uoho
apologia
mr goliath
nurcry sin temer al sol
gran asalto
runa llena
a destajo
oliskull death metal
invisible
ardi beltza
astral warrior
stratuz
dirty honey

VV.AA.

Boni. Nada más

Warner Music (2022)

Por: Javier Pérez

9

Sensaciones encontradas las que deja este homenaje. Brutales a nivel musical, perfectas para refrescar la memoria de muchos. Duras al recordar que es póstumo. Un merecido y sentido tributo a Francisco Javier Hernández Larrea, Boni, que nos dejó el 8 de enero del año pasado. Una parte importante de la escena estatal se reúne bajo el mismo sol para conjuntar este entramado que eriza la piel.

Nada más llegar a la cita nos reciben con los brazos abiertos M Clan y su reinterpretación del “Salir corriendo”, en la que Tarque amolda sus majestuosas cuerdas vocales para, junto al resto de la banda, aromatizarla con respeto. Rosendo regresa de su letargo en “No hay tregua”, con una reducción importante sobre la grabada en 1986, hasta el punto de convertirla prácticamente en una balada acústica. Cuidado que se juntan Rulo y Fito para apuntalar el rollo que había impuesto el señor Mercado, lo que pasa es que “Aún queda un sitio” encaja mejor en el sosiego. Esta primera toma de contacto cierra el círculo con “Eclipse”, de la que se encargan Tahúres Zurdos, y con “Esta noche no es para andar por esas calles”, con Izal a los mandos. Una entra sin remordimientos en la textura de los de Aurora Beltrán, y la otra mantiene la negrura decadente.

Los primeros de la familia Barricada en hacer acto de presencia son Miss Octubre, que eligen “Pon esa música de nuevo”, haciéndola rugir como sucediera en ‘Barrio conflictivo’. “Chulo” es perfecta para Los Zigarros; la bordan sacándola de contexto y revisándola desde su clásico prisma roquero. Sínkope podrían haber escrito ellos mismos “En la esquina del zorro”, si nos atenemos a lo aquí expuesto. Y ahora llegan Reincidentes, que todo lo que pasa por sus manos toma vida propia. Se lo llevan fácil con “Explosivo”, aunque me sorprende que no hayan ido más atrás en el tiempo.

El cuarteto que cierra el primer disco es variado y gustoso. Apunta: “Correr a ciegas” con Ciclonautas, “Obsesión” con Dikers, Leize haciendo “Juegos ocultos”, y Malaputa, “A toda velocidad”. Toque country unos, sabiendo lo que se cuece en casa los segundos, con cariño los terceros, y arrasando los de Piñas; por ese orden.

Segundo redondo adentro. Es El Drogas quien abre la ruta con “El brillo del raíl”, acertada elección, orquestada al máximo y conmovedora al extremo. No son de casa, pero casi, y es que Marea compartió con los Barri algo más que cercanía territorial. “El trompo” es la elegida, cantada a medias entre el Romero y el Piñas: guapísima. Fuera de la escena sale este tributo para encontrar a Rozalén, que convierte en oro todo lo que toca. Escoge “De hierro tu coraza”, ni más ni menos. Sôber ponen el metal al servicio de “Da igual donde acabar”, registrando otra muesca clave.

El nuevo tinglado que se ha montado Evaristo, Tropa do Carallo, le da una vuelta histórica a “Noche en la ciudad”, haciéndola casi irreconocible. Modificaciones acústicas y orquestales aparte, es la más extraña del compendio. Y entonces, si no andas pendiente del tracklist, la emoción te reclama al son de “Rojo”, que unido a la voz de Cifu… pues te ves en tu pubertad. La nueva formación de La Fuga se encarga de versionar “Abrir y cerrar”, que viene bien; y queda bien. “Tiempos que arden” es para otro de los Romero, el de Bocanada ahora. Mola el estribillo con una producción actual.

La carcoma emerge de nuevo con Koma y Desakato, que se marcan por un lado “Alambre de espino”, y por el otro “El muelle”. Ambas tienen armas para salir airosas, y ambas reducen el poderío de sus intérpretes. Parabellum sabían que si a “Peligroso animal de compañía” únicamente le ponían una capa de su chapa y pintura iba a dar buen resultado. Dicho y hecho. Llegamos al final, donde esperan Porco Bravo con “Bajo control”, Uoho con una brillante “Ya nos veremos”, y la última pincelada que dejó Boni: “Nada más”, una pieza instrumental donde los dos minutos y poco que dura rubrican una colección extensa y completa.

Sin tener ningún conocimiento del motivo de que unos estén y otros no, echo en falta nombres como Porretas, Boikot, Medina Azahara… Gusto personal, supongo. Pero los que están han puesto todo el cariño posible, y se nota en el resultado. Me despido con unas palabras de Isabel Rebolé Armendáriz, viuda de Boni: “Hace poco más de un año el alma de Boni se rompió en mil pedazos de rocanrol.”

Escucha 'Boni. Nada más' en Spotify:

Redacción
Etiquetas: , , , , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

2 comentarios

  • Juandie dice:

    Pedazo de homenaje hacia uno de nuestros músicos más ilustres como fue BONI a través de algunas de nuestras mejores bandas junto con esos 27 temas tanto de mis adorados e históricos BARRICADA como de su carrera en solitario. Me encantaria pillarmelo.

  • Josu dice:

    Discazo…. Por todo lo que significa, por cómo lo ha hecho esta gente… cualquier canción de las que hay en este disco… se te pone la piel de gallina…. Te pueden gustar más o menos… pero entonces LE recuerdas … y que los que están lo han hecho con todo el cariño… de hecho a priori rózalen que no es mi tipo de música, en esta versión se ha salido… todos de 10… solo puedo decir GRACIAS!!!! Y desde allí arriba (o abajo quien sabe… estará donde quiera…seguro)se nos fue una leyenda…Siempre estarás dentro de mi Boni…. He crecido con sus canciones y siempre estarás en mi…. GRANDE BONI!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.