bones factory 2
magictostadora
dragonfly
swimming in a pan
lady tattoo
zalez
samu ortiga
grimner
beyond dystopia
haches
invaders
soul teller
brotherhood of wolves

Rock & literatura

Blog: Palabra de Mariskal

15 noviembre, 2022 4:16 pm Publicado por  1 Comentario

El célebre callejón de 'Quadrophenia' en Brighton

No pisaba Londres desde finales de Febrero de 2020, dos semanas antes de que nos encerraran el catorce de Marzo por el puto COVID, tras presentar con el Pirata en la Plaza de las Ventas madrileña uno de los últimos grandes conciertos multitudinarios que vivimos aquí, el día siete de ese pandémico, trágico e inolvidable mes con Sôber mostrando todo su poderío. Londres es para mí y para muchos de mi generación desde comienzos de los setenta nuestra “meca”, donde nos surtíamos de los vinilos que aquí no se editaban, de ropajes entonces estrafalarios y nos dábamos baños de buenos conciertos y la libertad que aquí nos negaban los censores de la dictadura franquista.

Bien es verdad que de aquel Londres del mítico Marquee y el Ronnie Scott del Soho y otros muchos garitos, de las incipientes tiendas de discos como Virgin o mercadillos donde pillabas de todo, como Portobello, queda casi nada. La capital del imperio ya no ofrece nada de aquella cultura, entonces alternativa, donde todos los movimientos y tendencias, desde el sinfónico al punk, marcaron modas y estilos musicales que configurarían con el paso del tiempo la historia que ya todos conocen y disfrutan dentro de esa estandarización planetaria que roza muchas veces la horterada y ridiculización del género que tanto costó a los pioneros implantar. Pero es la ley de la oferta y la demanda que absorbió el rock también como parte del establishment al alcance y consumo de todos. Así que lo mejor es no mirar atrás y seguir disfrutando de los de ayer, los de hoy y los que labran el futuro, que son muchos y buenos, como cada mes mostramos a través de nuestras páginas.

Por eso en este regreso le di prioridad para volver a la muy rockera Brighton, tan unida a los Who y su emblemático doble álbum conceptual ‘Quadrophenia’, que se convirtió en película en 1979 y transformó a esta ciudad portuaria -a media hora de tren- en icónico lugar, con aquellas memorables peleas callejeras de mods y rockers en la memoria de todos.

Los lugares en la parte vieja siguen reconocibles y paseables y todo aquí evoca rock y buenos pubs, con música en vivo y gente más cordial que la cosmopolita y saturada Londres. Además, justificando el titular de esta carta mensual de unir una vez más el arte de la música con la buena literatura, tan unida al rock, aproveché para, en las cercanías, visitar el pequeño pueblo de Rodmell y Monk’s House, la casa donde vivió la activista y escritora Virginia Woolf. La londinense es un referente de la lucha por los derechos de la mujer y de una literatura muy femenina que influiría en muchas autoras a lo largo del pasado siglo hasta hoy, donde cada día se la reivindica más, como a tantos otros escritores desde Poe a Stephen King, por recurrir solo a dos ejemplos tan unidos a las fantasías hechas canciones de los Stones o Dylan. En el caso del de Minnesota, desembocaría en su premio Nobel, que todos celebramos como una reafirmación del poderío de la palabra escrita hecha voz e instrumentación eléctrica o acústica.

El reconocimiento fastidió sobremanera a los pedantes escritores aspirantes a ese premio, que menospreciaron el galardón a uno de los grandes padres de un movimiento que empezó como un juego de rebeldes con causas desde la década de los cincuenta para configurar imperios discográficos que las canciones han sostenido.

La música sigue generando grandes ganancias a pesar de las increíbles transformaciones que la industria ha sufrido con la llegada de internet y el streaming; como muestra, una serie de seis capítulos que rula en las plataformas con el nombre de “Playlist” y que cuenta cómo nació Spotify en Suecia con un veinteañero -Daniel Ek- que los de Google rechazaron porque no tenía título universitario. Imperdible para los que seguimos en la pelea de no tirar la tolla y mirar para adelante. En esas seguimos número a numero con vuestra fidelidad y la magia de tantos creadores de buenas canciones y espectáculos, que es lo que continúa manteniendo vivo este gran circo del Rock & Roll.


Puedes encontrar este editorial en el número 446 de La Heavy, el que cuenta con Mägo de Oz en portada con motivo del lanzamiento del álbum 'Love and Oz II' con una entrevista en exclusiva. Otros grandes contenidos los protagonizan Iron Maiden, Guns N' Roses, Queen, Palaye Royale, Epica, Sodom, Gun y muchísimos más. Corre a tu kiosco o visita nuestra tienda online para no perderte nada.

Redacción
Etiquetas: , , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

1 comentario

  • Juandie dice:

    Ayer mismo en casa empecé a leerme la nueva HEAVY ROCK del mes de Noviembre con esta buena introducción de Mariskal Romero hacia este barrio obrero y rockero de Londres donde tiene mucha historia rockera como se puede ver en esta foto de el gran Mariskal Romero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *