Madness Live!
rosendo
guadalupeplata
abducidos
vagos
pendejo
morlanriver
gatoventura
eldromedariorobedvd
ironmaiden
gritandoensilencio
leyendasdelrock
javiersolo

60.º cumpleaños de Adrian Smith (Iron Maiden): la vida y obra del guitarrista que quiso ser cantante

27 febrero, 2017 1:44 pm Publicado por  5 Comentarios
adrian-smith-iron-maiden-artículo

Adrian Smith en el WiZink Center de Madrid con Iron Maiden (2016). Foto: Carmen Molina

En un frío 27 de febrero del año 1957 nació en un hospital de la ciudad de Hackney (Londres) el tercer hijo de una familia modesta (su padre se dedicaba a la pintura y a la decoración y su madre a sus labores ). A la criatura en cuestión la inscribieron en el registro con el nombre de Adrian Frederick Smith. Adrian Smith, como seria mundialmente conocido años después, pasaría a formar parte de la historia viva del rock como guitarrista integrante de Iron Maiden, una de las mayores e influyentes bandas del heavy metal que ha disfrutado  los tiempos. En esta fecha se conmemora su 60 aniversario, oportunidad que aprovechamos para recordar cómo fueron los comienzos de la mano izquierda de la doncella.


adrian-smith-joven-dosNos remontamos al comienzo de su adolescencia: por aquel entonces, la familia Smith vivía en Clapton, distrito de Hackeny en el East End de Londres. Como cualquier chaval era un fanático del fútbol, algo muy presente en la historia de Maiden. Aunque en un principio era seguidor  del Manchester United, posteriormente cambiaría de camiseta… y no, no fue por la del West Ham, si no por la del Fulham.

Por aquella época empezó a interesarse por la música, influenciado por los discos que llegaban a su casa de la mano del novio de su propia hermana; grupos como Free, Black Sabbath, Deep Purple, Thin Lizzy, Wishbone Ash y otros muchos comenzaron a despertarle el gusanillo del rock que llevaba dentro.

A los 15 años, el mozalbete Adrian acudió a ver un concierto de Deep Purple. Quedó tan impresionado ante la banda y el talento de su guitarrista Ricthie Blackmore que, desde ese mismo instante, decidió dedicarse a la música. Con esa idea dejó los estudios, algo que lógicamente no gusto nada a sus padres; años más tarde confesaría que si su propio hijo le hubiera planteado lo mismo, no se lo hubiera permitido. Con esta premisa tuvo que buscarse la vida trabajando de todo un poco: desde aprendiz de soldador, carpintero o incluso repartiendo leche; dicho reparto lo comenzaba sobre las 6 de la mañana con su radiocasete a todo volumen por toda la ciudad. El chaval prometía.

Cuando su hermana rompió con su novio dejó de tener “gratis” aquellos preciados discos, así que no tuvo otra que recurrir, como cualquier mortal, a las tiendas de discos y comprar allí los vinilos de sus bandas favoritas. En una de esas, cuando se encaminaba hacia la caja con el ‘Machine Head’ de los “Purple”, conoció a Dave Murray, el que sería su gran amigo y años después compañero de fatigas en Maiden; ambos compartían las mismas inquietudes y pretensiones, y congeniaron a la perfección.

adrian-smith-jovenNo tardaron en verse y en tocar juntos algunos temas sencillos, como “Silver Machine” de Hawkwind, con Dave a la guitarra y Adrian en la voz (y es que en un principio este tenía como aspiración ser cantante).

Curiosamente, el interés de Adrian por las seis cuerdas le llegó al ver cómo su amigo Dave, al ser guitarrista, disfrutaba de una notable popularidad entre las chicas. El propio Dave fue quien le enseñó sus primeros acordes; luego practicaba lo aprendido en su casa con una vieja acústica. Más tarde, el propio Murray le vendería por cinco libras una guitarra que no usaba y que, en su día, fue un regalo de su padre: una Woolworths Top 20.

Sus primeras influencias fueron músicos de blues como Johnny Winter o Pat Travers, quien le inspiraría sus primeros acordes de hard rock. No es un secreto que, antes de pulir su estilo, el blues era su principal fuente a la hora de tocar. Su primera guitarra de cierta calidad fue una Gibson Les Paul que le costó 235 libras de la época. Años más tarde, manifestaría que es un instrumento que le tiene un especial cariño, que conserva y que, a día de hoy, sigue tocando.

Andaba ya el año 71 cuando Adrian formo la banda Stone Free junto con Dave Murray, John Hoye y Dave McLaughlin. Como Adrian todavía no tenía mucha soltura a la guitarra, optó por ser el vocalista de la banda. En el 74, Maurece Coyne reemplazaría a Dave Murray (que más tarde se unirá a Iron Maiden) y la banda fue renombrada como Evil Ways. Dave Hall se unió al combo tomando el mando en las partes vocales, mientras que Adrian compaginaba el micro con la guitarra.

Tras conseguir un contrato con DJM Records, cambiaron de nuevo de nombre (bajo petición de su manager) a Urchin. Con el dinero del contrato compraron equipos y una furgoneta para una gira de cerca de 100 conciertos que dieron por aquella época. Con esta banda, Smith comenzaría a componer sus primeros temas, como “Black Leather Fantasy”, su primer single editado. La cosa comenzaba a tomar cierta seriedad, pero aún estaba muy lejos de conseguir su meta. En el 77 saldría de la banda Dave Hall y, de nuevo, Adrian se convertiría en el principal vocalista. En ese mismo año y tras tener algunas confrontaciones con Dennis Wilcock (cantante por aquella época de Iron Maiden), Murray regresó de nuevo a Urchin grabando con ellos un año más tarde un segundo single, “She’s A Roller”, compuesto también por Adrian. Poco después, Dave volvería al seno de Maiden.

Paralelamente a todo esto, Steve Harris no conseguía la estabilidad que buscaba para su banda Iron Maiden; durante sus comienzos, la entrada y salida de músicos era una constante casi  diaria, así que no tardaría mucho en proponer a Adrian unirse a su banda. El bajista había visto en varias veces algún que otro concierto de Urchin; además, Dave le había hablado en varias ocasiones del talento de su amigo. Sin embargo, Adrian declinó la oferta de formar parte de la doncella, pues creía que Urchin tenía buenas perspectivas. No tardaría en percatarse de su error al ver como Maiden subía en popularidad, mientras que su banda empezaba a estancarse.

En marzo de 1980, Urchin se separaron (apenas un mes más tarde Maiden editaría su primer álbum) y Adrian se unió a Broadway Brats… pero tampoco le fue bien a la banda y terminó desapareciendo unos pocos meses más tarde.

Adrian se encontraba sin grupo. Fue entonces cuando DaveHarris se reunieron con él y le propusieron de nuevo formar parte de Iron Maiden, ya que disponían de una vacante de guitarrista al ser expulsado Dennis Stratton. La oferta no podía llegarle en mejor momento y esta vez no se lo pensó dos veces, aceptando el ofrecimiento. Poco después realizo una audición para la agrupación y, tras soportar la presión de Rod Smallwood (manager del combo), consiguió el puesto. En octubre de 1980, Adrian Smith por fin entraría a formar parte de la leyenda de la doncella de hierro.

En enero del 81 entró por primera vez en estudio grabando su primer disco con Maiden, ‘Killers’ (el segundo de la banda), editado un mes más tarde cosechando un notable éxito. Este fue el comienzo de una época inolvidable: el tándem Adrian – Dave se entendía a la perfección. Colocados a la izquierda y derecha respectivamente en el escenario no solo crearon una imagen clásica para la banda, sino que también la dotaron a la vez de un sonido característico, con las clásicas guitarras dobladas y melodías gemelas. Años más tarde, Dennis Stratton afirmaría que tales sonidos habían sido idea suya… pero eso es otra historia.

Fue con el siguiente álbum, en el histórico ‘The Number of The Beast’, cuando Adrian aportaría sus primeros temas, colaborando en diferentes composiciones como “Gangland”, con el tristemente desaparecido batería Clive Burr, o “The Prisioner” y “22 Acacia Avenue” con Harris, este último compuesto en la época en la que militaba en “Urchin”. A Harris le gustó en su día y le pidió que lo puliera, convirtiéndose en unos de tantos clásicos en la carrera de Maiden.

Siguieron llegando discos: ‘Piece of Mind’ en el 83 y, un año después, ’Powerslave’. En ambos empezó a acentuarse su importancia en la creación compositiva, colaborando en temas como ”Flight of Icarus,”Die With Yours Boots on” o “2 Minutes To Midnight”.

Durante el merecido descanso de la descomunal gira que presentó en directo entre los años 84 y 85 el álbum ‘Powerslave’Nicko McBrain alquiló un estudio de grabación donde poder tocar la batería en sus ratos libres. Como esto de tocar solo era algo aburrido, invitó a Adrian Smith (quien, por cierto, en esa misma época había compuesto el tema “Alguien” para el disco ‘El que más’ del grupo madrileño Obús) para que tocara y cantara con él.

Adrian trajo a algunos compañeros de sus días en Urchin, Andy Barnett y Dave Colwell, y esta improvisada reunión termino por llamarse The Entire Population Of Hackney. Entre otros temas, escribieron “Reach Out” (Dave Colwell), que acabaría siendo incluido en la cara “B” del single “Wasted Years”(quizá unos de los temas más comerciales de Maiden), todo un clásico escrito en su totalidad por Adrian Smith para el disco ‘Somewhere In Time’. Como curiosidad, cabe decir que este tema (“Reach Out”) fue grabado con el propio Adrian a la voz, apoyado en los coros por Bruce Dickinson. “That Girl” (versión de FM que ya había pasado por las manos de Smith en su carrera en solitario), aparecería como cara B esta vez en el sencillo “Stranger In Stranger Land”, grabado también en su totalidad por Adrian, Nicko y Bruce a la voz, ya que, según palabras de McBrain, ni Harris ni Dave quisieron aprenderse el tema.

Esta reunión de amigotes llegó a tocar en dos conciertos con el nombre ya mencionado. Existió otro concierto secreto en el que se presentaron con la denominación de “The Sherman Tankers”, donde también participaron Steve Harris, Dave Murray y Bruce Dickinson. De este histórico existe alguna que otra grabación pirata.

Como se puede deducir, el álbum ‘Somewhere In Time’ fue muy importante en la creación personal de Adrian; en este nuevo trabajo, Smith compondría en solitario por primera vez para la banda, sobre todo porque Bruce Dickinson, después de tener algunas que otras diferencias con Harris sobre el nuevo rumbo de la banda, decidió desvincularse de cualquier labor compositiva, recayendo gran peso de esa labor en el propio Adrian.

Los discos y sus correspondientes giras fueron apareciendo. Entre concierto y concierto, Smith se relajaba con sus aficiones favoritas: el fútbol, el tenis y la pesca. ¡Incluso llegó a aparecer en la portada de Anglers Mail, revista especializada en pesca deportiva que tuvo que hacer diferentes tiradas debido a la masiva compra realizada por los fans del guitarrista! También tuvo tiempo de casarse con su mujer Natalie (hermana de Carl Dufresne, quien fuera guitarrista de Psycho Motel), teniendo tres hijos en la actualidad.

adrian-smith-pesca

Adrian Smith con su captura

A todo esto, la carrera de Adrian no podía ir mejor: se había convertido en pieza clave en el éxito de la banda. Por eso, cuando en el 90 salto la noticia de que abandonaba Maiden, justo cuando se disponían a grabar del disco ‘No Prayer for the Dying’, fue toda una sorpresa. Así comentó el acontecimiento Harris: “Adrian me comunicó que no podía estar con Maiden al 100 por 100, lo entendí y sentí su marcha. Para estar en Maiden hay que entregarse al 200 por cien, por lo que le deseé la mejor de las suertes” (ya sabemos la exigencia del señor Harris).

A.S.A.P. (Adrian Smith and Proyect) fue su primer proyecto en solitario. Para él, reclutaría antiguos miembros de Urchin, aunque como nota curiosa, también participó a la batería Zak Starkey, hijo de Ringo Starr de The Beatles. El disco se tituló ‘Silver And Gold’ y estuvo claramente enfocado al AOR. Pese a su enfoque comercial, no tuvo el éxito deseado; más bien, pasó sin pena ni gloria.

En ese momento incluso se planteó dejar la música y dedicarse en pleno a su familia, pero un encuentro casual con Jamie Stewart (ex bajista de The Cult), que vivía cerca de Adrian, le convenció de lo contrario. Fue entonces cuando decidieron formar una banda sin apenas pretensiones, más bien por diversión, con la única condición de no entrar a grabar en estudio (según contaba el propio Adrian, estaba harto del negocio de la música.) La banda se llamó “Adrian Smith and The Untouchables”. En principio tocaron en algunos clubes pequeños, pero la cosa terminó en una gira por toda Gran Bretaña.

Entre tanto, en el Monster Of Rock de 1992, Adrian sorprendería a propio y extraños apareciendo en el escenario para interpretar junto a sus ex compañeros “Running Free”: pocos podíamos intuir que esa será la formación futura de “Iron Maiden”.

Después de varios cambios en la formación, el proyecto cambió de nombre, contrato discográfico incluido. En ese momento, la formación pasó a llamarse “Psycho Motel” (como no podría ser de otra forma, al final la cabra tira al monte). Bajo este nombre, llegan a grabar dos discos. El primero se llamó ‘State of Mind’ (1996), LP de hard rock muy influenciado por el estilo alternativo de aquella década de los 90. En ese mismo año, Michael Kiske, ex vocalista de Helloween, contrató a Adrian como  guitarrista invitado a su primer álbum en solitario, ‘Instant Clarity’, participando en varios temas (en febrero de ese mismo año, Psycho Motel llegaría a telonear a los propios Iron Maiden). Este primer trabajo recibió un moderado éxito, que le animó a editar un segundo con el título de ‘Welcome To The World’ en el 97.

Por aquella época, Bruce Dickinson estaba inmerso en su carrera en solitario tras dejar a la Doncella de Hierro en el 93. Tras no conseguir el éxito deseado con ‘Skunkworks’, decidió que su próximo trabajo volvería al sonido más heavy que había abandonado en sus anteriores trabajos; así se reconciliaría con sus fans, que no estaban muy contentos con el nuevo estilo del ex vocalista de la doncella.

Para ello, llamó a Adrian y, junto al productor Roy Z, grabaron dos discos: ‘Accident of Birth’ (1997) y ‘The Chemical Wedding’ (1998). Hablamos de dos trabajos excelentes que volvieron a poner en lo más alto de la escena no solo a Dickinson, sino al propio Smith. Fue tal la importancia y la involucración que Adrian puso en la banda de Bruce, que al final eclipsaría a los propios Psycho Motel, quienes acabaron por desaparecer.

Mientras la pareja DickinsonSmith se encontraban en su mejor momento, sus ex compañeros no lograban mantener el éxito de tiempos atrás: las bajas ventas y la escasa asistencia en sus conciertos, sumados al bajo rendimiento en directo de Blaze Bayley, terminaron por hacer que Harris tomara la decisión de prescindir del vocalista, por lo que Maiden volvía a quedarse sin frontman.

Todos estos factores hicieron que en el 99 Steve Harris y Bruce Dickinson limaran asperezas (que no fueron pocas), desembocando en el regreso no solo de este, sino del propio Adrian Smith (algo que el propio Bruce había pedido como condición a Harris y a Rod Smallwood). Ni qué decir tiene que ninguno de los dos pusieron impedimento alguno, todo lo contrario; paralelamente, Adrian condicionó su vuelta a la continuidad de Janick Gers, por lo que Maiden quedaría formado por tres guitarras. Con este lineup harían una gira mundial apoyada por un CD recopilatorio llamado ‘Ed Hunter’.

También hubo momentos malos: en el 2008, durante un concierto en Atenas, a Adrian le robaron una de sus guitarras en el backstage. La banda emitió un comunicado ofreciendo una recompensa por la devolución del instrumento, el cual a día de hoy sigue en paradero desconocido. Otro día, un despiste le llevó a perder el móvil (además, este no tenía contraseña) durante la gira americana de “Maiden England”. El aparato en cuestión contenía vídeos con ideas para el álbum ‘The Books Of Souls’, en los que aparecía el guitarrista en gayumbos en una habitación de un hotel cantando y tocando la guitarra. Por fortuna, el móvil fue devuelto por un fan. Imaginad la cara de sorpresa que pondría ante tal documento (¡a quién se le ocurre grabarse con esa pinta!)

Desde su regreso a la banda y hasta la fecha, Adrian, como no podía ser de otra forma sigue, siendo un pilar base en el buen camino de la banda, grabando cinco discos más en estudio. Su última descarga, ‘The Book Of Souls’ tiene prevista una nueva gira mundial que, lamentablemente, no pasará por nuestro país.

Le deseamos lo mejor en este su 60.º aniversario. Que siga cumpliendo muchos más… ¡y si es posible con Iron Maiden!

Micky Maiden

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Categorizado en: , , , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

5 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.