Madness 2
gusylosimpostores
dobleesfera
omniatransit
reinodehades
mrgoliath
emgrace
azrael
bronco
marionettes
puenterock
noctambul
kingaspo
rulo
strangers
graspop

Paco Ventura

Madre Tierra

Autoeditado (2019)

Por: Roberto Villalba

9.5

Según en palabras del propio Paco, la grabación de este ‘Madre Tierra’ llevaba ya varios años rondándole por la cabeza, incluso desde antes de su anterior ‘Black Moon’ (2015), que contó con invitados de la talla de John Norum, Roland Grapow, Joe Lynn Turner o Fabio Lione.

En esta cuarta entrega como solista, el guitarrista de Medina Azahara nos sorprende con otro trabajo instrumental lleno de inspiración y magia, donde además de dejar pinceladas de algunos de los guitarristas que más le han influenciado como pueden ser Joe Satriani, Steve Vai o Yngwie Malmsteen, también hay mucho del propio Ventura y de ese rock andaluz que corre por sus venas. Para todo ello se vuelve a rodear de un elenco de músicos de primer nivel entre los que podemos destacar: Michael Angelo Batio, Rudy Sarzo, Stuart Hamm, Kiko Loureiro o Jorge Salán entre otros.

“Madre Tierra” (Matan Shmuely, Phil Sousan, Malek Ben Arbia) es la encargada de abrir este viaje sonoro a los sentidos con una preciosa melodía que te engancha desde el principio. El contraste entre las guitarras de Paco y Malek (Myrath) hace que sea un tema muy disfrutable y fácil de recordar. Entre los seguidores del hacha cordobés seguro que recordarán “Hayabusa” (Stuart Hamm, Michael Angelo Batio), ya que partes de este tema han sido utilizadas por Paco en algunas de las master class de guitarra que ha impartido. Aquí encontramos virtuosismo en estado puro, un tema que juega en una onda muy Satriani y que cuenta con un brillante Batio como aliado perfecto en esta batalla de destreza por el mástil. A veces no hace falta hablar para expresar emociones, y el guitarrista andaluz posee ese don que muy pocos tienen. Prueba de ello es “Tu Vida” (Stuart Hamm, Joe Tafolla, Jimmy Waldo), canción muy melódica y sentimental que Ventura ha querido dedicar a su mujer, en la que cualquiera puede sentirse identificado con su ser querido.

Otra de las colaboraciones que más llaman la atención es la que realiza en “Taboo” (Stuart Hamm, Jennifer Batten) la excelente guitarrista Jennifer Batten, conocida por haber girado junto al desaparecido Michael Jackson, en una pieza que está llena de solos trepidantes. Los aires orientales de “Genzai” (Rudy Sarzo, Maya Yoshida), en la que además de contar en las cuatro cuerdas con uno de los mejores bajistas que hay en heavy/hard rock, encontramos a una casi desconocida violinista que nos trasportará con sus bellas melodías directamente al corazón de la cultura japonesa. Para los amantes de ese metal neoclásico que incluía su primer disco ‘Aventura’ (1997), disfrutarán de lo lindo con “Fuga Rampante”. Tema veloz con incursiones en la música clásica y que obviamente recordará a las obras del guitarrista sueco Yngwie Malmsteen.

“Wind Of Damascus” se presenta como una pequeña introducción con aires arabescos para que “Arabestia” (Matan Shmuely, Kiko Loureiro, Malek Ben Arbia), tema que ya apareció en su anterior disco, ‘Black Moon’, vuelva de forma renovada para la ocasión y con la aportación a la guitarra de Malek como novedad, sumándose a las que ya teníamos de Loureiro y Paco. “Silver Surfer” (Mike Lepond, Daniele Gottardo), se caracteriza por tener una esencia muy hardrockera, acompañada de unos solos de guitarra que son una verdadera delicia solo al alcance de muy pocos. “Tras el Espejo” en cambio, comienza como un medio tiempo profundo hasta que termina desembocando en otro corte enérgico que deja salir a su lado más virtuoso.

No podía faltar en este trabajo a nuestro gran Jorge Salán, uno de los mejores guitarristas a nivel internacional, el cual realiza un trabajo sensacional en la segunda mitad del tema “Guitar Land” (Jorge Salán, Tony Franklin). Casi llegando al final, encontramos la sorprendente versión de la canción “Take On Me” (Mike Lepond), del grupo de pop de los ochenta A-ha, llevada totalmente al terreno de Paco, antes de despedirse con “Lágrimas de hielo”, corte que discurre con unas hermosas acústicas de aire neoclásico que nos sumergen (según el autor) en un tema tan preocupante en el planeta como es el deshielo de los polos en el Ártico y la Antártida.

Disco sobresaliente de principio a fin, no solo para los amantes de la guitarra en general, sino para cualquiera que se deje llevar por la música hecha con el corazón, esa que traspasa fronteras y te lleva a cualquier lugar que tu mente o tu alma puedan imaginar. Y en eso, el genio cordobés es un auténtico maestro.

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: , , , , , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.