Madness 2
evildog
Taken

BARRICADA EN LA CÁRCEL

3 noviembre, 2009 1:39 pm Publicado por  – 6 Comentarios

Hace unos días subimos la noticia de que los navarros actuarían en el lugar donde estuvo ubicada, en tiempos de la Guerra Civil y la posterior dictadura, la Cárcel de Mujeres de Ventas (Madrid). Actualmente ocupan el vacío tras su derribo en 1967 varios bloques de pisos, un pequeño polígono industrial, un aún más pequeño y triste parque de tierra y una minúscula plaza donde por supuesto no hay ninguna placa conmemorativa. Para los curiosos madrileños que quieran visitar el lugar, se encuentra entre las calles de Ramón de Aguinaga, Rufino Blanco y Marqués de Mondéjar, muy cerca tanto de la estación de bomberos como de la plaza de toros. La compañía de discos del grupo nos pidió retirar la noticia, pues se trataba más de una presentación a medios de comunicación que de algo público que causara demasiado revuelo y pudiera atraer la atención del ayuntamiento de Madrid, que cojea del pie derecho.

Aun así, además de cámaras y periodistas, nos encontramos a unos cuantos chavales que no sabían que allí estuvo la cárcel aun cuando la mayoría tenían pinta de estar haciendo pellas del instituto del barrio y de haberse encontrado con el show acústico de casualidad.
Martes, 3 de noviembre. Se pone a la venta hoy el disco-libro ‘La tierra está seca’ y ahí están los Barri, a las doce del mediodía, sentados en bancos de madera para ofrecer tres canciones con dos guitarras acústicas, un bajo de la misma condición y un djembe a modo de percusión.

El Drogas presenta cada uno de los temas, el primero de ellos “13 rosas rojas”, dedicado a la memoria de las malogradas mujeres que estuvieran presas en esa cárcel, de la que partieron para ser fusiladas en un muro del cercano Cementerio de la Almudena, donde sí hay una placa que las recuerda. Al acabar el cantante ha de enjugarse las lágrimas y nos cuenta la historia de otra de las reas, Matilde Landa, que formó parte de la Oficina de Penadas desde donde salvó varias vidas. Siendo trasladada a la cárcel de Palma de Mallorca, las autoridades religiosas luchan por bautizarla a la fuerza como medida propagandística, pero ella se niega hasta tal punto que prefiere arrojarse al vacío desde la enfermería de la prisión, siendo entonces cuando un “cuervo”, durante los 45 minutos que duró su agonía, aprovecha para hacerla “hija de dios”.

Para terminar el grupo interpreta el single, “Por la libertad”, que tanto debe a la obra de Dulce Chacón.
Memoria histórica en primera línea de batalla, ahora más que nunca, ¡A las barricadas!

TEXTO: KALIMONTXO
FOTOS: JUAN DESTROYER

Categorizado en: ,

Esta entrada fue escrita por

6 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.