bones factory 2
korriban
leaving mars
titeres ok
barrena
Anunnaki
the rasmus
aienruta
leo carnicella

Entrevistas |Michael Mills (Toehider)

«Me he guiado por bandas como Rush, Dream Teather y Queen»

Por: Josep Fleitas

Jugar con el pasado es un ejercicio necesario. Volver a reproducir momentos, lugares, personas, circunstancias, nos hacen revivir sensaciones, vivencias, unas mejores que otras, pero, es curioso, nuestro cerebro se encarga de distribuir estos cortometrajes de una forma muy especial, aportando endorfinas a los momentos más disfrutables y pasando en frío, como en blanco y negro, los que nos han hecho sentir desasosiegos, ese es el efecto cuando se activa la memoria.

El pasado 9 de este mes de septiembre se editó un nuevo capítulo de uno de los personajes más dinámicos del rock, el genio australiano Michael Mills y sus Toehider, una formación a la que mejor no dedicar tiempo a catalogar, lo que hace es “simplemente” buena música. Y eso queda más que catalogado en una nueva experiencia de 47 minutos y 47 segundos, una oda llamada ‘I Have Little To No Memory of These Memories’, una canción que por sí sola completa un álbum que Josep Fleitas se encarga de desmenuzar a base de las pesquisas que surgen desde la curiosidad de querer conocer y entender más al superlativo Michael Mills y su ciclópea nueva creación.

La escucha de ‘I Have Little To No Memory of These Memories’ me ha sorprendido gratamente. Debo serte sincero y decirte que, al saber que este era un álbum conceptual, me esperaba algo menos digerible que lo que me he encontrado. ¿Podemos decir que la idea del concepto del álbum, de una ópera rock, surge de tus colaboraciones con Lucassen en Ayreon y Star One?

"En 2013, cuando Lucassen me pidió colaborar con él en ‘The Theory of Everything’, no cabía en mi asombro, todo un talento como él quería que participase en uno de sus trabajos. Realmente fue todo un placer poder trabajar con él en ese álbum, y de ahí seguir haciéndolo tanto en Ayreon como este año en Star One (‘Revel in Time’). Y desde luego que eso ha sido una inspiración para mí, una inspiración, una motivación y un orgullo. Sin embargo, no todo ha surgido de ahí. Cuando estaba en la universidad ya me motivaban las óperas rock y los discos conceptuales como ‘Tommy’ de The Who, Pink Floyd con ‘The Wall’ y ‘Operation Mindcrime’ de Queensrÿche… Siempre me había rondado la idea de hacer algo en ese sentido, y ahora, aunque me ha costado tres años componerlo, he tenido la motivación de crear mi propio álbum conceptual".

“Cuando trabajo en algo nuevo me siento muy cómodo y juego con ello como un niño al que le gusta perfeccionar las cosas para luego poder disfrutar y sentirme satisfecho de lo que he creado”

Te defines a ti mismo como cantante y guitarrista, aunque realmente tú eres el espíritu, alma, genio y figura de Toehider. Eres productor, letrista, arreglista, multiinstrumentista… Aquí tenemos una frase para eso, decimos que eres un “Juan Palomo, yo me lo guiso yo me lo como…” ¿Qué parte de todo ello es lo que mejor se te da y qué es lo que odias hacer?

"(Risas) Sí, conozco la frase, es muy adecuada… Yo no diría que odie ninguna de las facetas, aunque debo reconocer que lo que más tiempo me lleva es grabar las partes de la batería, marcar los ritmos para todo cuando uno lo hace en solitario no es fácil. De todas formas, y sin duda, lo más difícil de todo para mí es crear las letras. Por otro lado, me divierto mucho durante el proceso de mezclas, producción y masterización, en ese sentido cuando trabajo en algo nuevo me siento muy cómodo y juego con ello como un niño al que le gusta perfeccionar las cosas para poder disfrutar y sentirme satisfecho de lo que he creado".

Normalmente, sueles crear primero la música y luego incluyes las letras a las canciones, pero en esta ocasión lo has hecho a la inversa. Supongo que al ser una obra conceptual primero debías tener presente la historia para "musicarla" después. ¿Ha sido ese el motivo de tu cambio de estrategia?

"Sí, en esta ocasión ha sido así, pero, aunque casi siempre es como comentas, en algunas ocasiones creo la letra y luego propongo la música, eso depende de las circunstancias y del tipo de canción. Incluso a veces cambio cosas en la música o las letras dependiendo del encaje que tenga lo uno con lo otro. Lo cierto es que, como te había comentado, para mí es mucho más fácil componer la música que escribir las letras".

Como hace Lucassen en sus obras, ¿has pensado en contar con colaboraciones especiales en las partes vocales?

"La verdad es que no es algo que me haya planteado, porque si eso ha pasado ha sido a la inversa, aunque podría ser una idea interesante..."

En el caso de que llegases a hacerlo, ¿con qué cantantes te gustaría contar como colaboradores en un álbum tuyo?

"La verdad es que todo el que quisiera colaborar sería bienvenido, pero con quien realmente me gustaría contar es con Lucassen. ¡Sería perfecto!"

Definir la música de Toehider no es fácil, en ella cabe casi todo: progresivo, experimental, sinfónico, folk, pop, partes del metal en diferentes facetas como el heavy, el power y el thrash… En todo ello se encaban muchas referencias y muchas influencias. En mi opinión Toehider es una banda para disfrutar con los sentidos y la mente abierta, una mezcla entre Leprous, Rush y los Queen más roqueros y los más comerciales... ¿Qué bandas son las que escuchas y te motivan para componer tus canciones?

"Sin duda Rush han sido siempre una de mis grandes influencias, pero para este álbum me he guiado por las partes de mis bandas favoritas de progresivo, bandas como Rush, Dream Teather y Queensrÿche, además de Queen y Arjen. Ellos han sido gran parte de mi motivación e inspiración. Pero por definir aún más, sin lugar a dudas y a nivel general, Rush y Queen tienen un lugar muy especial en mi corazón, por lo que sus influencias siempre están presentes de una manera muy directa".

Te he nombrado a una banda a la que no me has hecho referencia como influencia, y concretamente lo he hecho porque, al igual que tú, estos noruegos, además de contar también con muchos cambios en sus composiciones, utilizan mucho el tratamiento de las partes vocales para dar amplitud a su música, me refiero a Leprous, una banda también de amplio espectro musical y difícil de etiquetar…

"Ufff, sí, ellos son una gran banda. A mí, también me gusta mucho poder experimentar con diferentes tonos y matices de voz que le den textura y profundidad a la música. Me gusta modular la voz de manera que las letras y la música se vean exaltadas por los timbres que empleo en cada momento. Es por ello que me encanta Queen. Freddie era todo un maestro en ello. Por otro lado, eso era algo muy regular en los setenta, entonces las bandas se preocupaban por todos los aspectos que llenaban las canciones, pienso, sin desmerecer a nada ni a nadie, que mucho más que ahora. Me encanta proveer a mi música con muchos matices vocales, me gusta incluir todos los que puedan hacer sonar bien y crear ambiente en una canción".

En la trayectoria de Toehider podemos encontrarnos con quince EPs (¡doce de ellos grabados en un solo año!), cuatro compilaciones, ocho singles y, contando con éste, cuatro LPs. ¿Cómo decides que tu trabajo va a ir para un single, un EP o un LP?

"Esta es otra pregunta interesante para responder, pero es fácil hacerlo… Me encanta experimentar, de ahí que haya creado doce EPs en doce meses. Me propuse hacer uno por mes y no me costó hacerlo, no me importó el trabajo, me lo pasé muy bien. Con ello no quería demostrar nada, solo recrear mis ideas y experimentar un montón de cosas que rondaban en mi cabeza. No sé si realmente es la respuesta que querías escuchar…"

Desde luego que es otra respuesta con una gran coherencia… En ese sentido: ¿Crees que menos es más y de ahí que hayas editado muchos más EPs que LPs?

"Realmente ese es el motivo de crear un álbum con una duración u otra. Experimento, y cuando siento que tengo lo que quería, lo expongo, a veces es solo la idea de una canción y pienso, está muy bien, voy a editarla como single, caso de “The Hoarder”, y otras las ideas fluyen hasta volver a pensar en que ya todo está finalizado".

En 2017 estuviste en concierto en nuestro país, aunque por cuestiones de trabajo no pude desplazarme hasta tu único show ya que solo actuaste una fecha en Madrid. ¿Hay alguna oferta para que podamos disfrutar de tus directos en breve?

"La verdad es que recuerdo muy bien ese concierto, de hecho, esa fue una de mis mejores actuaciones en el tour que pude hacer ese año. Para serte sincero, para mí es un riesgo muy grande hacer una gira por Europa, estoy muy lejos de vosotros y para los promotores y para mí todo se encarece mucho, pero estoy trabajando para poder hacer algo el próximo año, y ojalá pueda volver a estar en Madrid y otras ciudades de tu país actuando, sería genial poder hacerlo, por ganas e intentarlo no va a quedar".

Como ya conocemos, el álbum consta de una sola canción de 47 minutos y 47 segundos. ¿Existe algún mensaje subliminal en la duración 47:47?

"Realmente, cuando estuve componiendo no pensé en el tiempo que debería durar la canción, realmente fue pura coincidencia que el álbum dure 47 minutos y 47 segundos, aunque podría existir, realmente no hay nada oculto ni especial en el número".

De manera muy original, el álbum se compone de una sola canción, pero en ella hay diferentes partes y cambios de estilos, tempos y cuadraturas, si te parece bien, me referiré a esos espacios por los minutos en los que están expuestos. De hecho, hay tres que me han emocionado de una manera muy especial. El primero es el que está en mitad del álbum, sobre el minuto 18, éste es un tramo que me ha recordado, y mucho, a la etapa de Black Sabbath con Tony Martin a las voces…

"Sí, en esta ocasión el disco lo he hecho así, sin cortes, como si todo fuera una canción dividida en diferentes variantes, porque soy un gran fan de la música de los setenta, bandas como Jethro Tull, Yes o Mike Oldfield hicieron lo mismo que yo ahora reproduzco, una sola pieza musical dividida en diferentes partes. Por ejemplo, Jethro Tull lo hizo así en el icónico ‘This as A Brick’. Siendo más concreto en la parte que me comentas, pienso que Black Sabbath de la época del ‘Headless Cross’ contiene un espíritu que le separa de lo que había hecho y que después de Ozzy, Dio y Gillan crea una época más intensa, oscura y heavy. Tony incluye unos riffs mucho más profundos y pesados, algo que precisamente quería exponer en el álbum, una parte densa y de cuerpo heavy que me alegra que hayas sabido descifrar".

La siguiente parte que me gustaría comentar es justo la que va tras él, sobre el minuto 22.En esta ocasión, este es un espacio con un inicio muy a lo Van Halen, pero que va transmutando en partes de progresivo, melódico, sinfónico y pop, una fusión entre los Rush más clásicos y una reparticiones que me recuerdan en alternancias a los Queen de sus etapas más roqueras y pop…

"Te va a parecer extraño, pero, aunque estoy de acuerdo con tus referencias, lo cierto es que para componer esta parte de la canción me inspiré en The Police. Me encantan los discos de The Police, y esta es una referencia hacia esas partes pop, pero de contenido progresivo que ellos fueron capaces de fusionar dando un aspecto mucho más capaz y complejo a la música pop, ya que en ella habían muchas ambientaciones, coros, e incluso algo de hard rock, y eso es precisamente lo que he querido incluir en esta parte".

La tercera parte es el penúltimo tramo del álbum. Sobre el minuto 43 encontramos una parte de la canción que me ha recordado a los Marillion de aquel álbum que editaron en 2004, ‘Marbles’, algo que he relacionado sobre todo por el tratamiento de unas guitarras y voces cuyos riffs y coros tienen un sonido muy en el estilo de los Steve, Rothery y Hogarth…

"Marillion me parece una gran banda que influenció mucho la escena en los ochenta. Me gusta su etapa con Fish, pero debo confesarte que no he sido muy seguidor suyo y que no han sido una influencia en ese sentido, pero voy a escuchar bien ese parecido que me comentas, ya que a veces escuchas algo y se te queda en el subconsciente y de repente aflora sin saber porqué".

Para finalizar, Michael, en tu discografía no hay ningún álbum en directo. Tras la edición de este nuevo trabajo, ¿es hora de pensar en editar un álbum en directo?

"¡Es una idea muy buena! Quizás el próximo año haga algo en ese sentido. Me encanta tocar en directo, de hecho, compongo la música con la idea de que se pueda reproducir cien por cien en directo, así que recojo tu idea y voy a ponerla en práctica".

Escucha 'I Have Little To No Memory of These Memories’ en spotify:

Etiquetas: , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.