abogados del ritmo
reylobo
Gernika Fest
estereofitos

Metallica: 20 años de la etapa ‘Load’. ¿Y si hubieran sacado ‘Upload’?

3 junio, 2016 5:51 pm Publicado por  3 Comentarios

Conviven con la controversia casi desde los comienzos. Ya con su segundo álbum, ‘Ride The Lightning’ (1984), cuando aún la mayoría de los metaleros no habían oído hablar del thrash, se les empezó a acusar de estar abandonando ese movimiento que ellos mismos habían propulsado.

Y todo porque “Fade to Black” y la instrumental “The Call of Ktulu” eran, a juicio de los más intransigentes, demasiado melódicas. Ese aperturismo de miras se extendió también a ‘Master of Puppets’ (1986), y más aún a ‘… And Justice For All’ (1998), rayano en algunos momentos con el metal progresivo mientras que, por el otro lado, les llovieron palos entre los fans de los inicios por hacer algo que dijeron que no harían: grabar un videoclip. No obstante, con cada plástico, la repercusión de los cuatro jinetes no hizo sino aumentar, y aún quedaba por llegar ‘Metallica’ (1991); ese álbum negro les alejaba definitivamente del thrash, pero a la postre se convertiría en el disco de heavy metal más exitoso de todos los tiempos, y con él, Metallica en la banda dura más famosa del planeta, superando con mucho los logros comerciales que habían alcanzado otros monstruos como Black Sabbath, Judas Priest o Iron Maiden.


En la cumbre y endiosados, los de San Francisco creyeron que todo lo que tocaban se convertía en oro, y cuando se metieron en el estudio, cometieron el error de no cribar y pensar que las 27 canciones que habían grabado eran buenas.


Más allá de si molaban más en 1983 o en la mastodóntica gira de diez años más tarde, su trayectoria hasta ese momento había sido incontestable e imparable, por cada fan que perdían ganaban cinco; pero ese crecimiento exponencial se frenó considerablemente con la llegada de ‘Load’ el 4 de junio de 1996.

metallica-96Lo de que se cortaran el pelo y se pusieran chaquetas –hasta rímel y laca de uñas hubo en el peor de los casos- fue traumático para muchos, pero en realidad la gran ruptura con su público más purista se consumó por motivos musicales. Los cuatro jinetes ablandaron otro punto su tónica más guitarrera con respecto al ‘Black Album’ y además se atrevieron con influencias ignotas en ellos como el rock alternativo o el country. En la cumbre y endiosados, los de San Francisco creyeron que todo lo que tocaban se convertía en oro, y cuando se metieron en el estudio, cometieron el error de no cribar y pensar que las 27 canciones que habían grabado eran buenas. No fue así, y el exceso de material, repartido entre ‘Load’ primero, y ya en 1997 ‘Reload’, hizo que los discos no respondieran a las expectativas de nadie. No obstante, queremos hacerle justicia a aquella etapa del grupo y, sacando el hacha que ellos no quisieron sacar, ponemos a vuestra disposición ‘Upload’, el redondo que creemos que Metallica debió publicar. Probablemente habríamos hablado, si no de una obra maestra como los cinco anteriores, al menos sí de un álbum de una calidad notable. Este es nuestro tracklisting, de 12 temas, lo máximo con lo que se habían atrevido hasta ese momento, en el ‘Black Album’.

¿Tú qué opinas? ¿Te gusta la selección como para darle a ‘Upload’ una oportunidad? ¿Quitarías alguna? ¿Echas en falta otras? Dale al play a nuestra lista de spotify (al final del artículo) mientras lees los detalles y curiosidades de nuestras 12 canciones. 

  1. Ain’t My Bitch. Perfecto inicio de disco y en efecto lo fue. Muestra a unos Metallica vivaces aunque con un punto rockero casi omnipresente en aquella etapa. Memorable la entrada a contrapié de Lars en el riff de guitarra antes del solo de slide de Hammett.
  2. 2 x 4. Su continuación natural en ‘Load’. Bajan las revoluciones para construir sobre una base pétrea y aplastarnos con guitarras pesadas marca de la casa. El wah wah en algunos compases de las rítmicas vuelven a proporcionar matices hardrockeros.
  3. The Memory Remains. Uno de los momentos más inspirados de Hetfield como cantante en aquellos años, interpretando con mucha garra. Lo corona esa evocadora melodía en la madura y rota voz de Marianne Faithfull, la que fuera musa de los Rolling Stones.
  4. Fuel. Ni de lejos pisaban a fondo como en el pasado, pero aun así esta incendiaria pieza era combustible del bueno. De las pocas que se salvaron de la quema en los repertorios de giras posteriores.
  5. Bleeding Me. Las ondulantes estrofas sumergen en un estado de plácida languidez que rompen los marcados estribillos. Su intensidad va in crescendo hasta que, tras el solo, llega el clímax de la composición al toparnos de frente con el riff principal en versión distorsionada. Aún habrá una vuelta más a la melancolía inicial antes de despedir definitivamente esta delicia agridulce.
  6. Wasting My Hate. El abrupto salto de la parsimonia con la que empieza a un riff de ensueño recupera la mejor versión de James como guitarrista de metal. Las estrofas desmerecen un poco, pero aun así es una de las joyas que pasaron desapercibidas.
  7. King Nothing. No hubiera desentonado en el ‘Black Album’, siguiendo una línea similar a la de “Enter Sandman” aunque sin la magia de aquel: ritmo sencillo pero contundente, guitarras abrumadoras y Hetfield abriendo la paleta de matices en la voz.
  8. Until It Sleeps. La “balada” del disco, entrecomillado porque en algunas partes no está exenta de fuerza, pero la base es amable, usando Jason Newsted un bajo fretless que le proporciona ese sonido tan carecterístico. Es uno de los cortes con más efectos, entrando ahí en juego el productor Bob Rock.
  9. Bad Seed. Con los instrumentos en Re, una tonalidad más baja de lo acostumbrado, sin duda es una de las canciones más corpulentas de ‘Reload’, irrefutable en ese sentido. En cierto modo adelanta lo que vendría con ‘St. Anger’, aunque sin aquel sonido de caja…
  10. Prince Charming. Comienza con mucha influencia del heavy metal primigenio, el de unos UFO por ejemplo, aunque en cuanto James empieza a declamar se disipa esa sensación, porque el frontman hace suyo todo lo que canta. Puede que esas partes casi habladas no enganchen del todo, pero sus bríos y un estribillo meritorio la hacen merecedora del aprobado.
  11. Hero of the Day. Bonito arpegio en modo mayor y melodía vocal apta para una canción de pop. Para muchos no es Metallica, pero si nos olvidamos de quién la firma, habremos de reconocer que es un buen tema. Además despega tras el segundo estribillo, con esas incursiones de doble bombo, hasta llegar a un emotivo ocaso en su mejor tradición.
  12. The Outlaw Torn. Cadente como él solo y con casi diez minutos de duración, habrá a quien se le pueda hacer aburrido, pero para otros es un prodigio compositivo comandado por el bajo de Newsted y en el que las guitarras juegan mucho con los efectos. Ojo al sutil uso del potenciómetro (¿o es un pedal de volumen?) de Kirk en los punteos. El último de ellos desemboca en el incólume riff que, épica y persistentemente, nos golpeará ya hasta el final de la partitura, sumándosele primero las notas ascendentes de la guitarra rítmica y Lars doblando el ritmo después. El fade out es el único morir posible para esa locura catártica.

Juan Destroyer
@juandestroyermr
www.facebook.com/juandestroyeroficial

Redacción
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

3 comentarios

  • Nano dice:

    No es una mala selección aunque supongo que cada uno haríamos una diferente, por mi parte cogeria tambien Carpe diem baby, me gusta mucho la cadencia de esa cancion , quizas sea puro estilo “ReLoad” pero es la que me dice algo interesante de ese disco, que realmente es el que me parece malo de los dos. Tambien Mama said o The unforgiven II que llamadme loco me gusta mas que la original, son un buen complemento para cualquier disco si bien no serian una de sus canciones estrella. Inicialmente tenia la idea de que Load que me parece un buen disco para cualquier grupo que no se llame Metallica, incluso si seria un disco en solitario de Hedfield lo aplaudiria, como decia Load era lo original y ReLoad el sobrante, despues creo que se ha vendido la historia de que era dos discos planificados como tal para salir de la forma , tal como los Use your illusion de GNR … Yo no me lo creo, primeramente porque la calidad entre uno y otro es aplastante y despues por la fecha de lanzamiento, ni mucho menos fueron lanzados al tiempo, lo que creo es que tenian mucho material descartado(con razon) y quisieron exprimir la gallina de los huevos de oro… Sea cual sea la verdad Metallica no volvieron a ser los mismos y Load siendo lo que es, me parece mucho mas original y honesto que sus StAnger o Death Magnetic , este ultimo confeccionado a base de retales e ideas sin terminar de desarrollar

  • Josè Lorenzo dice:

    Me parece que – aun siendo yo de los que a mis 54 años continúo pinchando el “Kill´em All” cada mañana- este par de álbumes son un derroche de calidad, con alguna excepción, sí, pero cada vez los aprecio más. La selección de “Upload” es muy buena, la verdad. Otra historia se habría contado, ciertamente…pero prefiero las cosas tal como ocurrieron. Me encantan esos álbumes: un lujo oír Stoner by Metallica.

  • Victoria dice:

    Load, el mejor álbum, según mi juicio. Hard rock, melodía, heavy, todo junto. Una joya. Una pieza completamente infravalorada!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.