Crónicas

Onslaught + Artillery + Chronosphere + Exarsis

«Otra gran noche de thrash metal en una peculiar sala»

Sala Upload, Barcelona

Texto: Jordi Campàs. Fotos: Edwin Castaño

Tras otro agitado doce de octubre en la ciudad, por desgracia no conseguimos llegar a tiempo a la sala, situada en el interior del complejo turístico del Poble Espanyol, en la montaña de Montjuïc, para ver la actuación completa de Exarsis. Porque las tres canciones que vimos, y disfrutamos junto a ellos, y digo juntos porque no se cortaron un pelo en hacernos partícipes de su adrenalínica descarga. De hecho el bajista Chris Poulos bajó a provocar un circle pit durante “Surveillance Society”.

Mención aparte también merece su vocalista Nikos Tragakis, por su actitud, y por la variedad estilística que emergen de sus cuerdas vocales, con notas altísimas. Muy bien por los griegos que en su conjunto me recordaron bastante a los catalanes Crisix, tanto por estilo, como por su juventud, e hiperactividad sobre las tablas.

Otro cantar fueron los también griegos Chronosphere, luciendo todos ellos sus ya característicos pantalones rojos ajustados, con una actuación muy plana, y repetitiva. Llegaban con disco nuevo bajo el brazo, Red n’Roll, aunque lo repartieron con temas extraídos de sus otros dos trabajos. No fue hasta el final, con la versión de Motörhead “Ace of Spades”, que se animó un poco el cotarro, despertando tanto a público como al propio grupo.

Los siguientes eran los daneses Artillery, un grupo  de los ochenta a los que había perdido la pista tras una lejana entrevista con su líder, y único miembro original Michael Stützer,  en su retorno con B.A.C.K. en 1999. Excelente directo del quinteto, con varios cambios en su alineación, con la sustitución suponemos que temporal de Morten Stützer, por el guitarra de The Petulant, Kraen Meier, así como, el sorpresivo retorno de Soren Adamsen a la voz cantante, en lugar de Michael Bastholm, que venía ocupando la plaza desde 2012. Tras este satisfactorio cambio en la voz cantante, decir que Bastholm tiene un estilo muy cercano al power metal y, para algunos, no encajaba del todo con el estilo thrash original de la banda a pesar de darle un aire algo más comercial. De hecho, sonaron cortes de los dos últimos trabajos con Bastholm, como  “Live by the Scyth”, o “Legions”, pero casi todo el temario correspondió a la primera época, con piezas como “Beneath the Clay (R.I.P)”, o “Khomaniac” de su By Inheritance (1990). De su álbum debut Fear of Tomorrow” (1985) hicieron“The Almigthy”, antes de la cual, Adamsen debió improvisar un pequeño comentario, ante la precipitada desaparición, por unos segundos, de Peter Thorslund, en los que habló de lo bonita que es Barcelona y su gente, aunque ese día precisamente, tomada la plaza Catalunya por agrupaciones fascistas, batalla campal incluida, y en menor número por ultras nazis durante la mañana a unos metros de donde se celebraba el bolo, quizás no era el mejor ejemplo.

De su emblemático Terror Squad (1987) sonaron “The Challenge”, “In the Thrash”, y la que da título al disco, con la que llegó la locura general, con gente del público, entre ellos un par de niños, y miembros de Exarsis, y Chronospehere saltando del escenario, y siendo aerotransportados por las primeras filas. Incluso Adamsen tras un par de amagos acabo aterrizando sobre los brazos de los fans situados en la planta baja de la sala.

Finalmente, era el turno de la banda thrash inglesa por excelencia, Onslaught, que dividió su show en dos partes, la primera ejecutando su segundo álbum, The Force (1986), de principio a fin, y la segunda, abordando parte de su discografía. Si con Artillery hubo bastante actividad mosher, y elstage divingfinal, con los de Bristol fue un violento choque de cuerpos incesante. Durante esta primera fase cabe destacar al preciso, e impoluto guitarra solista Iain Davies, y como anécdota, la confusión de Sy Keeler, a la hora de anunciar “Fight With the Beast”, hasta llegar a “Thrash Till Death”, epígrafe de la gira que nos ocupa, y que finalizaba esa misma noche en Barcelona, solo Onslaught haría una fecha más, acompañados por Holycide en Vitoria/Gasteiz el viernes 13.

La segunda fase se compuso por “Killing Peace”, “The Sound of Violence” que sonó bestial, “Burn”, “Destroyer of the Worlds”, y “66’Fuckin’6” que fueron gozadas y coreadas, al igual que la poderosa “Onslaught (Power of Hell), y final radioactivo con “Thermonuclear Devastation”, con todas las bandas sobre el escenario, y Keeler agradeciendo a las tres haber formado parte de esta gira de tres semanas por Europa, en especial a Michael Stützer. En fin, otra gran noche de thrash metal en una peculiar sala que se divide en tres niveles, lo que favorece enormemente la visión del escenario, y con una capacidad para unas doscientas personas, que en esta ocasión quedó cubierta en unas tres cuartas partes de aforo.

Redacción
Etiquetas: , , , , , , ,

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.