Madness 2
leyendasdelrock
Taken
evildog

Entrevistas |Ñu

«Se nos está muriendo el público»

Por: Jorge Bobadilla

Foto: Nerea Mayor

El lanzamiento de ‘Madrid Río’ ha completado el círculo que empezó a dibujarse la noche en que Ñu, liderados por José Carlos Molina, abarrotó la sala La Riviera de Madrid repasando más de 40 años de historia de esta banda tan especial. La formación casi al completo (el propio Molina, Manolo Arias, Juan Miguel Rodríguez, Vesko Kountchev y César Sánchez) se reunió con Jorge Bobadilla para revivir aquella noche e indagar en algunos otros temas.

De la forma que se afrontó el concierto la noche de La Riviera, ¿había esa sensación de estreno, los nervios, aunque fuera 40 años después?

(JCM) “Bueno, 40 años después no. Yo venía de tocar de algunos conciertos antes, pero con la banda, al haber recuperado a la gente de la banda anterior era especial y además estábamos mucho más hechos todos. Estaba muy bien, pero era un estreno, de alguna forma estaba un poco preocupado”.

(CS) “Fue un momento irrepetible, una noche muy especial, aunque conciertos posteriores los haya disfrutado más porque aquel fue el primero para mí”.

¿Habéis pensado que quizá al final se os quedara pequeño un sitio como La Riviera y podíais haber apostado por un recinto mayor?

(JR) “Podría haber sido, perfectamente. Igual no tanto como un Palacio”.

(VK) “Quizá haber hecho dos noches, porque mucha gente se quedó sin poder entrar”.

(JR) “O haber hecho dos pases, uno de tarde y uno de noche (risas)”.

¿Hubo distintas voces en el local a la hora de elegir unos temas u otros entre todos los que podrían entrar en el repaso de toda la discografía?

(JCM) “Teníamos que contentar a todo nuestro público, aunque nos hubiera gustado meter canciones menos conocidas. Rescatamos algunas inesperadas, pero no nos podíamos salir mucho del guión. Este concierto tenía que ser así”.

(JR) “Sí, de hecho nos juntábamos en los ensayos para opinar y encontrar elementos comunes. Teníamos hasta una pizarra para ir haciendo como si fuera un ranking y para el orden. No era la típica historia del grupo contratado, toca esto y punto. No, en tres meses de ensayos se construyó el concierto en todos los aspectos, arreglos, incluso temas que José escuchaba desde fuera y decía que no funcionaban así. Tuvimos ese tiempo para que, una vez eligiendo los temas, poder decidir cómo hacerlos, eso estuvo guay”.

Hagamos como que no están los demás, José Carlos, ¿tienes ahora mismo la mejor formación que has vivido en Ñu?

(Risas) (JCM) “Es como si le preguntas a alguien delante de su mujer si es la mejor que ha tenido (risas). Es con la que más a gusto me he sentido, en parte porque todos estamos más relajados y porque yo también estoy mucho mejor de la cabeza. Todo es mejor porque todo se complementa, la forma que soy yo ahora y la forma en que ellos están ahora, que también están mejor. Eso es muy importante, además es con la banda que mejor lo pasamos, porque tenemos un humor más adulto, nos reímos de otras cosas, no tirando piedras a los perros como antes, ahora los chistes son más complicados”.

En España parece que cualquier músico de rock podría ser ex-Ñu, ¿se planteó que pudieran estar esa noche todos o casi todos los que han pasado por la banda?

(JR) “¿Los doscientos? (risas)”

(JCM) “No lo pensamos, incluso intentamos que no cambiara la base de bajo y batería, pero se ofreció Álvaro (Tenorio) y es un tío que siempre se ha tirado el rollo con nosotros. Sí que me acordé de Tony de Juan, de Eduardo Pinilla, de Peter Mayr, de Barta… nos hemos acordado de mucha gente”.

Entre los invitados hubo dos voces como las de Julio Castejón y Tete Novoa, que pueden representar dos extremos, tanto generacionales como de estilo.

(JCM) “Sí, no se me había ocurrido hasta ahora. La voz de Julio sería algo mucho más antigua a lo que yo hacía, era una voz más tranquila, y la voz de Tete es lo último que se hace en el heavy metal, pero me faltaban cosas entre medias. Me faltaba una voz como la de Miguel Oñate, haber llamado a lo mejor también a Gaby de The Val para alguna canción que cantara una chica, aunque cantó Cristina Lubian en “Más duro que nunca”, que estuvo de puta madre, pero me faltaron cosas. El toque sureño de Tony de Juan con la guitarra, pero si ya hacemos eso con más guitarras el concierto de deslavazaba completamente. Pensamos mucho en todo eso, también incluso en haber llevado un cuarteto de cuerda en algún tema. Hemos pensado muchas cosas”.

Ñu en nuestra redacción. De izquierda a derecha: Manolo Arias, Luis Calzada, Vesko Kountchev, José Carlos Molina, Juanmi Rodríguez y César Sánchez

¿Qué te parece el tipo de frontman del heavy metal actual, representado por Tete, por ejemplo?

(JCM) “Está bien, tiene su rollo. Los he visto en directo (Saratoga) y me gusta lo que hacen, pero yo vengo de otra música, de otra historia. Todos somos la música que hemos escuchado de jóvenes y las versiones que hemos hecho en grupos cuando no éramos conocidos. Venimos de otra película, el sonido también es diferente. No es lo mismo el sonido de Cream, de la Creedence, Hendrix o incluso el de Deep Purple en el ‘Made in Japan’, ha cambiado mucho al sonido que actualmente se utiliza. Ni siquiera Deep Purple suena a Deep Purple. Tocamos con ellos en el Rock Fest y ya no suenan igual, porque los equipos de sonido son diferentes. Todo ha cambiado mucho”.

Me han comentado que en la presentación que se hizo del disco te vieron muy desencantado o cansado el mundillo musical.

(JCM) “No, yo estaba bien. Lo único que hice fue explicar a la gente la verdad de cómo es todo realmente, pero yo no estoy cansado de nada, estoy de puta madre. Sigo montando en bicicleta, me sigo tomando mis cañas y sigo tocando el piano, el órgano, la flauta, así que yo no estoy hastiado de esto”.

(JR) “A lo mejor pudo parecer José Carlos un poco frío o apagado, o poco entusiasta, pero lo que pasa es que es demasiado sincero cuando habla con la gente. A veces los músicos nos tiramos piedras a nuestro tejado dando la sensación de que todo está de puta madre. No lo está. Pretender ir sacando pecho… Yo defiendo mi proyecto a muerte, pero lo que no voy a hacer es decir que vengo en limusina a los conciertos. Hay que ser un poco honesto y lo siento si se le quita la ilusión a alguien cuando dices las cosas como son y cómo funcionan”.

(JCM) “Es que los tenía como Jesucristo, allí, alrededor de mí (risas), y yo hablándoles con el amor que me caracteriza. ¿Cómo iba a engañar a esas pobres criaturas? Tenía que decirles la verdad”.

Una cosa que siempre me parece curiosa es que los discos en directo tengan luego su gira. ¿Cómo os planteáis esto?

(JCM) “En este país lo único que cambia en verano es que hace calor (risas), lo demás suele ser igual que en invierno. Espero que hagamos algunos conciertos, hay dos o tres cosas por ahí. Deberíamos tener muchos más, pero es que se nos está muriendo el público (risas). Lo de las giras es mentira, nadie hace giras, la gente hace fines de semana y dicen que hacen giras, pero si queréis hago camisetas de la gira (risas)”.

José Carlos Molina durante la presentación de ‘Madrid Río’. Foto: Charly Rock and Roll

¿No os sorprende que Ñu quizá no sea de las bandas que estén siempre más presentes, pero en cuanto se anuncia un concierto hay hostias por las entradas?

(JCM) “La explicación la ando buscando desde hace muchos años (risas)”.

(MA) “Es una realidad que no hay dos conciertos de Ñu iguales. Puedes ver a Ñu hoy y mañana y te puedo asegurar que, aun con el mismo repertorio, el concierto no va a ser igual, porque pasan muchísimas cosas. Fueron tres meses de curro muy intenso, en algunos casos incluso arreglando algún tema y tal, pero siempre hay mucho margen para la improvisación, más de lo que parece. Que nunca haya dos conciertos iguales puede ser un acicate para que la gente diga que va a ver a Ñu, porque siempre pasa algo”.

(JR) “Es uno de los elementos importantes. Es una música muy elaborada, que tienes que llevar muy bien arreglada, pero diría que hay un cincuenta por ciento de lo imprevisible. La clave está en que José no solamente es frontman, líder, vocalista, sino que es el director, y decide cuándo acaba un tema”.

(JCM) “…y soy bipolar (risas)”.

(JR) “Y en ese momento puede decir que aquí cortes, sigas, o hacer un gesto de tipo “seguidme”. Es algo que lo hace apasionante, César dijo ayer que siempre se aprenden cosas, cuando crees que lo has aprendido todo siempre queda algo por aprender, siempre hay un momento en el que te sientes nuevo. Eso también tiene su aliciente y el público también lo ve”.


En el número 414 de La Heavy, con Def Leppard en portada, podrás encontrar más declaraciones de la banda en otra extensa entrevista en la que seguimos ahondando en el lanzamiento de ‘Madrid Río’ y los planes de Ñu. ¡No te lo pierdas!

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , , , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

2 comentarios

  • Juandie says:

    Interesante entrevista hacia el nuevo DVD en directo de los históricos ÑU como otras anécdotas. Me lo pillaré sin dudarlo.

  • Fran says:

    Tendrían que volver más bandas de los 70 y 80 y que paten a todos estos niñatos que se nos an metido en lo que está revista llama rock o heavy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.