64 nudos
icaro
motores
psychic equalizer
kutxi romero
gallos

Entrevistas |José Luis Martín (La Jaula)

«Hemos sacado toda nuestra artillería en cuanto a canciones propias»

Por: Alfredo Villaescusa


Ocho años después de que viera la luz ‘Juegos de azar’, La Jaula ya se encuentra embarcada en la grabación del sucesor de dicho disco, trabajo se llamará ‘Sangre y vino’. De los pormenores de la preparación de su segundo álbum y la actualidad del combo de rock granadino – que gusta de incluir versiones en sus directos a la vez que reinvindica su faceta de banda con temas originales – de cara a un regreso a los escenarios con todas las de la ley hablan entre otros asuntos el cantante y guitarrista José Luis Martín y Alfredo Villaescusa.

Para los que no os conozcan, ¿cuál ha sido vuestra trayectoria hasta la fecha?

“Allá por el 2001 grabé una maqueta llamada ‘Debilidades ajenas’ con la ayuda de los primeros músicos de la banda. Este trabajo hizo posible empezar algunos concursos y sonar por las radios. De forma paralela hacíamos versiones del pop y rock español por los garitos y salas de conciertos. Con los dos proyectos abiertos la cosa fue creciendo de tal forma que han pasado 20 años girando por toda España, y han pasado volados. En esos años me acompañaron diferentes formaciones hasta alcanzar una mayor estabilidad como banda por el año 2010. El espectáculo “Jaulero”, eso sí, siempre da pie a otro concierto, a otra ciudad, a continuar la aventura por cualquier parte del mapa, en fiestas privadas, públicas y, en definitiva, donde se nos reclame. Creo que no nos queda un hueco a donde no hayamos llevado nuestro show”.

Publicasteis un álbum llamado ‘Juegos de azar’, ¿qué ha supuesto para vosotros?

“Principalmente poder realizarnos como músicos, ya que es un disco con una selección de canciones muy particular, y cada uno de esos temas nos puso a prueba. Fue un auténtico reto conseguir que ‘Juegos de azar’ terminara siendo tan duradero a las modas. He estado más años de los que esperaba moviendo este trabajo, aún hay gente preguntando si queda algún disco , así que se puede decir que ha sido un álbum que nos ha dado mucha satisfacción y como carta de presentación no podía haber sido otro. Nos ha abierto muchas puertas y se ha ganado el respeto de muchísimos músicos de lo mejor del panorama musical español. Más no se puede pedir”.

Dicho trabajo era del 2013, pero creo que tenéis ya otra obra a punto de salir, ¿en qué punto está la composición? ¿Qué podríais adelantar al respecto?

“El nuevo disco llevará por nombre ‘Sangre y vino’. Algunas de sus canciones datan del año 2014, como es el caso de “Granada Rock Star”, que compuse por esa época. A fecha de hoy y con la última formación hay ya cuatro temas grabados en estudio, y el resto de canciones las estamos trabajando con el tiempo que nos permite la situación actual. Estamos grabando por tandas, esperamos volver al estudio en breve y planeamos lanzar el trabajo durante el verano de 2021. Con ‘Sangre y vino’, al igual que en ‘Juegos de azar’, nos movemos en canciones de diferentes estilos dentro del pop y el rock. Me explico: el factor sorpresa es encontrarte con un tema que recuerda a los rockers de los 60, y de repente otro en una honda más heavy. La verdad es que este contraste es el que me pide el cuerpo a la hora de hacer las canciones. Es un disco entretenido (risas). Lo bueno es que en este disco los guitarristas de la banda, Ángel Del Castillo y Alberto Guillén, han compuesto algunas melodías guapísimas a las que estoy poniendo letra y voz, y hemos unido fuerzas en este sentido”.

Parecéis muy influenciados por todo el pop rock de los 80. Destacaría, por citar algunos, desde el aire power pop de La Granja hasta el tono country de Los Secretos, ¿es así? ¿Qué otros nombres añadiríais?

“Hay ciertos grupos españoles que nos han forjado como músicos, y lo mejor que ha ocurrido a La Jaula ha sido esto, aprender de ellos, porque hemos llegado a donde queríamos. El tono country de Los Secretos ha estado presente siempre en nuestro recorrido, y la verdad que para nuestras canciones es un lujo que aparezcan pinceladas y sonidos que puedan recordar a estos maestros. La Granja, Los Secretos, M Clan,  Loquillo, La Guardia, Sangre Azul, Barricada, Rosendo, Alaska, Radio Futura… Están siempre presentes en nuestros conciertos de versiones. A la hora de componer, siempre hay algún guiño a todos estos grupos que consideramos lo mejor de lo mejor de nuestro panorama musical”.

Granada nos ha dado figuras fundamentales del rock patrio como 091 o Lagartija Nick, ¿os han influenciado de alguna manera?

“Por supuesto, a título personal  te puedo decir que los Cero han sido lo mejor que me ocurrió en los principios. Yo crecí cantando canciones de 091, desde la primera hasta la última, y decidí formar La Jaula gracias a ellos. En Granada, 091 son Dioses, siempre ha sido una banda necesaria. No me ha resultado muy difícil lidiar con los músicos que he ido teniendo en cuanto a estilos musicales porque, al menos en Granada, cualquier músico es fan de 091”.

Otra faceta de la banda es como grupo de versiones, ¿os ha aportado esta vertiente un punto de vista diferente, por ejemplo, en las composiciones?

“Lo que hay en nuestras canciones es un aire a muchos grupos españoles que no sabrías decir exactamente si te recuerda a uno u a otro, pero en realidad las composiciones son temas muy personales que van en función de la etapa que vivamos, del momento, de las historias de amor o desamor que me han ocurrido… “Sangre y vino” trata del terrorismo y las catástrofes naturales… Con esto te quiero decir que la canción, cuando empieza a nacer, hay que ir escuchándola, sabiendo por dónde llevarla, y en algunos casos no se parece en nada a lo que hayas escuchado. En otros, puede que se parezca a grupos que nos han influenciado. Como grupo de versiones todos estamos contentos con los resultados, y el verdadero motivo de que no hayamos grabado más discos a día de hoy ha sido que hemos estado de lleno haciendo conciertos de los 80 y 90, y apenas hemos podido parar debido al reclamo que hemos tenido. Mantener una banda de versiones durante 20 años no es fácil, y a la vez es muy buena señal”.

¿Qué planes de directo hay ahora mismo? ¿Cómo son vuestros conciertos?

“Con la situación actual, lo más terrible son las vidas perdidas, y después de esto la de gente que ha ido a la ruina en todos los sectores… El mundo artístico también ha sido duramente golpeado y estamos dentro de los grandes olvidados. Es una pena. De modo que ahora mismo los planes de directo están en el aire, y desde marzo de 2020 hemos tenido tres o cuatro conciertos nada más. Lo bueno del confinamiento ha sido que los artistas y sobre todo los “inquietos” hemos sacado toda nuestra artillería en cuanto a canciones propias, ya sea por aburrimiento o por la inspiración del momento, y en el caso de mucha gente por buscar una vía en la que poder ganar algo con sus canciones dentro de este encierro. La plataformas y sistemas de trabajo online han ayudado mucho a poder seguir mostrando nuestra música. Claro que nuestros conciertos son muy explosivos, con un derroche de energía tremendo, esto siempre es gracias a los directos y a nuestro público, por lo que nunca es igual actuar a través de las redes. Siempre falta eso, el calor de la gente, pero de momento hay que conformarse”.

¿Habéis tenido ya la oportunidad de catar algún concierto con sillas y medidas de distanciamiento social? ¿Qué opináis de este formato?

“Sí, los pocos conciertos que hemos dado han sido así. Todos han respetado mucho las normas y protocolos. Siempre se echa de menos el poder acercarte al público, sobre todo en mi caso, que antes de esta etapa me pasaba más de la mitad del bolo fuera del escenario  con la gente. Les estás viendo mover los pies por debajo de las mesas, en algún momento se ponen de píe a bailar desde su sitio, es otra forma de disfrutar, pero nos sentimos muy agradecidos, la gente con nosotros siempre da todo lo que tiene. Hay algo que también es bueno en este formato, y es que la gente, al estar sentada presta mucha más atención que antes en las letras de las canciones, sobre todo si estás cantando tus propias canciones. Esto es algo que también gusta; cuando la gente presta atención a la canción además de al espectáculo en sí”.

¿De dónde sale el nombre de La Jaula?

“De las metáforas de algunas de mis primeras canciones. Tuve alguna ruptura amorosa, y bastantes líos en ciertos años de mi vida, todo muy intenso, como para escribir varios libros también.  Cuando empecé a componer, no quería que las personas a las que dedicaba las canciones se enteraran de todo el mensaje, simplemente quería desahogarme y sacar todo afuera. La Jaula es un habitáculo cerrado por barrotes, es decir, está entreabierto, como las canciones que hago. Desde ahí es desde donde compongo normalmente”.

Se dice de vosotros que sois capaces de hacer perder los papeles al público, ¿cuándo los perdéis vosotros? ¿Hay alguna versión o tema propio con el que os emocionéis más de la cuenta?

“Cierto, y somos los mejores testigos de cómo nuestro público pierde los papeles, la vergüenza y todo lo que se pueda perder (risas). Hemos visto de todo, ya te digo, nuestros conciertos son intensos, la gente no tarda en arrancarse y unirse a nuestra causa. Es algo que llena mucho el ver a la gente animada, metida de lleno en nuestro espectáculo, y en mi caso, pues te diré que en el escenario los papeles los pierdo siempre. Yesto no es por protocolo o por guiín, esto es por mi propia naturaleza y mi estado de nerviosismo. Nos emocionamos con todas las canciones que hacemos, pero no sé qué tiene el tema “A quién le importa” de Alaska que terminamos por los suelos, y yo en alguna mesa, tejado, balcón o altavoz esperando el momento de poder saltar a donde sea. Aunque esto me ha costado alguna pierna escayolada en varias ocasiones”.

Etiquetas: , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Alfredo Villaescusa

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.