peter martinez
sons of exodus
jorge valverde
brote

Crítica de Taifa: Embrujo

12 septiembre, 2016 1:18 pm Publicado por  Deja tus comentarios

taifa-portadaRock Estatal Records
9/10


Advertencia: Amigo lector, si su (¿buen?) gusto no se ha empapado todavía con la esencia de las raíces, con el trabajo bien hecho, metódico y ensayado y a la vez improvisado e imprevisible; ese que se empapa de lo onírico, de lo intangible, de la magia del experimento y la innovación... Si sus gustos andan perdidos por los falaces atajos de lo comercial, de lo que todo el mundo oye pero nadie escucha, de lo fácil y lo fugaz, 'Embrujo' no es su disco. Le aconsejo que no siga leyendo, porque éste tampoco es su artículo.

Grabadas, mezcladas y masterizadas entre Mallorca - Psychosomatic Recording Studio - Tetuán, Tánger (Orquesta Abnae wa banat Ziryab), Marbella e India, la decena de canciones que engalanan el disco – cuarto en la discografía de Taifa - insisten en que, al disfrutarlo, tengamos paciencia. Mucha paciencia. Son necesarias varias escuchas para que su inherencia sea asimilada, para entender lo que Luis Massot (voz, bajo, bouzouki y palmas), Miguel Maya (guitarra) y Antonio Medina (batería) nos presentan en él. Es lógico. Nuestros oídos, tan acostumbrados a lo efímero de lo comercial, a lo impuesto por la cultura occidental, necesitan tiempo para asimilar la fragancia existencial que impregna a otras músicas y a otras culturas.

Sobran las palabras cuando grita el corazón

“El dueño del tiempo” nos abre la puerta del asombro, una canción interpretada con mucha fuerza y más pasión y que, como las demás que conforman la placa, aúna culturas y estilos musicales. Además de la citada destacan “Libre para soñar” – avalada por un videoclip dirigido por Pep Bonet-, “Tetuán”, “Escrito en la piel” – maquillada con el incólume sonido de una guitarra flamenca -, “Crepúsculo de perdón” – con unos precisos cambios de ritmo que la engalanan -, y “Extraño sentimiento”, que con sabiduría y elegancia pone punto y final al disco a la par que invita al mundo a su disfrute; un deleite que tendrá su culminación cuando sea presentado en directo.

Arropadas por unas letras que invitan a reflexionar – el propio Luis me contaba hace un año que estaba escribiendo las “memorias” de sus aventuras por Marruecos -, amén de unas colaboraciones de lujo - Rafik Ahmed, Ahmed Abdelaziz, Hanna Touk, Choubani Abdou, Chaouki Omrani, Khalid Masmoudi, Jordi Mascarell, Ricardo de la Concepción y Juan Delola -, las canciones también supuran talento compositivo e instrumental: bien arregladas, salpicadas de mesura y equilibrio, con el toque justo para abrazar el rock y el flamenco, y lo andalusí, y lo oriental, y lo onírico, y el pasado, y el presente, y el futuro... ¡Una verdadera joya!

Amigo lector. Si ha llegado hasta aquí es porque su buen gusto se satisface leyendo reseñas de discos como éste. No se detenga aquí. Dele a 'Embrujo' la oportunidad que pide a gritos y a Taifa el apoyo incondicional que merecen. Y muchas gracias por lo que me toca.

P.D.: Si su idioma no es el castellano o sus preferencias se decantan por el de Shakespeare está de suerte, ya que se publicará una versión del disco en inglés.

Amado Storni

Redacción
Etiquetas: ,

Categorizado en:

Esta entrada fue escrita por Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.