skirl
catrina
blackbomber
psychic equalizer
oeste
tadini

Crónica de Lujuria: 25 años de lucha

2 febrero, 2016 11:32 am Publicado por  1 Comentario

Sala Penélope, Madrid

Lujuria. en acción

De nuevo teníamos una cita con los segovianos Lujuria en la capital. Veinticinco años que celebraban de una forma especial con el público madrileño, y es que para esa noche decidieron que la entrada fuese libre y que la gente pagase lo que pudiese en unas urnas. Una vez más, Lujuria demostró que es un grupo que de verdad cree en que los malos momentos que está pasando la escena del rock nacional tiene solución, pero sobre todo, que es una banda que de verdad se preocupa por la gente, haciendo todo lo posible para que los que no pueden permitirse salir de casa por su mala situación económica, tengan la oportunidad de hacerlo por un día. ¡Bravo por ellos!

Mariano Muniesa fue maestro de ceremonias

No todo iba a ser positivo, y es que a pesar de la iniciativa, la gente no respondió a su llamada, dado que la sala estaba a medio aforo. La verdad, no sé lo que pensará el grupo, pero para los que somos asiduos a los conciertos, lo cierto es que fue triste ver cómo la gente no acude a ellos ni aunque sean gratis. Será que la escena del rock nacional es limitada y que siempre somos los mismos, pero no dejo de preguntarme dónde están los músicos de todas aquellas bandas que se quejan de que no van a sus conciertos y luego son los primeros en no ir a ninguno. En fin, no voy a hacer más sangre, pero la verdad es que la actitud de la gente me sigue sorprendiendo.

Volvamos a los importante, el conciertazo que se marcó una vez más Lujuria. Noche muy especial, celebrando sus veinticinco años de guerra sobre los escenarios y acompañados por varios amigos. Tras la presentación de Mariano Muniesa, salieron a morir con "Esta noche manda mi polla", de su último lanzamiento discográfico. "Sin parar de pecar" dio paso a "Sexurreción", en la que contaron con el primer invitado de la noche, el vocalista de Valhöll, el blackmetalero Zapa. En "Carne de cañón" se subió al escenario el “Chino”, mítico cantante de Banzai, haciendo la canción suya con esa voz tan macarra que tiene y que tango gusta.

Los siguientes invitados en salir fueron José Andrea, Peri y Natalia, para acompañar a los segovianos en el tema "Cinturón de castidad". Su participación nos dejó a todos un poco fríos, ya que no llegaron a atinar en ningún momento con la letra, lo que molestó y bastante a más de una persona del público. Más invitados siguieron pasando sobre las tablas, y es que otra cosa no, pero Lujuria siempre se han sabido rodear de buenos amigos y sobre todo siempre han apoyado a las bandas jóvenes, como se pudo ver en la participación de Adri de los madrileños Leather Herat en "Mozart y Salieri".

Momento para el recuerdo en el discurso que hizo Oscar a continuación, homenajeando al locutor de radio venezolano Alfredo Escalante, un hombre que de verdad apoyó la escena de su país. No podía faltar uno de los clásicos del grupo, "Estrella del porno", con la que pusieron a cantar a todos una vez más, dejándose más de uno la voz. Gustó mucho que recuperasen de nuevo una de las primeras canciones que hicieron, "La Gorda", pero sobre todo gustó que Óscar y el Chepas la cantasen a dúo.

Óscar Sancho y su íntimo "amigo" Sperman

"Cae la máscara", con dedicación especial a los políticos de este país, dio paso a uno de los momentos más divertidos y a la vez surrealistas de la noche. En "Sperman", con la participación de Kike de Ciclón, contaron además con la aparición estelar del  "súperheroe blanco". Sí, así es, salió el mismísimo Sperman a poner un poco de cachondeo y a repartir lujuria a raudales (esto último literal). Fue después tiempo para aflojar un poco el ritmo, pero no por ello la intensidad, con la que es la balada con mayúsculas del grupo, "Cadena perpetua", en la que apareció algún que otro mechero al viento, como debe ser.

Quisieron recordar el que para muchos fue un disco olvidado, pero que para otros es un disco indispensable en nuestras estanterías, ‘Y la yesca arderá’. De este redondo tocaron "Traidores y criminales". Es verdad que a lo mejor no es la mejor canción del álbum, pero siempre está bien que recuerden este disco. Tras las últimas semanas trágicas en las que nuestros héroes están cayendo como moscas, no podía faltar un homenaje, y en este caso fue al grandísimo Lemmy, pues aún cuesta creer que no lo volvamos a ver encima de un escenario. Con Óscar luciendo sombrero vaquero y camiseta de Motörhead, presumiendo de que se la compró hace veinte años y aún le va bien, interpretaron, en castellano eso sí, "We´re the Road Crew". Bonito detalle una vez más.

Ya faltaba poquito tiempo, pero lo supieron aprovechar a base de bien, con "Dejad que los niños se acerquen a mí", uno de los grandes himnos de la historia de nuestro heavy como es "Corazón de heavy metal" y "Joda a quien joda", con Óscar lanzándose al público. Noche redonda una vez más de los segovianos, quienes siguen demostrando que después de veinticinco años de dura batalla sobre los escenarios, siguen al pie del cañón.

Esta iniciativa del "pago en diferido" la van a realizar también el próximo 26 de febrero en la sala Porta Caeli de Valladolid. ¡No faltéis!

Texto y fotos: Alfonso Dávila

Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , , , , , , , , , ,

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

1 comentario

  • Nightfire says:

    Estuve allí y desde la primera fila no pareció que la sala estuviera a la mitad, una lástima.
    El concierto muy bueno y las coñas firma Lujuria siempre estuvieron ahí (mamadas a un micro, gran discurso sobre entradas VIP y demás formas de sacar dinero a la gente, críticas a la política...)
    Como punto negativo decir que cuando entró Jose Andrea la gente esperaba mucho más, pero verle leyendo la letra todo el tiempo y entrando a destiempo fue algo que no terminó de agradar.
    Una vez más Oscar y Lujuria demostrando que son los primeros en atreverse a hacer algo distinto para que todo el mundo pueda disfrutarlos y encima estuvieron luego por la sala firmando y haciéndose fotos con todo aquel que quiso.
    Grandes Lujuria una vez más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.