motorhead
Madness Live!
leyendasdelrock
resurrection
farragua
barbarablack
nonno
rivasrock
valira
mrc
villadebilbao
interesvariable
agaisntmyself
ciconia

Entrevistas |Chrigel Glanzmann

«Los humanos no hemos aprendido mucho en los últimos 2.500 años»

Por: Jason Cenador

La numerosa formación suiza es, fuera de toda duda, una institución en el folk metal a escala global, con un estilo que conglomera como nunca antes los sonidos más contundentes y descarnados y el folclore celta más deslumbrante. ‘Ategnatos’, a la venta el 5 de abril, es el primer álbum de estudio en eléctrico tras el cambio de formación más traumático sufrido por el grupo, y sus 16 canciones rebasan con creces las expectativas de un Jason Cenador siempre gustoso de hablar con Chrigel Glanzmann, vocalista y multiinstrumentista amén de todo un veterano de la escena.

¿Cuál es la historia y la temática detrás de este nuevo álbum y sus letras?

“El álbum es, de algún modo, el primero de este tipo, porque vamos más allá en el relato de la historia que en ‘Helvetios’, lidiando con la mitología como lo hicimos en ‘Evocation II’. Lo que hace ‘Ategnatos’ es contemplar y pensar imágenes  y alegorías de la antigua mitología celta, mirando hacia ellas desde la perspectiva de nuestra vida moderna de hoy”.

¿Digamos que vuestras letras tienen ese trasfondo mitológico, pero adaptadas a nuestra vida diaria actual y a nuestra sociedad?

“Es algo que realmente hemos hecho para nosotros mismos personalmente. Cada cultura y cada época tienen su propia mitología, sus leyendas y sus mitos. La cuestión es que los mitos son siempre metafóricos, siempre utilizan imágenes potentes para contar algo. Pienso que la razón para ello es que, a veces, las imágenes pueden explicar ciertas cosas mucho mejor que las palabras. Por eso siempre hemos tenido leyendas, mitos y parábolas. Nosotros, personalmente, estamos convencidos de que estas imágenes y parábolas celtas no han perdido ni un ápice de peso y vigencia, siguen siendo importantes para nosotros hoy. Así lo creemos, y por eso no solo echamos mano de los mitos simplemente por contarlos, sino que los contemplamos con nuestros propios ojos y para nuestras propias vidas”.

¿Cuáles son los mensajes humanistas y sociales que transmiten los mitos sobre los que versan las letras del disco?

“Lo más alucinante para mí fue darme cuenta hasta qué punto siguen siendo vigentes. Te daré un ejemplo: hay dos canciones en el disco, “The Slumber” y “Worship”, que están unidas entre sí y están basadas en el mismo mito. Se trata de un cuento teológico de la antigua Galia y es probablemente el mito celta más antiguo sobre el que seguimos teniendo conocimiento hoy. Probablemente tiene más 2.500 años. Hoy solamente conocemos fragmentos de ese mito, como ocurre con los que conforman el Antiguo Testamento por ejemplo; pero la diferencia es que en el Antiguo Testamento sabemos lo que pasaba con la gente, y en el caso de este mito, no sabemos de dónde viene ni por qué fue escrito exactamente. Solo tenemos el mito. Aun con todo, aparentemente, hace unos 2.500 años debió de haber una situación social que hizo que escribiesen un mito así. Básicamente, versa sobre los incidentes y acontecimientos psicológicos y sociales que acaecieron cuando una personalidad fuerte en forma de dictador asciende y se hace con el favor de la mayoría de la gente. Lo increíble es que si contemplas este mito y lo que describe exactamente, te darás cuenta de que, desafortunadamente, sigue siendo absolutamente válido para todo el mundo hoy en día. Es una cosa bastante triste, porque significa que nosotros, los humanos, no hemos aprendido mucho en los últimos 2.500 años. Es muy estereotípico, puedes mirar tanto hacia el Tercer Reich y Hitler como hacia lo que ocurre con Donald Trump actualmente, y ver lo que ocurre con la mayoría de la gente y cómo actúa. Aunque haga que sus propias vidas sean miserables, prefieren mirar hacia otro lado y seguir a este tipo de personas. Palabra por palabra, el mito es adaptable a la actualidad”.

Para una banda con un estilo tan definido como el de Eluveitie, ¿resulta sencillo innovar álbum tras álbum en el terreno musical?

“Honestamente, no creo que sea difícil. Para nosotros no resulta complicado ni fácil, simplemente es algo sobre lo que no pensamos en absoluto. Nuestra música fluye y va surgiendo, y la creamos del modo que nos encanta hacerlo”.

Ahora que ya tenéis compuesto y en la lanzadera el nuevo disco, ¿cuál es vuestro diagnóstico de las principales novedades que habéis incorporado en él?

“Ahora que está todo listo, definitivamente pienso que hay una evolución en el álbum, las cuales han surgido de una manera muy orgánica y mediante un proceso muy natural guiado principalmente por la intuición. Pienso que hay muchas cosas nuevas, y creo que, especialmente, el trabajo de las guitarras ha evolucionado mucho”.

De hecho, hay un solo de guitarra en la canción “Breath”, uno de los muy pocos que se pueden escuchar en vuestra discografía.

“Así es. Tenemos muchos instrumentos melódicos y no hay una necesidad real de solos de guitarra. Hay un par de solos de guitarra en este álbum, lo cual es inusual en Eluveitie, desde luego. Aparte de eso, el trabajo de guitarras diría que vuelve un poco a las raíces y se asemeja un poco más al de ‘Slania’, si bien es mucho más complejo aunque pueda no parecerlo a simple vista”.

El disco, en efecto, tiene una faceta muy brutal que lo acerca a aquellos álbumes pretéritos. En este contexto, “Threefold Death” es probablemente una de las canciones más oscuras que hayáis escrito nunca. ¿Qué inspiró esa canción tanto musical como letrísticamente?

“Con ella pasó lo mismo que con cualquier otro tema. Cuando componemos música, siempre sabemos y nos gusta saber antes sobre qué va a ir la canción. Es muy importante para nosotros no expresar algo en las letras y después simplemente añadir música, y pensamos que lo que se transmite a través de las letras ha de ser expresado también mediante la música. La música de esta canción también viene a expresar lo que trata su letra, que habla de la muerte y el hecho de morir desde un punto de vista alegórico, así que es un tema muy oscuro tanto musical como letrísticamente”.

En “Deathwalker” diría que os adentráis ligeramente en un metal melódico más contemporáneo, doblando guturales y voces limpias en su estribillo y echando mano de unas melodías que bien podrían describir los teclados de una banda de metal moderno.

“Para ser honesto, ni idea, la verdad. No conozco muchas bandas modernas de metal. Lo cierto es que no escucho música tan a menudo, porque simplemente no tengo mucho tiempo. Pero cuando escucho música puedo dar oídos a cualquier cosa; de hecho, escucho mucho folk. En cualquier caso, mi colección de discos en casa es bastante pequeña y está compuesta por los pocos álbumes que ya tenía hace quince años. Hay alguna que otra banda que he ido descubriendo y me ha gustado, pero no tengo mucho tiempo para leer revistas o meterme en internet para explorar. Habitualmente, cuando descubro algún grupo nuevo lo hago por accidente o cuando estamos de gira y tenemos algún telonero que no había escuchado antes, en cuyo caso si me gusta, me compro su disco. Pero no ocurre muy a menudo”.

‘Ategnatos’ es el primer disco eléctrico que publicáis tras la ruptura con Anna Murphy, Ivo Henzi y Merlin Sutter. ¿Cómo habéis echado de menos su participación?

“La verdad, para ser justo, no la he echado de menos. No me malinterpretes, no lo digo de ninguna manera irrespetuosa, pero mentiría si dijese que he echado de menos algo, porque no lo he hecho. Pienso que es igual para ellos. De hecho, hemos coincidido en el estudio porque la grabación coincidió más o menos con la del nuevo disco de Cellar Darling (Ndr: Nueva banda de los exmiembros de Eluveitie), ellos terminaban cuando nosotros empezábamos. Así que algunos días estuvimos los dos grupos a la vez en el mismo estudio, solo que en diferentes habitaciones. Para los dos era parecido, las dos partes estábamos súper contentas con nuestro nuevo material. Su nuevo disco es alucinante, no sé si lo has escuchado, pero pienso que es absolutamente genial”.

Parece que ahora os lleváis muy bien entre ambas partes, ¿no es así?

“Sí, por supuesto. Hemos pasado los últimos diez años de nuestras vidas básicamente juntos. Buena parte del tiempo hemos estado de gira y cuando no, estábamos en el estudio. Literalmente, hemos pasado nuestras vidas juntos, más o menos. Obviamente, somos amigos, y solo porque no toquemos ya en la misma banda no hemos dejado de serlo”.

Desde luego, aunque se recuerdan aquellos comunicados cruzados que daban a entender que hubo una situación un tanto complicada.

“Sí, claro, fue todo menos fácil. Fue una decisión muy complicada y por supuesto, fue súper duro para todos. Recuerdo haber tenido un par de charlas muy largas con Anna en aquellos días, cuando estaba a punto de decidir que se iba, y fue realmente duro. La última vez que quedamos para hablar de esto, simplemente nos abrazamos y lloramos como una hora seguida. Fue realmente duro a nivel personal, a nivel emocional. Pero lo dicho, no significa que ya no seamos amigos. Ahora incluso bromeamos con que en algún punto nos fundiremos en una única superbanda, porque no solo en este álbum, sino que cuando grabamos el último disco acústico, también coincidimos con ellos en el estudio (risas)”.

¿Te imaginas que esa broma se convierte en algo factible algún día?

“¡No, no, es solo de broma! De lo que sí hemos hablado este año es sobre si deberíamos de girar juntos, lo que personalmente creo que sería jodidamente guay. Pero bueno, ellos son Cellar Darling y nosotros Eluveitie, y tocamos música muy diferente y tenemos diferentes criterios, así que lo de unirse en una única banda no sucederá evidentemente”.

Como comentamos antes, este disco está repleto de temas muy poderosos, entre los que también destacaría “A Cry in the Wilderness”. Después de tantos años sin un nuevo disco convencional de Eluveitie, ¿estabais especialmente ávidos de hacer material más contundente?

“Sí, claro, somos una banda de metal”.

¿Se trata de un disco particularmente trascendente en vuestra carrera al ser el primero en eléctrico con la actual formación?

“Honestamente, no lo sé. Tal vez lo sea para los fans, pero nosotros no lo sentimos tan así. Está claro que es un disco muy importante para nosotros, pero lo sería de cualquier manera, hubiera habido o no un cambio de formación. Pero quizá tengas razón, especialmente los seguidores pueden percibirlo como un álbum importante y sentir curiosidad por él, por escuchar cómo suena Fabienne en canciones de metal”.

Hablando de Fabienne, exhibe de largo sus méritos para ser la vocalista femenina de Eluveitie en “Black Water Down”. ¿Por qué fue vuestra mejor opción?

“Cuando Anna dejó la banda, fue realmente difícil encontrar nueva cantante, porque Anna dejó un gran vacío por llenar. Nos tomamos nuestro tiempo, y no te miento si te digo que probamos más de cien vocalistas. En persona. Hubo que viajar mucho y emplear mucho tiempo, pero era importante. En aquel periodo, cuando Fiabianne apareció nos dejó alucinados y resultó ser la mejor opción que había. Realmente fue Jonas (Wolf, guitarrista) quien la trajo y nos habló de ella. Le pidió que grabase algo y nos lo mandase. Recuerdo que era otoño, y estaba sentado en el balcón con Nicole, nuestra violinista, cuando llegó el e-mail de Fabienne. Llevábamos meses escuchando muchas grabaciones de cantantes, habíamos escuchado de todo, pero cuando abrimos este e-mail y escuchamos su contenido, después de cinco segundos, estaba totalmente claro que iba a ser ella. Nicole y yo nos miramos, y ambos teníamos lágrimas en los ojos, porque vimos claro al escuchar la voz de Fabienne que era ella”.

¿Qué cualidades buscabais en la nueva vocalista?

“Muchas cosas. Obviamente, las cualidades como vocalista han de ser muy altas, pero no solo eso. Fabienne es extremadamente cualificada, pero no fue eso lo que nos convenció; creo que tiene algo en su voz que llega directamente al corazón. Eso es lo que nos convenció inmediatamente. Y volviendo a la pregunta anterior, no creo que fuera la mejor opción que jamás hayamos tenido, porque no pienso que se pueda decir de esa manera. En los tiempos con Anna, Anna era la mejor opción para nosotros. Después, esa época terminó y ahora es una nueva en la que Fabienne es la mejor opción. Pero no creo que se pueda comparar o algo así, porque cada cantante, cada músico, es totalmente único, y es necesario que sea así. Lo que no habríamos hecho nunca es buscar una vocalista que fuera como Anna, eso habría sido estúpido, no se puede hacer. No pienso, por tanto, que Fabienne sea la mejor vocalista que hayamos tenido jamás. Pienso que hubo un capítulo con Anna, un capítulo con Linda antes que ella y ahora hay un capítulo con Fabienne”.

Otro tema en el que destaca la voz de Fabienne es “Ambiramus”, probablemente el más accesible del disco, que recuerda a la onda que llevaban temas como, por ejemplo, “The Call of the Mountain”. ¿Qué perseguís en este tipo de canciones más pegadizas que incluís en prácticamente todos vuestros discos?

“La verdad es que esta canción simplemente surgió muy espontáneamente en el estudio. El tema no estaba ni compuesto cuando nos metimos a grabar. El último día de la grabación de baterías, cuando Alain había terminado, estábamos mientras tanto Jonas, Tommy (Vetterli, productor) y yo sentados en la cocina jugueteando con algunas melodías, y en cosa de veinte minutos esta canción simplemente aconteció. Lo siguiente fue Alain tocándola tras la batería”.

Aún hay gente que no lo conoce, pero llevas metido de lleno en el metal desde comienzos de los noventa. ¿Cómo percibes todos los cambios que han sucedido a lo largo de casi tres décadas?

“Es difícil de decir. Hubo un tiempo en el que el metal se volvió de alguna manera más débil, y estoy muy feliz y agradecido de que aquello haya pasado y el metal se haya fortalecido ahora”.

De modo que no estás de acuerdo con Gene Simmons cuando dijo aquello de que el rock ha muerto.

“Bueno, sí él lo piensa, yo desde luego no”.

¿Por dónde pasa vuestro futuro en los próximos meses y dónde te gustaría estar de aquí a diez años?

“Empezando por lo segundo, en diez años me gustaría estar en casa (risas). Siempre me gusta estar en casa. Pero antes vamos a recorrer el globo alguna que otra vez. Tras la gira en Latinoamérica, hemos regresado a casa, pero prácticamente para lavar la ropa y poco más.  Tenemos por delante fechas en China, Australia y Nueva Zelanda antes de que en verano regresemos a Europa para tocar en un buen puñado de festivales. En otoño continuaremos girando en Norteamérica, y después de eso tendremos una gira europea bastante larga con Lacuna Coil e Infected Train. ¡Estamos deseando que llegue!”

Ahora empiezo a entender por qué me dices que en diez años esperas estar en tu casa. ¿Era una forma de hablar o te referías a quedarte permanentemente en casa sin publicar más discos de Eluveitie y salir más de gira?

“No, no me refería eso. Voy directo ahora a la mitad de la cuarentena y quizá llega un día en el que esté demasiado mayor para girar, pero no creo que jamás fuera capaz de dejar de crear música. No puedo imaginar eso”.

 

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

1 comentario

  • Juandie says:

    Lo de la fuga de varios miembros de su formación fue una pena pero por fortuna ELUVEITIE siguen fieles a su estilo Folk Metalero y ahí siguen publicando grandes álbumnes. Me ha encantado su videoclip de ATEGNATOS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.