Madness Live!
leyendasdelrock
resurrection
farragua
visitantes
ñu
evildog
reveal
grantrailer
hellrock
azero

DESPISTAOS: 150 MINUTOS PARA TODOS LOS GUSTOS

9 mayo, 2012 10:40 am Publicado por  3 Comentarios

Kapital, Madrid

Nos lo habían pintado bien, realmente bien esa misma mañana en los micrófonos de nuestra emisora. Y aún con esas se quedaron cortos. Cumplieron con su “amenaza” de estirar y estirar el concierto en Kapital para desgranar el listado de su último Los Días Contados, tanto en acústico como en eléctrico. No mintieron cuando anunciaron que habría proyecciones especiales en un pantallón y que contarían con el refuerzo en los teclados de Garci (Zero), quien ha grabado algo en todos los discos del grupo salvo en este precisamente, y en cualquier instrumento que se le ponga delante de “Pirata” (LosDelGás). Es más, ni siquiera se lo perdió Krespo… y si escuchaste el último Desperta-Rock sabrás a cuento de qué viene esto.

Decía que lograron sorprender incluso a los menos acérrimos de la banda  con un concierto que tuvo todo eso y más. Directo que arrancó con puntualidad casi británica a las 20:45 horas con Física y Química (en versión acústica, menos adolescente), su tarjeta de presentación durante los últimos años le pese a quien le pese. Debió de pensar un trajeado Dani que si “Pirata” tocaría acordeón, trompeta, etc., él no sería menos. De hecho tardó poquísimo en fardar de ukelele en Cuando lloras, otra de las primeras canciones que sonaron.

Normalmente a estas alturas de la temporada, entre el calor y los primeros festivales ya pega aquello de la “escala groupie” que yo mismo patenté en extrañas circunstancias. Pero como poco había de festival allí bajo los focos de un Kapital que rozó el lleno (al menos a pie de pista) y nadie acabó con los hombros destrozados por aupar a nadie, digamos que esta canción de Cuando Lloras alcanzó elevados registros en la “escala karaoke”, es decir, la cantó todo el mundo (y quien no, disimuló a la perfección a base de playback).

Entre pitos y flautas, con permiso del ukelele, voló la primera media hora de concierto. Momento que aprovechó Dani para volver a dirigirse al público (una constante desde que saludó al gentío por primera vez) y comentar que comenzaron un tanto “raros” por problemas con el bajo de Isma y el flamante bigote que lucía Krespo, tal cual. Tras la twittera #Todos para una llegaron dos subidones seguidos en nuestra particular “escala karaole”. En primer lugar, una Caricias en tu espalda que sonó especialmente eléctrica tratándose de un acústico gracias a las guitarras de los citados Krespo, Dani y More y en segundo lugar, Estoy aquí, uno de los primeros éxitos de la banda allá por 2004 (¿Y a ti qué te importa?) y apuesta segura en directo donde las haya.

El primer invitado, o mejor dicho, primera invitada, puesto que se trató de María Villalón (quien ya colaboró en Los Días Contados) llegó con Hasta las 12. El segundo no tardó en aparecer sobre el escenario. Rodrigo Llamazares “Ro”, cantante de Súper Skunk, se encargó de poner voz a Un beso y nada más junto a Krespo y Dani… y al público, que lo dio todo en el estribillo otra vez. Destacar además en este tema el cambio de ritmo al son de la armónica del propio Krespo. En estas que Dani no veía ahí abajo en la chuleta cuál era la siguiente y fue una Si no estás recibida entre palmas y más palmas.

Habíamos superado la hora de concierto, con el reloj amenazando con marcar las 22:00, cuando caí en la cuenta de la atmósfera folk que se había adueñado del escenario.  Antes de dar por finalizado este tramo acústico (que lo fue en mayor o menor medida según qué canción tal y como apunto), llegó el reconocimiento para Lázaro por parte de sus compañeros. El último en llegar a Despistaos año y medio atrás fue el protagonista absoluto de Ruido. En el vídeo que proyectaron en el pantallón a sus espaldas sólo apareció él bailando sin parar a lo Lonely Boy de los Black Keys, ¡crack!

Entonces sí, Sentada en un sueño, la última acústica si no recuerdo mal. Por cierto, la favorita del grupo según ellos mismos confesaron y un “por cierto” más. A esas alturas de concierto ya no se veía ninguna chaqueta allí arriba porque todos iban en mangas de camisa. Lógico y normal teniendo en cuenta que, tras el descanso que se tomaron alrededor de las 22:15 horas, llegaba la parte eléctrica de la noche (quién sabe si dedicada a toda esa gente que criticó la “lentitud” de Los Días Contados). Y para qué engañarnos, también yo me dejé de formalidades y olvidé la libreta para disfrutar de las guitarras de More, Krespo, Dani y el bajo de Isma en su salsa. Garci y “Pirata” regresaron al escenario, pero este último lo hizo con otra guitarra, de mado que todo ganó en intensidad definitivamente.

Sin embargo, mención especial (aparte de esas dos jóvenes espontáneas que bailaron durante todo el concierto subidas en no sé dónde y no se bajaron de allí en ningún momento), para un final más eléctrico si cabe: Y mírame, tema en el que Dani perdió la correa de su guitarra en pleno brinco; Estrella, más frenesí y Desde que nos estamos dejando, la fiesta total con toda la gente pegando botes. Después de dos horas y media todavía hubo alguien que se quedó con ganas de más y pidió bis, pero no, cuando acabaron de saludar y repartir púas desde lo alto se retiraron para no regresar a eso de las 23:15 horas. Punto y final para una buena y larga noche de música en vivo.

Alberto C. Molina (@albertocmolina)

Setlist

Física o química

Hasta que pase la tormenta

Cada dos minutos

Cuando lloras

Soportales

#Todos para una

Caricias en tu espalda

Estoy aquí

Nada de nada

Hasta las 12

Tu barco de papel

Un beso y nada más

Si no estás

Menos

Ruido

Sentada en un sueño

Seguir adelante

El silencio

Miércoles

Con un poco de suerte

Los días contados

Es importante

Dibujando primaveras

Gracias

Y mírame

Estrella

Desde que nos estamos dejando

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , ,

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

3 comentarios

  • juandie says:

    ¿Y a esta basura le llaman rock?.Deberia de darles verguenza a la heavy de poner a estas “bandas” de mierda.

  • Rubiales says:

    Lo bonito de la música es que hay tantísimos estilos y, con ello, tantísimos grupos y cantantes, que tienes para elegir y quedarte agusto. La parte menos agradable es gente (por no llamarla “gentuza” y con perdón) como el susodicho juandie que tienen que estar hablando de lo que no tienen que hablar. Al que debería de darle vergüenza es a tí perder tu valioso (aunque lo dudo) tiempo en criticar música que ya no que no te guste, sino que consideras “basura”, de forma tan gratuita. Respeta.

    No soy muy fanática del grupo, pero tiene pinta de haber sido un gran concierto. ¡Saludos! ;D

  • Álvaro says:

    En La Heavy últimamente salen cosas raras. Esto, Amaral, etc. Yo no soy cerrado, pero es evidente que la línea editorial en cuanto a estilo musical no iba por aquí hace no mucho…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.