Madness Live!

Crónicas

DevilDriver + Jinjer: Sesión Intensiva

« DevilDriver descargó un intenso directo de apenas una hora»

9 agosto 2018

Razzmatazz II, Barcelona

Texto: Jordi Campàs. Fotos: Markceröck.

Extraño verano este, con varios conciertos en sala en pleno agosto, nada habitual durante décadas, pero las bandas que andan de festivales aprovechan la coyuntura para realizar algún que otro bolo por su cuenta.

Dez Fafara

De ese modo llegaba un cartel bien poderoso, con la relevante y original formación ucraniana Jinjer, que cuenta con una cantante de voz descomunal que sorprende a propios y extraños con ese contraste que muestra en sus canciones, pasando de tesituras suaves y melódicas, a un amplio espectro gutural y gritos estremecedores. Tras una pequeña intro, a cargo de su prodigioso terceto instrumental, apareció Tatiana Shmailyuk soltando un tremendo alarido para interpretar “Who is Gonna Be the One”, de su segundo disco ‘Cloud Factory’. Brazos arriba y de izquierda a derecha para “Words of Wisdom”. Continuaron con varios temas de su tercer, y último álbum hasta la fecha, ‘King of Everything’ (2016). “Sit Stay Roll Over” fue para enloquecer, mientras que “I Speak Astronomy” fue algo más contenida, teniendo en cuenta que tiene pasajes muy melódicos y otros rapidísimos. En “Just Another”, son el guitarra Roman con sus arpegios, y el batería Vladislav con sus golpeos secos y huecos, quienes destacan sobremanera, llegando a dejar la voz de la ucraniana en un segundo plano. “¿Lo estáis pasando bien?”, preguntó la cantante, para dedicar el siguiente tema a todos los piscis presentes, con su corte número uno en Spotify, “Pisces”. Cerraron a lo metalcore con el tema en ucraniano de su ‘Cloud Factory’ que soy incapaz de reproducir, y la veloz “Captain Clock”. Excelente demostración de la banda de Horlivka, que si bien destaca por la tremenda potencia vocal de Tatiana, los chicos Roman, Vladislav y Eugene no tienen nada que envidiar, son auténticos virtuosos. En febrero volverán junto a Soilwork y Amorphis, aunque no sé si dispondrán de los cuarenta minutos de hoy. Veremos.

Su recién editado octavo álbum, es una compilación de versiones de temas del denominado outlaw country, (Johnny Cash, Willy Nelson, Esteve Early, Hank Williams Jr., etc.), ‘Outlaws ‘til the End, Vol. 1’,  y del que, extrañamente, no tocaron ningún tema. DevilDriver se presentó en un Razzmatazz II modo L, es decir, recortado a poco más de la mitad de su aforo, así que unos cuatrocientos asistimos a un repaso de la ya extensa discografía del grupo de Santa Bárbara, California, que ahondó en sus tres primeros trabajos, y  dejó de lado ‘Beast’ y  ‘Pray for the Villains’. Dez Fafara y compañía empezaron a toda pastilla con el tema que abre ‘The Fury of Our Maker’s Hand’, “End of the Line”. Continuaron con otro de este mismo, una embrutecida “Hold Back the Day”.

Tras este demoledor inicio, Dez sonriendo preguntó, ¿Cómo estáis esta noche? y pasó a pedir un circle pit para “Grindfucked”, pero la idea no cuajo, sí en cambio para la siguiente, “Cry for Me Sky”. Hubo tumultos para la extrema agresividad que destilan “Not All Who Wander Are Lost”, y “These Fighting Words”, las dos extraídas de su tercera entrega, ‘The Last Kind Words’ (2007), y de su último disco, ‘Trust No One’ (2016), tan solo la coreada “My Night Sky”. La única versión de la noche sería de los Awolnation, “Sail”, que incluyen en su ‘Winter Kills’ (2013). La fiesta continuó con la rítmica “Before the Hangsman’s Noose”, y “I Could Care Less”. Antes de entrar a matar con “Clouds Over California”, Dez preguntó si había alguien del soleado estado norteamericano, y parece que sí que encontró alguien.

A “Ruthless” le faltó fuerza, la que sí tendría “The Mountain”, con la que finalizaron, ante la sorpresa general, un intenso directo de apenas una hora. Debe ser el formato de horario veraniego, en plan sesión intensiva. Hará una semana, Max y sus Soulfly se estiraron con una hora y veinte minutos, y el sábado pasado, las también paulistas, Nervosa se quedaron en unos sesenta minutos en la infernal sala Monasterio, en lo que pareció acabar en un concurso de camisetas mojadas en sudor, por lo que fue comprensible la duración del show. No era el caso de ayer, y parece que es la duración habitual. Esta noche estarán en el Leyendas, supongo que tocaran menos todavía. En fin, fuera de la ley, pero dentro del horario.

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción