bones factory 2
korriban
crisix lomo promo
Anunnaki
the rasmus
aienruta
leo carnicella
clean agent fire
ambroxx
jj fuentes
yacar

Las cinco baladas imprescindibles de Héroes del Silencio: Sensibilidad, profundidad y épica

14 septiembre, 2022 3:44 pm Publicado por  2 Comentarios

Siempre es complicado tratar de hacer una selección de una obra tan singular como la de Héroes del Silencio, especialmente buscando un tipo concreto de canciones, como es en este caso el de la balada, pero en esta semana en la que celebramos en 27º cumpleaños de 'Avalancha', el que para muchos es el disco más rockero de los aragoneses, elegimos las cinco baladas que nadie debería dejar de escuchar de la obra de los Enrique Bunbury, Juan Valdivia, Joaquín Cardiel y Pedro Andreu.

"La chispa adecuada" ('Avalancha', 1995)

Precisamente partimos desde este álbum final de Héroes del Silencio, publicado en 1995, que en su rudo carácter también escondía joyas te tempo más tranquilo, aunque en la formación aragonesa eso no siempre es sinónimo de hablar de una balada. De esta manera también "La espuma de Venus" y "Opio" eran buenas candidatas para esta sección.

"La chispa adecuada", tercera parte de la trilogía "Bendecida", que se inició en el disco anterior, fue uno de los singles de 'Avalancha' y una de las canciones de más éxito de la banda. La versión publicada posteriormente en 'Rarezas' demostraba que una buena canción lo es con cualquier vestido que se le ponga.

Las siempre metafóricas y enigmáticas letras de Bunbury volvían a poner la mirada en las relaciones más íntimas, quedando siempre entre los fans la idea de tratarse de un tema dedicado a una antigua pareja del vocalista. El potente ataque final de toda la banda, Alan Boguslavsky incluido, es un sello inconfundible del grupo, que hace que muchas canciones cueste catalogarlas como baladas.

"La alacena" ('El espíritu del vino', 1993)

Antes de que me lo digáis, lo digo yo: ¿Y "La herida"? Mi adicción por la parte más dura de ese tema me impide colocarla como balada, aunque lo sea la mayor parte, y el recuerdo de cómo cada escucha de "La alacena" hacía que me temblaran los huesos desde el primer día que la escuché hace que la sensibilidad y profundidad de este corte se cuele entre mis recomendaciones.

El brutal 'El espíritu del vino' se cerraba con esta desgarradora descarga de poesía, piano y cuerdas con la que se rememoraban los tiempos más oscuros de la banda, que nunca terminó de desanclarse de su herencia de los sonidos góticos de los ochenta, aunque aquí hablemos de algo más delicado.

"Con nombre de guerra" ('Senderos de traición, 1990)

Es en el bombazo que supuso 'Senderos de traición' para la carrera de Héroes del Silencio donde encuentro la que podría ser mi balada favorita de su catálogo. Volvemos a 1990 para encontrar esta canción dedicada a las relaciones íntimas más profesionales, lo que la hacía más o menos propicia a su interpretación con la guitarra en las típicas reuniones juveniles según fuera el caso. El sonido acústico se volvía a hacer protagonista, aunque Valdivia tiene reservado su sitio, como casi siempre, para dejar un delicioso (y breve) solo marca de la casa, de los que se paladean.

"Oración" ('Senderos de traición', 1990)

La nostalgia me lleva a incluir otro tema del aclamado disco de 1990, aunque me resisto a que sea el exitazo que supuso "Maldito duende", cuyo carácter de clásico megahit popular se enfrenta a su innegable calidad en mi lucha de preferencias interior. "Oración" nos ofrece todos los ingredientes principales de Héroes del Silencio en su versión más cruda: ambientación oscura, la guitarra arpegiada de Valdivia, los reflexivos textos e interpretación de Bunbury, el característico sonido del bajo de Cardiel llenándolo todo y no pocas veces llevando el timón, y la férrea batería de Andreu poniendo los cimientos a esta joya. ¿Y el solo eléctrico y el airado final? Por supuesto. Ya dije que era un sello del grupo, además de buena parte de su atractivo.

"Fuente esperanza" ('El mar no cesa', 1988)

Cerramos esta selección de las mejores baladas de los Héroes donde todo empezó, en el más luminoso, acústico y de clara herencia gótica ochentera 'El mar no cesa', al que cada nueva visita me aporta una sorpresa más (y ya son cerca de 35 años). En esta ocasión, el carácter de todos los temas hace difícil la elección, y tras descartar "No más lágrimas" o la sublime "El estanque", con la que se abrieron los conciertos de la reunión de 2007, me quedo con esta "Fuente esperanza" por todo lo dicho anteriormente, esa personalidad que ya apuntaba a ser algo distinto en la música de este país, su mística, delicadeza y el carácter épico que poseen cada una de las elecciones de este artículo.

Jorge Bobadilla

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , ,

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por Redacción

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.