Madness Live!
mago de oz
leyendasdelrock
resurrection
farragua
left4ever
frenzy
jesfalcon
landevir
loszigarros
rivasrock
leize
keithrichards
valira
mrc

Crónicas

Crónica de Warcry en Madrid: Un cambio de aires

«Está claro que hay que evolucionar y avanzar en la música pero, en este caso, a la banda no le vendría mal una revisión de sus setlist»

26 enero 2019

La Riviera, Madrid

Texto: Sergio García Baltar. Fotos: Alejandro García

Llenar dos días consecutivos La Riviera de Madrid está al alcance de muy pocos en la industria y Warcry ha probado de sobra que es uno de esos grupos, aunque quizás no sea el mejor momento de la banda.

Sobre las 20:30 de la noche se apagaban las luces en La Riviera para comenzar con la segunda fecha de Warcry en Madrid, cabe destacar que los asturianos llevaban más de tres años sin pisar la capital y tanta era la expectación que no bastó con una fecha, y efectivamente se cumplió el llenazo tanto el viernes como el sábado. Tras el ya mítico vídeo que nos lleva acompañando desde ‘Alfa’ presentando a la banda, sonaba como un trueno y ante un público muy ruidoso, “Alma de Conquistador” seguida de “Nuevo Mundo” un comienzo de concierto ya conocido por todos los fans de Warcry y muy trabajado. Los asturianos tuvieron buen sonido durante todo el concierto, si bien quizás la voz de Víctor se escuchó un tanto baja, aunque este problema se fue solucionando a medida que transcurrían las nada desdeñables dos horas y media de concierto.

Una muy épica “Contra el Viento” daba paso a un par de temas del último disco de la banda, ‘Donde el silencio se rompió…’, que fueron “Rebelde” y  “Cielo e Infierno” que dejaron al público un tanto frío, se notaba sobre todo cuando Víctor, en muchas ocasiones, dejaba el micrófono para corear las letras y muy poca gente le seguía. Se retomó el espíritu con un “Coraje” muy sentido con un Santi Novoa magnífico a los teclados, para mí una de las mejores canciones de los asturianos y, sobre todo, con un tema ya mítico que todos coreamos con rabia para que así, por fin, no haya ninguna mujer más víctima de la violencia machista y que “Cobarde” sea solo una canción más, aunque, desgraciadamente, de momento no lo es.

En este punto de show ya me había dado cuenta de algo y es que Víctor García no es el de antes, puede ser por el cansancio de tocar dos días seguidos pero tanto por calidad vocal, como por intensidad se ve que está algo cansado o que sencillamente no está en su mejor momento, notándose sobre todo en las notas más agudas a las que no llega igual que hace unos años, el tiempo pasa para todos pero aun así sigue siendo uno de los mejores frontman de España.

Volviendo al show y su desarrollo “Huelo el miedo” fue la siguiente en caer seguido del ya famoso “Show de Pablo García” donde el guitarrista, para mi uno de los mejores del metal español, toca algunos de los riffs más famosos de la historia, por ejemplo “Billie Jean”, “Master of Puppets” o “Countdown to Extinction” para acabar con “Muerte o Victoria” de su último disco, un señor tema, al que por cierto siguió otro bombazo, “Ardo por dentro”, uno de los más coreados de la noche.

Llegados a la mitad del concierto hizo su aparición el gran invitado de la noche: el violinista búlgaro Vasko Vassilev, un virtuoso que tocaría algunos temas con la banda dándole un matiz más orquestal, cosa ya hecha antes por los asturianos. “Quiero oírte” y  “Odio” abrieron la segunda parte del show, seguidas de, en mi opinión, la balada más espectacular de Warcry con el señor Vassilev al violín, una “Nana” que básicamente cantó la sala con la ayuda mínima de un Víctor que se rindió a las casi 2500 voces que coreaban su tema. Y para más epicidad sonaba “Un Poco de Fe” lo que ya volvía a la gente loca del todo.

En ese momento pasó algo que me hizo volver a reflexionar: sonaron seguidas “Así soy”, “Keops” y “No te abandonaré” las cuales dejaron al público completamente helado. De hecho, Víctor tuvo que dirigir los coros porque casi nadie se sabía esos temas, exceptuando el estribillo de “Así soy”. Esto me hizo pensar en que se echan de menos grandes temas de la banda como “La vida en un beso”, “Aire”, “Luz del Norte”, “Alejandro”, “Señor” o un viejo clásico de los conciertos de los asturianos como “La Vieja Guardia” que son las delicias del público y, sin embargo, Warcry apuesta por esos temas, los cuales merecen el mismo respeto que todos los demás, pero que quizás son algo flojos para un directo. Está claro que hay que evolucionar y avanzar en la música pero, en este caso, a la banda no le vendría mal una revisión de sus setlist.

Terminando con el show quedaba la traca final con “Devorando el Corazón”, “Guardián de Troya” y “Capitán Lawrence”, que devolvieron la vida a la gente. Para cerrar un buen concierto ante un público ya totalmente volcado con los músicos, para ese fin de fiesta memorable, sonaba ya antes de empezar el encore eso de “Nada hay bajo el Sol que no tenga solución…”, pero antes de escuchar esa letra vendría “En un lugar sin Dios” que calentó las gargantas para ahora sí, “Tú mismo” que sigue siendo la canción más coreada y vanagloriada de los directos de Warcry y, para terminar, cómo no, un “Hoy gano yo”, que pasen los años que pasen seguirá siendo el himno de los heavys de este país para demostrar con orgullo lo que somos.

En resumen, fue un buen concierto de Warcry, que actuaba por segundo día consecutivo en Madrid, pero que musicalmente dejó algunas cosas para pensar. Quizás la banda necesita un cambio de aires y volver a sorprender con la fuerza que solo ellos tienen y demuestran día a día.

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas:

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

3 comentarios

  • Juandie says:

    Un placer haber leído esta crónica de la segunda actuación de WARCRY en La Riviera madrileña con esos pedazos de temas y presentando su ultima placa de estudio a la cual hay que darle un poco mas de tiempo para que los que amamos a esta banda. Me encantaría verles alguna vez por la provincia de JAÉN.

  • Sergio García Baltar says:

    Gracias por tus palabra, se agradece que te haya gustado la crónica.

  • Barsine says:

    Una cronica muy acertada. Estoy enamorada de Warcry, pero ciertamente, hubo momentos frios en los que se perdio el ritmo del concierto, Victor parecia cansado y se echaron de menos algunos temas. Aun asi… Warcry es Warcry y hubo momentos inolvidables. Gracias por este repaso al concierto, te hace poder revivirlo un poco ;).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.