ivanallue2
blanco y en botella
cath gairard
hermana furia
kutxi romero
jei pir

Entrevistas |Javier Estrada, Evgeny Gromovoy y Jeff Stark (Adamantis)

«Nuestro álbum es un muy buen ejemplo de que, con la tecnología actual, una banda puede autoproducirse con resultados profesionales»

Por: David Esteban


‘Far Flung Realm’
, el segundo LP de los estadounidenses Adamantis, ya es una realidad. Este proyecto de epic power metal presenta un robusto trabajo del que puedes leer nuestra crítica y con el que sus miembros aspiran a presentar su candidatura para ser uno de los grandes grupos de metal internacionales. Por ello, David Esteban charla con el guitarrista Javier Estrada, el batería Evgeny Gromovoy y el cantante Jeff Stark.

Para quienes no os conozcan, Adamantis se conforma por Javier Estrada (guitarra) y Evgeny Gromovoy (batería), de origen ruso, pero ambos pertenecientes a la escena heavymetalera underground madrileña. Terminan la agrupación, Jeff Stark (voz), Jeff Taft (guitarra) y Cody Pelchat (bajo), estadounidenses y todos afincados en Boston. ¿Nos podéis aclarar esta divertida locura? (risas)

(Ja) “Evgeny y yo nos conocimos en una quedada de españoles afincados en Boston. Empezamos a charlar y nos dimos cuenta de que habíamos vivido en la misma escena underground en Madrid a finales de los 90 principios de 2000, teníamos muchos conocidos en común pero nunca habíamos coincidido. A partir de ahí empezamos a tocar juntos y decidimos montar una banda de power metal. En ese mismo momento, Jeff y Ashley Caval (antigua cantante) estaban buscando gente para montar una banda con la misma idea, internet hizo su magia,  los astros convergieron y aquí estamos ahora. Hay que tener en cuenta que este género no es tan común en EEUU, así que encontrarnos fue de verdad una gran suerte”.

(E) “Crecí en los alrededores de Madrid (mi familia llegó a España cuando yo tenía 8 años), y aprendí de mi padre todo sobre AC/DC, Led Zepellin, el pelo largo como símbolo… Mi padre me compró mi primera batería cuando yo tenía como 14 o 15 años, me apunto a clases… Mi pasión musical se la debo a él. En los finales de los 90 y primeros 2000 yo solía ir mucho por los bajos de Argüelles, tocaba en unos cuantos grupos (uno de los primeros fue Wariag – en este grupo conocí al que sería luego el teclista de Javi en Thy Tempest), conservo un gran grupo de amigos metaleros de aquella época… Luego la vida me llevó a Boston, donde resido desde el 2011 por motivos de trabajo.  Pero el lobo, por mucho que le des de comer, siempre mira al bosque. Así que al llegar empecé a buscar garitos de metal, gente con la que juntarse para ir a conciertos, etc. Poco a poco fui conociendo la escena local, quién es quién, dónde están los locales de ensayo, dónde se hacen bolos…  piensa que ese tipo de cosas no vienen en las guías turísticas (risas). Cuando ahorré un poco me pille una batería, primero eléctrica, luego una acústica super cutre, tocaba por mi cuenta en el local de un colega… Justo entonces (hace ya como cerca de cinco años) conocí a Javi, y de ahí tiramos para adelante”.

¿Enriquece al sonido de la banda el que todos vosotros provengáis de lugares tan dispares?

(Ja) “Sin duda, aunque de forma más complicada de lo que podría parecer. El caso de Jeff Stark es bastante paradigmático, él se ha curtido en la escena de Seattle, su mentora es Pamela Moore (Sister Mary en el ‘Operation Mindcrime’ de Queensrÿche) y sus líneas de voz y su estilo tienen un sabor a Seattle muy claro. Jeff Taft, en cambio, tiene un estilo muy europeo, mientras diría que el mío es más americano, así que estamos un poco cambiados. Pero sin duda, la combinación de estilos y preferencias musicales de cada miembro de la banda es lo que crea el sonido de Adamantis. El sonido de este ‘Far Flung Realm’ no es intencional, la composición ha sido un proceso muy orgánico en el que cada uno ha aportado su granito de arena sin demasiadas restricciones, pero con esa base de heavy metal clásico compartida por todos”.

(E) “Mi influencia principal es Thomen ‘The Omen’ Stauch (quien también es mi actual instructor), y creo que eso contribuye a que sonemos bastante europeos. Trato de darle muy duro pero con mucho cuidado de apoyar las melodías y meter tanto fill de timbales como sea posible (risas). La combinación de todas nuestras dispares influencias es clave, creo que nos complementamos muy bien. Y quiero destacar en particular que el sonido de la batería en este disco es fenomenal  – en gran medida gracias los consejos expertos de Thomen (por ejemplo, él ha insistido en que me usara dos bombos para la grabación porque la resonancia de cada golpe de pedal dura el doble), y de nuestro productor, Christian “Moschus” Moos, amigo de Thomen y él mismo un baterista fenomenal. La batería suena grande, orgánica y con pegada natural. Mención especial merece Steve Aliperta, de Kennedy Studios, el ingeniero que grabó la batería. Él ha conseguido que sacáramos de un sonido de profesional con un presupuesto limitado”.

Este se puede decir que es vuestro primer trabajo, ya que anteriormente editasteis un Ep, además, con otra formación. ¿Dónde y con quién lo habéis grabado? ¿Os ha limitado a la hora de componer o grabar la maldita pandemia que azota el planeta?

(Ja) “Como dice Evgeny, las baterías y las voces las grabamos en los Kennedy Studios de Steve Aliperta, en Burlington, cerca de Boston. Las guitarras y el bajo están todas grabadas en línea, esto compromete un poco el sonido (aunque cada vez sea menos la diferencia entre ampli analógico o reamplificación digital) pero nos ha permitido grabar en casa tranquilamente, sin la presión de estar pagando horas de estudio, lo que nos ha dado mucho más margen a la hora de hacer arreglos, solos y demás. Dato de Trivial: las guitarras rítmicas las grabamos en el sótano de Evgeny en el invierno-primavera de 2020. Evgeny se solía poner una piel de oveja islandesa cuando hacía frío en el sótano, y de ahí que llamáramos su sótano ‘The Jarl’s Hall’ – y eso aparece en el folleto y en nuestra página de Spotify. Tener a Cody Pelchat (bajo) en la banda ha sido clave en el proceso, ya que es ingeniero de sonido de formación, supervisó la grabación de las guitarras, su edición, se encargó de hacer las premezclas… La mezcla final se ha hecho en Alemania, en los Spacelab Mixing Service de Christian ‘Moschus’ Moos, productor de bandas como Haken o Delain. Creo que nuestro álbum es un muy buen ejemplo de que, con la tecnología actual, una banda puede autoproducirse su música con resultados profesionales, haciendo uso de herramientas y servicios en varios países. En cuanto a la pandemia, nos retrasó la grabación de las voces, que tuvieron que esperar a que amainara la primera ola, pero conseguimos seguir progresando en el álbum a pesar de ella”.

¿Cómo están las cosas, por cierto, por allí por Boston y en Estados Unidos en general?

(J) “Convulsas, un poco como en todas partes. Todo recuerda demasiado a la película ‘Idiocracia’, de Mike Judge, en la que se representa un futuro distópico en la que el mundo está dominado por una propaganda y una estupidez galopantes. Mientras escribo estas líneas compruebo ansioso si ya ha acabado el recuento de votos en las elecciones americanas. Con un poco de suerte, las cosas estarán mejor cuando se publique esta entrevista”.

(E) “Sí, a estas horas todos estamos pendientes de unos miles de votos que puedan poner fin al reino de este subnormal. Yo no comparto muchas de las ideas de Joe, pero al lado de Trump, es un santo. Aquí en Boston casi nadie apoya a Trump. Boston es una ciudad universitaria, y por tanto tiene muchísimo vigor intelectual, a todos los niveles, desde el académico más puro hasta el underground artístico y literario. Muchas de las corrientes intelectuales locales tienen vocación política de izquierdas. Nueva Inglaterra en general es una región muy educada, y tiene mucha tradición cultural. Al fin y al cabo, aquí vivieron y escribieron H.D. Thoreau, E.A. Poe, H.P. Lovecraft entre muchos otros autores de nivel mundial. Tiene poco que ver con la América que pinta Mike Judge”.

El tema “Puppeteers Bane” rezuma Running Wild por los cuatro costados, ¿estáis de acuerdo con la afirmación o es mera casualidad?

(Je) “Aunque todos somos grandes fans de Running Wild y el riff inicial a semicorcheas puede claramente ser un riff de su estilo, ¡no lo tengo tan claro respecto al resto de la canción! El objetivo principal era intentar evocar la atmósfera de bandas con un sonido más “folk”, tipo Falconer, y eso es lo que se escucha en el puente antes del estribillo y, más marcadamente, en el propio estribillo. En todo caso, es un honor ser comparados con una banda tan grande e influyente”.

En vuestro sonido descubrimos la perfecta combinación entre el power metal europeo y el power metal norteamericano. ¿Qué diferencias existen entre ambos?

(Je) “La respuesta a esta pregunta tiene mucho debate, pero desde mi perspectiva, las bandas originales que llamamos ‘power metal norteamericano’, esas bandas como Riot, Jag Panzer, Liege Lord, Helstar, etc. tienen más en común con el heavy clásico pero han evolucionado con una versión más agresiva de ese sonido, mientras que en el power metal europeo, hay un énfasis cada vez mayor en estribillos pegadizos, una velocidad generalmente más alta y más presencia de elementos de teclado y orquestales”.

En el fantástico corte, “Oracles Prophecy”, colabora la gran Elisa C. Martin, ¿cómo se gestó tal colaboración? ¿En qué proyectos anda enfrascada?

(E) “Pues la colaboración surgió a raíz de una versión que ideamos yo junto con mi amigo Tino Hevia (Reveal, ex-Northwind, ex-DarkSun) justo al comienzo de la pandemia. La canción es “Mordred’s Song” (Blind Guardian). Elisa trabajo con nosotros en esta cover, y luego yo la invité a colaborar. Elisa se prestó encantada, y el resultado es fantástico. Yo creo que es el tema que más me gusta del álbum después de “Misbegotten Dream””.

¿Se están llevando a cabo conciertos y actuaciones en directo en Estados Unidos? Si es así, nos podéis hacer llegar alguna recomendación. Aquí toda la escena artística está prácticamente paralizada.

(E) “Ahora mismo la escena en Estados Unidos está prácticamente paralizada. Y visto cómo avanzan los números de infectados, no parece que se vaya a recuperar la normalidad en los próximos meses. Así que los músicos nos estamos centrando en utilizar las plataformas de internet para mantener el contacto con los fans. YouTube, conciertos en streaming, eso va a ser el principal medio por ahora. Pero hay que cuidar mucho la situación. Nosotros, por ejemplo, apenas quedamos para ensayar para evitar riesgos, trabajamos mucho desde casa. Las herramientas digitales e internet permiten que continuemos creando contenido a pesar de las barreras sociales. Pero por esto mismo, el apoyo del trabajo de los músicos a través de herramientas como Bandcamp es más crucial ahora que nunca. Los conciertos no son una opción para recuperar costes de producción, así que la venta de merch y producto físico es la única manera que nos queda para poder recuperar la inversión”.

Cuando la situación internacional vuelva a la normalidad, ¿tendremos la oportunidad de veros por nuestro país?

(E) “Estaríamos encantados de girar por Europa o visitar España en la temporada de festivales. Pero hoy por hoy es muy difícil planear ese tipo de eventos”.

Para ir terminando, ¿de quién es la vistosa, colorida y original portada del álbum? ¿Cómo podemos hacernos con una copia del mismo desde España?

(E) “Por ahora todos los discos los estamos vendiendo desde nuestra cuenta de Bandcamp. Estamos en conversaciones con varios sellos europeos para una posible reedición licenciada así como para un contrato discográfico que cubra nuestro siguiente trabajo, pero aún no os podemos dar más detalles. Aun así, lo mejor es que nos apoyéis directamente comprando el CD desde la página de Bandcamp. En cuanto a nuestra portada, es obra de Piotr ‘Kaeshin’ Bednarczuk, un tipo que trabaja para compañías de videojuegos y que tiene mucho talento”.

Etiquetas: , , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.