whisky caravan
adventus

Crónicas

Zentaura + Archetype of Disorder + Cain’s Dinasty: Noche tenebrosa

«Las tres bandas regalaron a los asistentes una velada de metal bastante oscura y tenebrosa, que sin duda no olvidarán tan fácilmente»

29 febrero 2020

Sala Barracudas, Madrid

Texto y fotos: Clara S. Gallego

Zentaura

El pasado sábado 29 de febrero, la capital volvía a estar repleta de diferentes ofertas musicales. En concreto, la sala Barracudas acogió los conciertos de Zentaura, Archetype Of Disorder y Cain’s Dinasty. Desde Madrid, Cartagena y Alicante respectivamente, las tres bandas ofrecieron un concierto muy diferente a lo que estamos acostumbrados a escuchar en directo, con una mezcla de estilos bastante peculiar.

Los encargados de abrir la velada fueron Cain’s Dinasty, que comenzaron con grata puntualidad. Ante el público, un escenario decorado con velas, candelabros y demás atrezo que ya adelantaba que nos encontrábamos ante un show terrorífico. Sobre la tarima, Emilio Benavent a la batería, Ramón Valero al bajo, Joaquín Leal y Álex Ramírez a las guitarras, y Rubén Picazo a las voces, que emergió de entre el público como si de un fantasma se tratase.

Cain’s Dinasty

La banda comenzó a golpe de “Fire and Faith”, de su último álbum, ‘Eva’. Con esta apertura pusieron sobre la mesa su estilo, power metal con mezcla de voces limpias y guturales, aderezado con tintes tenebrosos, a los que se unía el look vampírico de algunos de los miembros. La noche continuó con la misma temática con “The Witch of Blood and Lust”, seguida de una vuelta a su primer álbum, ‘Legacy Of Blood’, con el tema “The Journey”.

Turno después para el último de sus singles, que lleva por nombre “The Wanderer”. Con un estilo más power clásico y menos oscuro que el resto, pareció animar bastante a los asistentes. El pequeño tamaño del escenario no impidió que los componentes del grupo se desenvolvieran con total naturalidad. Para “The Shadow of The King”, el vocalista salió ataviado con capa y una máscara demoníaca y con un candil en la mano para pasearse después entre el público con actitud amenazante.

El show siguió con “Darkness Call”, antes del cual el cantante se derramó una “copa de sangre”, haciendo que se asemejara a una mezcla entre concierto y espectáculo de terror. Ya casi para terminar, los alicantinos lanzaron el tema que da nombre a la banda, para dar después el cierre definitivo con “Legacy of Blood”. Breve, pero intenso y sorprendente.

Archetype of Disorder

La noche continuó con Archetype of Disorder. La banda de Cartagena está compuesta por Rose Mack a la voz, Carlos Fisio al bajo, Carlos Rebollo a los teclados, Anthon Lo a la guitarra y Andrés Dueñas a la batería. Tras la la intro “Space Port”, comenzaron con un ambiente lúgubre y el tema “Alpha y omega”, mientras veíamos cómo algunos de los componentes llevaban puestas una especie de mascarillas steampunk con focos.

Por contraposición a la banda que acabamos de escuchar, más orientada hacia el power metal, AOD se mueven más entre el doom metal, el goth metal y el sinfónico, en ocasiones con trazas de heavy metal. Quizá lo más llamativo del grupo sea la voz de la cantante, que mezcla un registro lírico muy agudo con voz más rasgada. Aunque en todo el concierto mantuvieron una línea bastante oscura, a ratos sacaron cortes más animados, como “Dark Water”. “Never To Give Up” y “Oblivion” fueron otros de los temas que sonaron en la Barracudas, además de “Zero” y “Solitude”.

La vocalista no dudó en bajar del escenario a disfrutar de algunos de los temas más cerca del público. Los cartagineses cerraron su repertorio con “Ariadne”, rozando ya la medianoche.

El último concierto fue el de los locales Zentaura. Formados por Javi Calígula a las voces, Rhodwulfl al bajo, Tony Toledo a la batería y con Adrián Galicia (Hedphelym) como guitarrista invitado, arrancaron de forma contundente con “Hispania · Pellis Tauri”, perteneciente a su trabajo más reciente, ‘XXI’s Century Sick Society’. Su peculiar estilo, a medio camino entre el goth metal sinfónico y el metal industrial, con voz grave y profunda, tintes muy oscuros y al mismo tiempo cañeros, sorprendería a cualquiera. Aunque al inicio parecieron tener algún problema técnico, pudieron solventarlo con rapidez.

Zentaura

El siguiente corte fue “Made With Blood”, de su álbum homónimo, con el que reafirmamos la idea de que estamos ante un estilo que hemos escuchado muy pocas veces en directo. Sin embargo, con “Slaves Of Fashion” giraron hacia un estilo más rockero y bailable. Incluso el vocalista se acompañó de una pandereta para el tema.

En general, mantuvieron en todo el directo la misma línea estilística, para no perderla de vista de llamativa que resulta. Los cuatro componentes de la banda amenizaron la noche con temas como “Great Projection” y “The Poker”, con los que hicieron un breve repaso de sus dos trabajos discográficos. Como contrapunto, decidieron incluir “Killing My Dread”, para aportar un toque de balada al concierto.

A continuación, y volviendo a cambiar radicalmente de tercio, lanzaron la potentísima “Fuck U!”, con la que parecieron desafiar al público, ahora más abundante que antes. Hacia el final del show, la banda siguió haciendo bailar al público con “Holly”, para después cerrar el setlist con la cañera “That’s A Rain”.

En definitiva, las tres bandas regalaron a los asistentes una velada de metal bastante oscura y tenebrosa, que sin duda no olvidarán tan fácilmente.

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

1 comentario

  • Juandie dice:

    Potentes descargas por parte de estas tres bandas de Metal de nuestro pais y que con solo dos álbumes en su haber los madrileños ZENTAURA se han asentado como una de las bandas referencia de dicho estilo en nuestro pais ya que calidad tienen de sobra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.