Crítica de Danko Jones: Wild Cat

6 marzo, 2017 3:49 pm Publicado por 
1 Comentario

danko jones wild catAFM Records
10/10


Debería considerarse especie protegida a todos aquellos que llaman a las cosas por su nombre, sin esos inútiles circunloquios que nos proponen los adalides de la corrección política. Si a alguien le apetece fumar porros, beber hasta reventar o follar como si no hubiera un mañana (oh sí, he mencionado la palabra) digámoslo sin aspavientos, dejémonos de muffins, frapuchinos y demás pijotadas de hipsters de Malasaña. Es hora de revolcar el rock n’ roll por el fango y despojarse de esos perniciosos tics de marcas de diseño que llevan a vender camisetas de los Ramones en grandes superficies.

Cualquiera puede taparse los ojos o mirar hacia otro lado si lo desea, pero lo cierto es que esta nueva entrega de los canadienses es quizás su trabajo más sexual hasta la fecha, y eso que ya es difícil, teniendo en cuenta los antecedentes. Pero si en anteriores ocasiones el lado romántico y el aguerrido parecían ir cada uno por su lado, esta vez las dos vertientes se hallan tan integradas en un todo que hasta cuesta separar una de otra.

El disparo a la yugular de la declaración de principios “I Gotta Rock” ya nos pone lo suficientemente a tono con ese estribillo a lo Misfits que tiene que ser una gozada en directo y una letra que destila bilis y pasión por los cuatro costados. El descaro marca de la casa reaparece en “My Little Rock N’ Roll”, otro indisimulado tributo a las féminas embriagantes, antes dejar el pabellón por las nubes con “Going Out Tonight”, que sigue la senda adrenalínica de “Had Enough” y capta de un plumazo la esencia del álbum, esto es, las farras de sábado noche, el cachondeo y las pibas con las que te quedas turulato. Y si alguien se ofende, pues que se compre un disco de rock progresivo.

El título “You Are My Woman” probablemente hará levantar de nuevo la ceja a los susceptibles, por mucho que la pieza sea una delicia con ese inefable regusto Thin Lizzy y una pizca del irreverente glam escuela The Darkness. Pisan a tope el acelerador en “Let’s Start Dancing”, con solos endiablados y verborrea frenética a lo “Full of Regret” antes de rememorar en cierta manera el mítico “Radar Love” de Golden Earring en el tema homónimo “Wild Cat”.

Y uno se imagina poniendo “She Likes It” a las citas femeninas mientras se sirve una copa de vino y paladea ese estribillo genial que derrocha sensualidad a raudales. Después de los preliminares, ya se sabe lo que toca, Danko también lo tiene claro en “Revolution But Then We Make Love”, haz la guerra, pero no te olvides luego del amor, majete, ese parece el leitmotiv central. Es necesario, ya lo dice en la letra.

Pura pulsión sexual la que domina este trabajo que un servidor ya coloca en la lista de lanzamientos idóneos para escuchar antes de salir de marcha y lo que surja, tiene un efecto similar a un tirito de whisky o cualquier bebida revitalizante. El gato está desbocado y su apetito puede resultar voraz. No admite piensos, verduras ni mierdas de esas, solo sexo y rock n’ roll.

Alfredo Villaescusa

Redacción
¡Síguenos!

Redacción

El equipo de redactores de MariskalRock te trae toda la información del mundo del rock y del metal, en todas sus vertientes.
Redacción
¡Síguenos!
Etiquetas: ,

Categorizado en:

Esta entrada fue escrita por Redacción