en Nashville, ‘Walk Trough Fire’, tras la edición el pasado año de un EP titulado ‘Orphan Offering’. Yola empezó con “Faraway Look”, tema que abre su aclamado, y nominado trabajo en tres apartados de los próximos Grammy, una de ellas por esta canción, y las otras dos como mejor álbum, y mejor artista novel. Acompañada por un total de cinco músicos, nos deleitó con la fuerza y la calidez de su excelente voz, y una selección de cortes de su nuevo disco, entre las que cabe destacar “Ride Out the Country”, “Still Gone”, o “Love All Night (Work All Day)”. De su EP nos regaló “What You Do”, y completó su energética actuación con la bailable versión del “Never Go Back” de la banda folk de Illinois, Birds of Chicago. Para cerrar, nos dejó con un clásico como “Spanish Harlem” de Ben E. King. Si bien los chicos de Michigan finalizaban su tour europeo esa misma noche, a la de Bristol aún le quedan algunas fechas en el viejo continente antes de saltar a Norteamérica, donde le espera una larguísima gira a lo largo y ancho de Estados Unidos, y un par de fechas en Canadá.

Greta Van Fleet

Ya con el pabellón bien repleto (recordemos que vendieron las tres mil y pico de entradas en un santiamén), alcanzando una cotización en las redes de cien euros en la reventa, Greta Van Fleet, la banda con nombre de señora, una vecina octogenaria a la que los hermanos Kiszka le cortaban la leña, los chicos de Michigan nos daban una muestra más de su vasto background musical antes de encandilarnos con su efectista directo con una intro del que fuera miembro de la formación soul afroamericana The Temptations, David Ruffin y su “My Whole World Ended”. Acto seguido, uno de sus grandes hits, de facto, su número uno en Spotify con más de setenta mil escuchas, “Highway Tune”, intentando verlos  entre un mar de pantallas de móvil registrando el momento, una constante durante la hora y cuarenta aproximada de concierto. En ocasiones fue dificultoso ver al pequeño gran vocalista entre la nube de móviles, si todos hiciéramos lo mismo al mismo tiempo acabaríamos viendo el concierto a través de una multitud de pantallas. En fin, aplausos y gritos enfervorizados durante y al final del tema. Para seguir con otro corte de su EP ‘From the Fires’, “Edge of Darkness”, bañados en luz violeta, y una autentica exhibición de Jake Kiszka en especial, tremendo solo, llegando a tocar con la guitarra detrás de la cabeza y con esas poses arqueándose tan Page. aunque si queréis ver a un enfermizo imitador de Jimmy Page, os recomiendo ver el documental Mr. Jimmy, tan increíble como entrañable.

Greta Van Fleet

Sin salir de su EP es la hora de una lección de historia, y como las tiranías controlan al pueblo, y este se rebela (¿donde habré visto yo esto hace poco?), “Black Smoke Rising” y esos coros imposibles. Un poco de calma para cantar a solas, dice Josh para “The Music Is You”, del cantante folk fallecido en accidente aéreo John Denver, engarzada con la melódica “You’re the One” de su ‘Anthem of the Peaceful Army’. Intro orgánica con barrita de incienso quemando durante todo el tiempo al lado del Hammond de Sam Kiszka, mientras Josh pregunta, “¿conocéis esta?“. Es “Age of Man”, otro tema melódico que te transporta a bosques y montañas, y que resuena al sinfonismo de los Yes de Jon Anderson por los cuatro costados. Tras este alucinante viaje seguimos rumbo a lo desconocido con “Black Flag Exposition”, una composición instrumental a la que GVF le han incorporado los textos de Melanie Safka del disco ‘Candles in the Rain’. Enlazan esta incontinencia guitarrística de más de diez minutos con el medio tiempo setentero inundado en luces rojas “Watching Over”. De lo más zeppeliana es “The Cold Wind”, hasta el punto de dejarte deslumbrado, al igual que “When the Curtains Fall”, en especial en su parte más guitarrera, de la que despiertas al llegar el momento de gritar el título del tema en cuestión. El cuarteto desaparece antes de volver para despedirse de una gran mujer, Yola, y para la ocasión lo hacen con un clásico de la música norteamericana, “The Weight”, compuesta por el canadiense Robbie Robertson, grabada en primera instancia por The Band, y posteriormente por diosas afroamericanas como Diana Ross o Aretha Franklin.

Greta Van Fleet

Tras esta entrañable interpretación con Yola mostrando todo su poderío vocal llegamos a la celebración del amor, como anunció Josh, con una preciosidad titulada “Flower Power”, alargando la pieza con Josh haciendo dar palmas, y final épico con Sam de nuevo tras el órgano Hammond. Ahora son los fans los que corean, y Josh anuncia un tema más, que no es otra que “Safari Song”, que incluye un tremendo solo de batería de Danny Wagner. Ya con toda la banda, final apoteósico y Josh soltando un infalible “Hasta pronto “, desaparecieron uno a uno. Pues solo añadir que me han convencido, no me esperaba tanto, aunque en ciertos momentos me recordaron a otra de las bandas que han tenido un boom similar como The Darkness. Creo que a los de Frankenmuth les irá bastante mejor. Ahora les espera otra gira por su país, y otra por Sudamérica acompañando nada más y nada menos que a Metallica. Buena suerte.

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

6 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.