Madness 2
gusylosimpostores
Ars Amandi

Entrevistas |Balckwald (Twilight Force)

«Tenemos demasiada realidad en el día a día, necesitamos escapar, perdernos en la fantasía»

Por: Jorge Bobadilla

Nos adentramos en los Reinos Crepusculares, la magia lo cubre todo mientras escuchamos el tercer disco de Twilight Force, la banda sueca que ha sabido hacerse un hueco a golpe de espada y fuego de dragón con su “adventure metal”. Su tercer disco, ‘Dawn of the Dragonstar’, que verá la luz el 16 de agosto, es la confirmación de que la llegada de Allyon al frente de la banda (en otros reinos se le conoce como Alessandro Conti, viejo escudero de Luca Turilli) refuerza aún más las filas de la banda sueca. Jorge Bobadilla abre el libro en este tercer capítulo en el que Blackwald, teclista de la banda, es su guía por este reino de fantasía.

¿Sigue vivo Allyon?

“Sí, absolutamente. ¿Acaso no debería?”

Me pregunto cómo un ser humano puede sobrevivir a cantar tan alto durante tanto tiempo.

(Risas) “Ah, te refieres a eso. Sí, su interpretación ha sido extraordinaria. No tuvimos ningún problema. Estuvimos prácticamente una semana de grabación con él, sin parar. Es una máquina, un mago. Estoy realmente muy impresionado. Sí, está muy vivo”. (Risas)

¿Cómo os manejáis con un nuevo miembro viviendo en Italia?

“No es un gran problema, porque… en realidad nosotros también estamos repartidos por toda Suecia de todas formas. En realidad solo Lynd (guitarra) y yo vivimos en el mismo sitio, así que, ya sabes, no importa tanto si estás en Italia, en Suecia o en Narnia (risas), vas a tener que viajar de todas maneras. Solo hay que planificarse un poco mejor, no hemos tenido problemas hasta el momento. Estamos en contacto online constante. Tenemos grupos en los que nos comunicamos, no es un problema hoy en día. Para los ensayos todos tenemos que ponernos en carretera de cualquier manera, y Allyon puede coger un avión siempre que sea necesario. Tratamos de centrarnos y ensayar mucho en uno o dos días, porque la mayoría de las cosas las puede ensayar cada uno por separado, y cuando nos reunimos todos sabemos nuestras partes y solo hay que ponerlo todo en común y asegurarnos de que todo funciona. No es un gran problema. Estamos trabajando bien”.

Pensándolo bien, siendo el cantante el que vive lejos, tampoco es para tanto.

(Risas) “Sí, él sólo trae su micrófono, no tiene mucho que transportar, así que no es problema”.

Este ya es vuestro tercer álbum, el que muchas bandas piensan que es el más importante, porque te dice realmente hacia dónde va el grupo. ¿Cómo os lo tomáis vosotros?

“Es interesante. No lo había pensado nunca de esa manera, pero ahora que lo dices es cierto que el tercer disco es el de “ahora o nunca” (risas). Es cierto, porque el primer disco es en el que estás probando todo, todo es nuevo, y tienes toda esa creatividad; el segundo es en el que estás tratando de asentarte y amoldar lo que empezaste a hacer y desarrollar algunas cosas, y el tercero es en el que tienes que mantener esa creatividad y ser capaz de evolucionar y crear cosas nuevas y seguir haciendo algo que sea interesante y divertido. Entiendo que es complicado mantener eso durante mucho tiempo, pero personalmente mi creatividad no ha hecho más que crecer, eso creo, las posibilidades han seguido aumentando y ahora podemos hacer muchas más cosas. Somos más viejos, así que somos más sabios (risas). Tenemos más conocimientos sobre todo esto, la composición, el negocio, y todo esto. Ahora todo se une de una forma más sencilla. Es cierto que el tercer disco es muy importante, especialmente ahora que hemos cambiado de cantante, es un poco como una transición para los seguidores que tenemos desde siempre. Pero también espero que sea un disco con el que encontremos más gente que le guste nuestra música, de alguna forma para ellos Allyon será nuestro primer cantante. Tengo esperanza de que las cosas van a ir bien con este disco”.

No hay ni un segundo de descanso en todo el disco, ¿no visteis necesaria una balada o un medio tiempo con el que dar un respiro al oyente?

(Risas) “Bueno, hay una parte en “Blade of the Immortal Steel”, la última canción”.

“Queremos que nuestras canciones sean rápidas, alegres y centelleantes”

Sí, la canción de doce minutos…

(Risas) “¿Tú crees que necesitábamos una balada? No lo sé. No pensamos que fuera necesario. No tuvimos el impulso de crear algo así. En algún momento sí que pude tener la idea de hacer algo más acústico, o alguna canción más de ese estilo, es algo que siempre he tenido en mente, pero no sentimos que fuera algo que pudiera ajustarse a este disco. Probablemente será algo que tengamos en futuros lanzamientos. Realmente queremos que nuestras canciones sean rápidas, alegres y centelleantes (risas), una balada no entraba muy bien en este disco. Tenemos una balada muy vieja, “Made of Steel”, pero solo la hemos tocado un par de veces en directo. Cuando hacemos conciertos más largos, de una hora y media por ejemplo, entonces claro que necesitas algo que baje un poco el tempo, y asegurarte que hay subidas y bajadas en la actuación, pero no es un problema, siempre podemos hacer una versión acústica de alguna canción o algo así. Probablemente habrá más partes acústicas, quizás no sean baladas, pero al menos cosas acústicas en el próximo material. Este es una maratón de cincuenta y siete minutos (risas)”.

¿En este disco nos encontramos una nueva historia de los Reinos Crepusculares (“Twilight Kingdoms”) o cada canción ha ido por un camino diferente?

“Sí, todas las canciones tratan sobre los Reinos Crepusculares. No es un disco conceptual, pero todas las historias tratan sobre esto. Tenemos la historia de las aventuras de una mujer en busca de la espada del trueno (“Thundersword” es el segundo tema del disco), “Blade of Immortal Steel” se trata de la preparación para ser el nuevo “Blade Master”, “With the Light of a Thousand Suns” trata del pueblo de Allyon, de su reino… Todas las historias ocurren en los Reinos Crepusculares. Al final, en un par de discos más, podremos tener la enciclopedia completa de los Reinos Crepusculares (risas). Para nosotros esta vez ha sido incluso más interesante escribir las letras. Creo que, dentro del universo de fantasía que hemos creado, estas letras están mejor fundamentadas, hemos intentado ser más concretos para que se pueda seguir mejor la historia. Ha sido más desafiante para nosotros dar con unas letras más interesantes, con historias que tuvieran un principio, un desarrollo y un desenlace. También ha sido muy divertido, en el futuro habrá más de estas historias completas, canciones sobre personajes, héroes, bestias fantásticas. Es muy divertido. Pero todo dentro de los Reinos Crepusculares”.

¿Buscáis algún tipo de relación entre estas letras llenas de fantasía y la vida real?

“Es pura fantasía. Todos necesitamos eso, tenemos demasiada realidad en el día a día, necesitamos escapar a otro lugar durante un tiempo, perdernos en la fantasía. Es como cuando estás jugando a un videojuego o viendo ‘Juego de Tronos’ o cualquier cosa que te sirva para escapar a un mundo fantástico. Tratamos de mantener todo en la fantasía”.

Me han llamado mucho la atención los solos de guitarra, ¿se han construido de manera independiente cada uno del resto de la canción?

“No, los solos se han construido con cada canción. Cuando la canción está completa es cuando tenemos la idea de cómo debería ser el solo. Cuando llega la idea pensamos si es la perfecta para la melodía, si ahí se puede meter una parte más shred… Primero tenemos una idea más básica y luego nos juntamos y damos con cómo va a ser exactamente. Muchas veces hay que quitar cosas y probar ideas diferentes. La verdad es que le dedicamos bastante tiempo a los solos para que se sientan como parte de la canción. Todas las canciones tienen un momento en el que la melodía principal del estribillo, por ejemplo, vuelve de una manera diferente o con una técnica diferente, en un tono distinto o cosas así. Tratamos de que todo se mantenga conectado en la canción como un todo, una misma entidad. Sí, le dedicamos mucho tiempo y la verdad es que los chicos se han reventado los dedos en ello (risas)”.

¿Qué dirías que le ha dado Allyon a la banda?

“Lo primero que hay que destacar es su versatilidad. Tiene su escuela, todas esas técnicas que podemos utilizar. Tiene su voz de ópera, su voz de narrador, tiene esa expresión que emociona, era algo muy valioso para nosotros para poder sacar todas esas emociones que están en su interpretación de las canciones. Nos ha dado la posibilidad de componer todo este tipo de estilos diferentes, partes operísticas, partes más lentas, los tonos más altos… Además su técnica hace que sigamos siempre adelante, su voz nunca se cansa, es realmente impresionante”.

Dentro de toda esta variedad de la que hablas, ¿prefieres las canciones más rápidas y vertiginosas o las que se muestran más épicas y orquestadas?

“Personalmente prefiero las más orquestadas. Con ‘Heroes of Mighty Magic’ (el disco anterior) abrimos las puertas a todo ese mundo de orquestaciones y la interacción con las guitarras. Poner las guitarras dentro de la orquesta, como una parte más, porque normalmente, cuando escuchas muchos discos de metal sinfónico, la orquesta está en algún lugar detrás de todo, no es parte de la banda, por así decirlo. Nosotros tratamos de hacer que sea una parte más, al mismo nivel, tan importante como todo lo demás. Es en lo que tratamos de distinguirnos llamándolo adventure metal, porque queremos esa sensación de ‘Cómo entrenar a tu dragón’ (risas). Personalmente me encanta esta parte más orquestada, todos esos arreglos son muy divertidos e interesantes y es una forma muy expresiva en la que puedo trabajar. Claro que me gusta todo lo que hacemos, pero si tengo que elegir algo sería esto”.

“Somos más viejos, así que somos más sabios”

La verdad es que sonáis como un duelo a espada entre Dragonforce y Rhapsody. (Risas) ¿Qué te ha parecido la reunión de Luca Turilli y Fabio Lione con un nuevo Rhapsody que no quiere saber nada de fantasía?

“Es interesante. La verdad es que solo he escuchado el single (ndr: la entrevista se hizo antes del lanzamiento), pero Luca es un gran talento de la composición y en los arreglos, realmente lleva el sonido bombástico a un nuevo nivel en lo que he escuchado. Si ahora quiere escribir sobre el ADN, álgebra cósmica… solo se trata de hacer lo que sientas que se ajusta a tu música. Para nosotros tiene mucho más sentido la fantasía, los dragones, reyes, guerreros, la magia, eso se ajusta muy bien con el tipo de música que componemos. Creo que la dirección que está tomando Luca con su música tiene sentido que también cambie los temas de sus letras, también tiene que ver con lo que personalmente te interese, si es algo más científico es normal que se refleje en su música. Pero creo que en el viejo Rhapsody y en su proyecto en solitario tenía más sentido hablar de fantasía por las melodías, la instrumentación, flautas medievales, todo eso se ajustaba mejor a las letras sobre fantasía. Ahora ha pasado a usar más coros, algo más cinemático, bombástico, también más oscuro, y creo que tiene sentido. Lo entiendo y es interesante, la verdad es que tengo ganas de escuchar el disco”.

Tengo entendido que Madrid es una ciudad especial para la banda.

“Sí, la verdad es que era casi un secreto. Hicimos nuestro primer concierto en Madrid, hace muchos años, ya no recuerdo si fue en 2013 o 2014, incluso antes de que saliera el primer disco. Fue una experiencia alucinante, muy emocionante, porque era la primera vez en un escenario, no teníamos la rutina, la costumbre, de tocar juntos todavía. Lo recuerdo muy estresante, pero también muy divertido. Definitivamente Madrid está en nuestros corazones”.

La primera vez que yo os vi también fue en Madrid, pero ya en la gira en la que acompañasteis a Sabaton y Accept. ¿Qué recuerdas de aquella experiencia?

“Fue una experiencia alucinante. Desafortunadamente… todos en aquella gira estuvimos enfermos, así que mis recuerdos de España y Portugal son de tener una fiebre altísima y deambular por las ciudades, era horrible, pero es el problema de girar en invierno. No se lo digas a nadie, pero creo que fui el paciente cero, el primero que enfermó y se lo pasó al resto (risas). De todas formas fue una gran experiencia, lo pasamos muy bien tocando para toda esa gente junto a Sabaton y Accept. Fue una gran oportunidad y una gran experiencia. No nos esperábamos contar con tanto apoyo al ser la banda que abría los conciertos, nos sorprendió ver a tanta gente que lo disfrutaba de verdad, nuevos seguidores. Fue una gran experiencia… a pesar de la enfermedad (risas)”.

¿Tenéis pensado volver pronto a España?

“Realmente espero que sí. No hay nada confirmado, pero queremos volver, me encanta España en general, por supuesto que en algún momento volveremos. Estamos preparando la gira de ‘Dawn of the Dragonstar’ y por supuesto que intentaremos que las estrellas se alineen para estar allí. Ha pasado mucho tiempo desde la última gira, porque hemos estado trabajando en el disco, pero estamos ya pensando en girar por Europa. Ahora está claro que tendremos que ir a Italia, ya que Allyon es de allí, así que no estaremos lejos de España”.

En aquel concierto escuché a gente a la que le gustó vuestra música, pero que no terminaba de convencerle el tema de que vistáis como personajes de fantasía medieval, ¿crees que puede llegar a ser un inconveniente?

“La verdad es que pienso todo lo contrario. Espero que los trajes y la interpretación sea algo que sume a nuestra música y ayude a que te haga sentir que eres parte de ese mundo de nuestras historias. Cantando las cosas que cantamos y haciendo la música que hacemos no nos veo saliendo al escenario con vaqueros y camisetas, eso nos resultaría muy raro. Es una gran parte de la narración. Es como cuando estás cocinando, no solo importa que sepa bien, también tiene que tener buena pinta (risas). Comes también con los ojos. Para mí la parte visual es muy importante dentro de este gran cuadro, con la música y el apartado visual caminando de la mano. El único problema es que no hemos conseguido un dragón real todavía. Seguimos buscándolo (risas). Es como cuando vas a ver a bandas como Powerwolf o incluso Sabaton, ellos necesitan el tanque y la ropa de camuflaje, es una misma unidad junto a su música”.

Jorge Bobadilla
@jorgebobadilla

 

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , , , , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

2 comentarios

  • Rest says:

    Otro que no juega al fornite, ya somos dos.

    Acerca sobre el buen hacer de esta banda, me remito al título de una canción de mi colegón Poncho K: “Magia Pura”.

  • Juandie says:

    Extensa e interesante entrevista hacia esta buena banda como son TWILIGHT FORCE a través de su nuevo álbum de portada que me encanta junto con otras interesantísimas entrevistas. Será un buen trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.