Madness 2
noctambul
dobleesfera
azrael
elhombredelvalle
marionettes
puenterock
rulo
strangers
effe
javiersolo
graspop
ironmaiden

Rulo & La Contrabanda

Basado en hechos reales

Warner Music (2019)

Por: Javier Pérez

7

Si llegas aquí buscando ecos de La Fuga, una vuelta a las raíces del protagonista de esta historia, un fulgor roquero pretérito, o una desbocada sucesión de desgarros con la distorsión por bandera, puedes dejar de leer. Porque, efectivamente, los adelantos que Rulo ha ido soltando durante la larga espera, son ejemplos clarividentes del contenido total: rock de autor, lo llaman. O lo que es lo mismo: rocanrol blandito, coqueteando con el pop en multitud de ocasiones.

A partir de aquí, ya avisado de lo que hay, te cuento lo demás, que no es poco. Y es que el de Reinosa sabe hacer canciones, con más o menos músculo, con más o menos rabia, pero clava temas redondos. El sencillo “Verano del 95” según entra, sale. ¿Algo insulso para presentar el plástico? Pues no te voy a negar que de primeras es probable. Sin embargo, vuelta tras vuelta, te va a aportando matices, dando juego. Además, como él mismo canta: “Aún me sorprendo cuando veo mi foto en las revistas que compraba de niño”, La Heavy entre ellas, supongo. Después suena “Todavía”, que se forma arremolinando más nostalgia, más melodías azucaradas y más acústicas de base, y se te empieza a torcer el morro. “The End” no se desmarca, continúa la pesadumbre que caracteriza al cántabro… y tú continúas echando en falta las entrañas sobre la mesa. “Las señales” es la cuarta, y lejos de tensionar el ambiente, lo relaja aún más, ahora ya tirando directamente del concepto balada.

“Mal de altura” sí da un giro a los acontecimientos. Destila Fito & Fitipaldis por cada poro, enganchándote rápido a la escucha. Ésta la cuelas antes en el tracklist y se habría agradecido. “Polaroid” también la conocimos antes que a sus hermanas. Aglutina mucho del Rulo que acostumbraba a vomitar sentimientos sobre sus canciones; tan sólo la producción general del LP frena el derroche de dolor que se preveía. Cuando ya no te lo esperas, una guitarra eléctrica sin florituras arranca “Bienes y males”, única concesión real al desparrame sobre lo que entendemos como rock & roll. Marca la diferencia, y es muy buena.

“Como la luna” baja los humos de nuevo, pero “El Blues de los sueños rotos” coge cuerpo de élite según se va desarrollando hasta llevarse medalla. Para el final se guarda “La última bala”, esperanzadora en lírica, pero sin duda de la misma sangre que la mayoría en música.

Ronda los 40 minutos, logrando algo tan importante en un álbum, como a veces descuidado: evitar el relleno. A nivel personal debo decir y digo que ya no esperaba de Rulo una colección de temas incendiarios. Creo, y es sólo mi opinión, que a este ‘Basado en hechos reales’ le sobra azúcar y le falta sal, sobre todo desde el prisma de una publicación como la nuestra, lo que no quita para que, si eres capaz de apreciar el terciopelo aquí expuesto y después pincharte a Obituary, lo degustes plácidamente. Es mi caso. Ojalá para el próximo se desmelene locamente, pero mientras se lo piensa, deja que te meza con estas tonadas. No sólo de pan vive el hombre.

Etiquetas: , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Javier Pérez

7 comentarios

  • Juandie says:

    Para la peña que le mole esta banda allá ellos pero por mi parte disfrutaba más de la caña de Fito y Rulo en sus días rockeros y cañeros con LA FUGA.

  • Uno que pasaba por aquí says:

    Sería muy triste asistir una y otra vez a una repetición de temas, guitarras distorsionadas y letras antisistema y de historietas de waterde bar.
    Los artistas también crecen e incluso evolucionan y por ello es de agradecer discos cargados de matices como es este “Basado en hechos reales”, claro también es de entender que a quien escribe está crónica no le guste el disco, pero básicamente es por 2 razones:
    – El periodista cree que está ante un disco de La Fuga (y no es así).
    – El periodista no ha evolucionado y cree que buena música sólo es aquella que se deba escuchar con medio cachi de kalimotxo en la mano y el medio restante empapando la camiseta.

  • Carolina says:

    Yo he escuchado el disco por completo y sigo echando en falta más rock y canciones cañeras como las de antaño pero aún así tiene añgunas canciones que a mi me han llegado.Ya dice en su entrevista que no le sale su parte rock ya y es una pena.Menos mal que en los conciertos repasa un poco toda su discografía y a mi me gana.

  • Javi Ribalta says:

    Sigo a Rulo desde La fuga,me encanta como compone las canciones,tuve la suerte de estar en la presentación del disco en Valencia donde nos regaló 3 canciones a voz y guitarra (no tenía ninguna obligación),y puedo decir que gustará más o menos pero nadie puede decir que no se deja el alma en cada canción.Buenisimo el disco.

  • Antonio says:

    Después de comprar el disco, mi estado es de desilusión, contaba con su falta de Rock pero siempre quedaban sus letras, que en este cd no me llega ninguna, es el disco más flojo de su carrera y espero que haya tocado suelo, a no ser que busque otro tipo de público para sus conciertos y futuros discos . Yo me bajo después de este con tristeza por los buenos ratos que me ha hecho pasar, seguiré escuchando su música en la fuga y sus trabajos anteriores en solitario.
    Reconocer también que La Fuga sin Rulo es Rock sin alma y no me llegan.

  • Maika says:

    Para mí es un disco que roza la perfección. Sus letras vienen desde dentro, y eso se nota. Y la música está muy currada, muy Rulo. Sí hecho de menos ese Rock. Pero creo que debemos respetarle esa evolución personal que se refleja en su música. La vida te lleva y te trae, y parece que a Rulo ahora le mueve la suavidad. Ya vendrá el Rock en otro momento. Mientras a disfrutarlo y esperar sus conciertos. Gracias Rulo.

  • Juan says:

    Me sumo a lo que dice Antonio “yo aquí me bajo, seguiré escuchando sus discos de la fuga y sus discos anteriores en solitario y la actual fuga, post rulo, no me transmite nada.”
    Yo también he evolucionado, tengo familia hijos y por upuesto no hago la vida de chaval, ni bebo ni salgo como antes pero no por eso dejo he tenido que dejar la caña del rock.
    Cuándo me entra la moñez de escuchar pop Dos guitarrazos!!! De cualquier disco calero y ya vuelvo en mi, que a Rulo ya no le viene la inspiración rockera, muy bien, pero que no me diga que es por la edad o por etapas de la vida ni gaitas,

    Yo seguiré prefiriendo la caña rockera al pop inteligente, y tengo 50 y….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.