guadaña octubre
visita inesperada
lustrad
jmcp
evanora
medictum ok
el barbas
solos
pipo & travelin\
diamond dogs

Manny Calavera

¡Bienvenidos, muertos!

Autoeditado (2021)

Por: Borja Díaz

8

No hace falta estar bajo los efectos del mezcal para disfrutar de Manny Calavera, aunque a lo mejor sería la forma idónea de sacarle todo el partido a estas siete canciones que nos presenta el grupo madrileño bajo la simple premisa de hacernos disfrutar con humor y buen rollo de clásicos mexicanos.

Clásicos que todos conocemos, pero que revisten de su estilo, ese de bandas como La Pulquería, que transforman todo en una fiesta. Han sacado toda la esencia de aquel país, con estas versiones pasadas por la destilería del rock.

Si hay algo que no va a faltar en ‘¡Bienvenidos, muertos!’ es el sentido del humor, que está presente desde la “Introducción al Mezcalocalipsis”, que funciona como presentación a lo que nos viene después. Desde aquí en adelante, va a ser imposible que no entones a viva voz canciones que sabemos que conoces la letra aunque lo quieras ocultar, como “¡Ay, Jalisco, no te rajes!”, donde la aportación de la trompeta hará que no se te vaya de la cabeza.

Quizás conserva un toque más parecido a la original la canción compuesta por el mexicano Paco Rentería, que se hizo famosa en la película “Desperado”, “La canción del mariachi”, aunque terminen llevándola al "Knights of Cydonia" de Muse. Pero quedas advertido que a partir de aquí las sorpresas van a caer con temas que nunca pensabas que ibas a disfrutar tanto después de electrificarlos. Gracias a este disco te vas a dejar de sentir culpable cuando te pillen cantándolas como si no hubiera un mañana. Nos referimos a “Corazón contento” y “Me gustas mucho”, que suenan irremediablemente potentes y fiesteras, tanto como que se van solos los pies.

Más serios se ponen en “El rey” y “La llorona”, quizás porque los temas lo piden, pero eso no significa que pierdan fuerza, ya que nunca pensaste que ninguno de estos dos temas tendría un solo de guitarra en medio. Para terminar, nos despiden con la versión más moderna, “Negro y azul: la balada de Heisenberg”, con algún guiño que deberías descubrir por ti mismo.

Por lo visto en sus conciertos, tienen más temas versionados, por lo que si este EP se te ha quedado corto, pronto podrían darnos una nueva dosis donde, con toda seguridad, no faltarán canciones pegadizas cargadas de buen rollo. Y es que con ellos sólo se puede decir: ¡Viva México!

Etiquetas: , , , ,

Categorizado en: , ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.