ivanallue2
blanco y en botella
cath gairard
hermana furia
kutxi romero
jei pir

ZZ TOP: TRES HOMBRES Y UN DESTINO

15 julio, 2011 10:43 am Publicado por  5 Comentarios

Sala Riviera, Madrid

Pocas agrupaciones han conseguido lo que los tejanos ZZ Top lograron cosechar a lo largo de más de 40 años de carrera. Esquivando hábilmente las modas pasajeras, aferrándose a un estilo único e inimitable, batallando contra los embates de un siempre feroz negocio musical, recorriendo incansablemente el mundo ofreciendo concierto tras concierto, el trío puede hoy estar orgulloso de ser considerado como un clásico entre los clásicos aun en su propio tiempo, gozando además de un manifiesto respeto y admiración de sus pares. Como si eso fuera poco, cuentan con el incondicional apoyo de una verdadera legión de seguidores cuyos gustos musicales seguramente oscilan entre el blues más tradicional, el hard rock clásico, el rock’n’roll más puro y hasta el metal más conservador sin dejar de lado a todos aquellos esporádicos oyentes radiales que solamente disfrutan de sus hits más resonantes. Vale la pena destacar un detalle por lo menos curioso que marca un poco la sorprendente atracción que el grupo produce: no solamente los asistentes al concierto fueron aquellos un tanto más veteranos fanáticos del grupo (entre los que me incluyo), muchos jóvenes se hicieron presentes y disfrutaron como el que más del espectáculo, lo que habla de esa constante renovación y captación de nuevos públicos que ZZ Top logra establecer, algo que solo contadas bandas consiguen en su trayectoria. Es por ello que el concierto que Billy Gibbons y sus muchachos presentaron en Madrid desplegó ese abanico de asistentes que agotaron las entradas y atestaron la sala con la sola intención de pasarla más que bien. Y así fue.

Cuando ZZ Top dejó sonar los primeros acordes de “Got me Under Pressure” la fiesta estaba asegurada y comenzaba de inmejorable manera. Como siempre con una cuidada imagen y con un sonido en su potencia justa y sumamente claro, el grupo emprendió el recorrido sin pausas ni prisas de su dilatada carrera musical. Para no perder una sana costumbre, un inmenso Dusty Hill en el bajo y voz, Frank Beard siempre eficaz tras la batería y ese nunca debidamente valorado genio de la guitarra que se llama Billy Gibbons atacaron con “Waitin’ for the Bus”, “Jesus Just Left Chicago”, “Just Got Paid”, la recientemente incorporada al set list “I Need You Tonight” (incluido un impresionante solo de guitarra interpretado por Gibbons solamente con su mano izquierda), “I’m Bad, I’m Nationwide”, “Pincushion” (la canción más “moderna”  presentada en toda la noche proveniente del álbum ‘Antenna’ del ‘94),“Party on the Patio”… esas fueron tan solo algunas de las joyas exhibidas por el trío.

Un correcto homenaje a Jimi Hendrix con la inclusión del clásico  “Hey Joe” dio paso al ZZ Top más festivo y comercialmente más exitoso con “Gimme All Your Lovin’” y “Sharp Dressed Man” para que, luego del obligatorio cambio de guitarras estándares por las famosas “peludas”, “Legs” sonara y comenzara a cerrar la noche.

Para el obligatorio bis final no podían quedar excusadas de aparición “La Grange” y “Tush” que pusieron broche de oro para una velada que deparó no pocas emociones y una directa reafirmación: ZZ Top no tiene rivales a la vista en lo suyo y que, además, lamentablemente se los percibe como a una especie en peligro extinción. ¿Quién tomará la posta? Solo el tiempo lo dirá, pero candidatos a hacerlo atisbando críticamente un poco en el panorama musical actual no se ven.

Más allá de todo, ZZ Top aún sabe como ofrecer un espectáculo de primera calidad, desbordante de emoción y sin falsos o aburridos virtuosismos instrumentales que opaquen el que debe ser el objetivo final de todo concierto: divertir y entretener tanto a los asistentes como a los que se encuentran sobre el escenario. Y esto último “The Little Ol Band from Texas” sabe de sobra cómo llevarlo a cabo, Madrid puede dar crédito de ello.

Texto: Javier Izurieta

Fotos: Antonio Martín

Etiquetas: ,

Categorizado en: , , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

5 comentarios

  • galko dice:

    Gran crónica y gran noche de rock. Sin más. Que no es poco.

  • Anónimo dice:

    Grande acdc que no baja de las dos horas en cada concierto. Con los precios “poco rockeros” de hoy en día un grupo de estos no pueden tocar poquito más de hora y veinte y a casa. Eso no es rock and roll. Saludos.

  • Chris dice:

    Buenos dias. A dia de hoy salgo mas satisfecha de un concierto que dura poco, pero que es intenso, que no se entretienen en echar charlas y en chupar solos, solo que se dediquen a tocar. Este fue el de ZZTOP. Inmejorables y espectaculares. Sin pausa pero sin prisa. Hay que valorar los años de experiencia de estas personas y el cache que tienen. A mi no me sirve de nada si tocan 2 horas, pero como comentaba antes, realmente no estan tocando 2 horas. Para mi si es rock and roll y mucho mas. Muchos saludos a los que saben apreciar la buena musica que nos ofrecen.

  • osc dice:

    los putos amos haber si aprenden los putos ninatos de hoy que solo saben tres putos acordes y se creen musicos….long live fucking zz top…beast regards…osc

  • Javier dice:

    En los ultimos diría 10 años, para ser generosos, no apareció algún grupo que pueda hacer sombra a estos grandes como ZZtop, ACDC, Maiden, etc. Hay cosas buenas, y por ahí podemos ver alguna banda que con el tiempo pueda llegar a ser grande, pero mientras tenemos que rogar que estos sigan con cuerda para rato.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.