Madness Live!
leyendasdelrock
resurrection
farragua
visitantes
ñu
evildog
Tequila
grantrailer
hellrock
azero

Homenaje de la Bienal de Flamenco al Rock Andaluz

12 marzo, 2009 7:33 pm Publicado por  – Deja tus comentarios

Con motivo de la noche de Rock Andaluz que se celebrará el viernes 17 de abril en el escenario temático del Extremúsika 2009 en Mérida, recuperamos esta crónica de nuestro colaborador José Antonio Nieto Romero en tierras Onubense. El festival extremeño le va a dar la dimensión nacional e internacional que el acontecimiento se merece, al contrario de los de la cultura andaluza que ignoraron la grandeza del movimiento con nula difusión del evento celebrado en Sevilla al que se refiere nuestro corresponsal.

Homenaje de la Bienal de Flamenco al Rock Andaluz
LA RESURRECCIÓN DE LOS MUERTOS VIVIENTES

La XV Bienal de Flamenco, organizada por el Ayuntamiento de Sevilla, quiso saldar una deuda que el mundo del flamenco tiene con el rock, y más concretamente con el denominado “rock andaluz”. Esta manera de hacer música tomó elementos de ambos estilos, para crear entre finales de los 70´s y mediados de los 8

Smash

Smash

0´s un buen puñado de obras sumamente interesantes, que ayudaron a la difusión mayoritaria del flamenco e influyeron en la evolución posterior de muchos de sus iconos (por ejemplo, Camarón de la Isla). El caso es que, tras años de gloria tanto a nivel discográfico como de conciertos, a finales de los 80´s hubo una serie de “enterradores” que dieron por muerto a este estilo, sin tan siquiera hacerle la autopsia…paradojas del destino, veinte años después los “muertos vivientes” demuestran tener mejor salud que muchos de aquellos “vivos”!.

Con el Auditorio de La Cartuja (ahora Auditorio Rocío Jurado) nutrido por un público de hasta tres generaciones diferentes, fue Lole Montoya (sin Manuel) la encargada de abrir el telón, con unos cantes festivos de su último disco, donde dejó patente que su voz sigue en buena forma, con ese gancho tan característico. A continuación, y entre la algarabía de sus incondicionales, salió al escenario “Pata Negra”, o mejor dicho, Rafael Amador y sus acompañantes, que repasaron sus mejores temas con el aliño/desaliño marca “de la casa”…o los tomas o los dejas, ellos son así, y el público mayoritariamente los aceptó con buen humor. En otra onda bien diferente, salieron en tercer lugar los gaditanos “CAI”, quizá la banda más psicodélica del rock andaluz, con discos geniales como “Noche Abierta” o el ahora reeditado “Demasiado para nuestras mentes diminutas”. Música netamente progresiva, con largos desarrollos instrumentales y composiciones complejas, aunque se eche de menos al teclista original, Chano Domínguez, ahora reputado músico de jazz.

A continuación actuaron “Guadalquivir”, representando la vertiente más jazz-rockera del sonido andaluz, con tres discos (el último de ellos prácticamente imposible de encontrar) instrumentales repletos de calidad y buenas composiciones; su directo actual sigue siendo excelente, no en vano tienen en sus filas a uno de los mejores guitarristas del país, “El Manglis”. Pero, si hablamos de directo, hay que rendirse ante los malagueños “Tabletom”: su original “mezclalina” de rock fuerte, composiciones jazzeras e influencias varias (flamenco, reggae y lo que se ponga por delante), aderezadas con unos músicos virtuosos y la inefable personalidad del cantante-líder, “Rockberto”, hacen de cada concierto un acontecimiento que no deja indiferente a nadie; de lo mejor de la noche, sin duda. Eso sí, puestos a establecer escalas, el primer puesto esa noche debe corresponder a “Alameda”, actualmente compuesto casi íntegramente por músicos de Huelva…Pepe Roca (impresionante voz) y los suyos brindaron un concierto con excelente sonido, impecable puesta en escena y un magnífico repertorio de canciones, incluyendo algunas de su nuevo CD. Redondeando la faena, invitaron a Eduardo Rodríguez Rodway (único superviviente de los “Triana” originales) a subir al escenario para cantar una emotiva versión de “Tu frialdad”. Inolvidable.

La parte final del concierto, ya con el público completamente entregado, revivió la magia de “Imán, Califato Independiente”, posiblemente el grupo con mayor brillantez instrumental y compositiva de todo el rock andaluz. Obras maestras como “Darshan”, “Camino del Águila” y otras, sonaron con absoluta vigencia en una actuación memorable. Aunque, para memorable, la reaparición sobre un escenario de los sevillanos “Smash”: ellos iniciaron este movimiento, y a ellos correspondió cerrar el concierto. Gualberto y Hendrik en las guitarras, y Antonio Moreno en la batería, son los supervivientes de aquella legendaria banda, y ofrecieron un recital para guardar en la retina y en el oído (por cierto, ¿alguien pensaría en grabar o editar este concierto en DVD?), con la guinda final de Manuel Molina (sin Lole) cantando “El garrotín”, “El blues de la Alameda” y otras piezas básicas del flamenco-rock primigenio.

En suma, una noche que revivió los aspectos esenciales del rock andaluz: buen sonido, calidad instrumental, buen rollito flotando en el aire, y una música más para la mente que para el cuerpo. Eso sí, en la selección del cartel no estuvieron todos los que son; nombres como “Medina Azahara”, “The Storm” o Raimundo Amador pasaron por la cabeza de bastante gente. ¿Quizá la próxima vez?.

José Antonio Nieto.

Categorizado en:

Esta entrada fue escrita por

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.