Madness Live!
rivasrock
dobleesfera
neo
doctoryao
leyendasdelrock
resurrection
jupiter
kikogarcia
parcas
rockinghorse
johndealer
cabramacabra
arwen
nanowarofsteel
joseandrea
zentaura

Overkill

The Wings of War

Nuclear Blast (2019)

Por: Alberto Zamora

9

El thrash metal debería estudiarse en las escuelas, los institutos y las universidades. Nos haría mejores personas. Es posible que, dentro de dicha disciplina, Overkill no fueran una troncal, pero desde luego sí sería una optativa que trincaría gustosamente.

Escuchando un disco como ‘The Wings of War’ uno se da cuenta, además, de lo bien que se ha adaptado el estilo al devenir de los tiempos. Basta con tener una producción adecuada para que cualquier recién llegado al mundo del metal pille de qué va la vaina. Es un estilo capaz de seguir sonando fresco, recurriendo a lugares comunes mil veces transitados antes, y evitando, salvo intención evidente, el regodeo en esencias retro y vintage.

Overkill suenan a grupo de chavales, y dicha frase, aplicada al thrash, género tan unido a la urgencia y la velocidad, representa el mayor de los cumplidos. De este modo, “Last Man Standing” es un comienzo perfecto de disco metal, arrancando in crescendo para pasar a un riff rompe nucas, un estribillo de aires hooligans y un gusto por el heavy clásico reservado para las secciones de virtuosismo al mástil. Excelentes sensaciones que se repiten con el acierto que representa “Believe in a Fight”, que suena a Anthrax, volviendo a hacer buenas canciones. El inicio de “Head in a Pin” parece que sacrifica la velocidad por el groove, pero enseguida meten el turbo para enlazar con una cazurra “Bat Shit Crazy”, que enamora desde su comienzo afilado hasta su final machacón, dejando por el camino un interludio que casi parece King Diamond.

El sentido comienzo de “Distortion” no evita que el tema peque de repetitivo, al depender en demasía de un riff que no es ninguna maravilla. Similar suerte corre “A Mother´s Prayer”, que termina pecando de cansina. Tras el (relativo) bajón, la muy punk-rock “Welcome to the Garden State” demuestra por qué ir a un concierto de Testament con una camiseta de Misfits tiene todo el sentido del mundo. “Where Few Dare to Walk” suena a Metallica, no es cosa vuestra, y “Hole in the Soul” tiene un fantástico estribillo para cerrar el álbum por todo lo alto.

Es cierto que el tono vocal de Gremlin de Bobby Ellsworth no termina de entusiasmarme, pero negar las virtudes de un disco como `The Wings of War´ debería obtener por respuesta un sonorosísimo bofetón.

Etiquetas: , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Alberto Zamora

1 comentario

  • Juandie says:

    Un placer haber leído este pequeño resumen del nuevo álbum de los maestros del Thrash Metal de New Jersey como son OVERKILL. El tema en cuestión suena cañero y brutal. Será un buen trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.